Adiestrar a un american staffordshire terrier

Adiestrar a un american staffordshire terrier

Si ya tenemos un american staffordshire terrier o estamos planteándonos adoptar a uno, es muy importante conocer las características y cualidades que ofrece este perro, saber cuáles son los métodos más efectivos de adiestramiento y cómo debemos aplicarlos para lograr un perro adulto sano, sociable y equilibrado.

En este artículo de ExpertoAnimal os daremos algunos consejos básicos y que debes tener en cuenta, antes de adoptarlo o ahora que ya es tu perro para educar de forma adecuada al staffordshire.

Sigue leyendo para conocer a fondo cómo adiestrar un american staffordshire terrier:

Características del american staffordshire terrier

Aunque no es de tamaño exageradamente grande, el american staffordshire terrier destaca por ser un perro de constitución compacta, cuadrada y de porte musculoso. Es considerado un perro de raza potencialmente peligrosa, por este motivo, una vez sea adulto el amstaff debe llevar siempre bozal y correa fuera del hogar. Descubre en ExpertoAnimal cuál es el mejor bozal para tu perro.

Por lo general hablamos de un perro tranquilo dentro y fuera de casa, y aunque es algo tímido con los desconocidos se deja tocar, acariciar y manosear con gratitud. El american staffordshire terrier tiene muchas cualidades y entre ellas destacamos su lealtad, la sensibilidad cuando trata con los niños, su paciencia y su actitud de vigilancia, es un perro protector y un gran compañero.

Además de lo que hemos comentado, hace falta añadir que el amstaff es un perro con unas necesidades medias de ejercicio que, socializado correctamente, se llevará bien con otros perros y mascotas. No por pertenecer a las razas consideradas PPP se trata de un perro agresivo, todo lo contrario, el american staffordshire terrier es un perro excelente y apropiado para todo tipo de familias.

Educación del cachorro

Todos los perros empiezan a aprender desde el momento en el que nacen ya sea imitando a sus padres o a nosotros, dependerá del caso en particular. Si tenemos otro perro en casa bien educado y tranquilo, nuestro cachorro aprenderá de él todas esas cualidades aunque si no tenemos esa suerte nosotros mismos debemos ser su ejemplo. La tranquilidad, la paciencia y la positividad deben ser el pilar de su educación para que él nos corresponda del mismo modo.

Es importante que antes de adoptar a un american staffordshire terrier (o a cualquier otro perro) la familia entera se comprometa a fijar unas pautas y unas normas generales como pueden ser no permitir subirse al sofá u otros, esto dependerá de cada persona.

El pilar fundamental para lograr un perro equilibrado en el futuro es empezar cuanto antes con la socialización del cachorro. Se trata de un proceso gradual en el que presentamos al perro su entorno: personas, perros, otras mascotas etc. Es muy importante llevar a cabo esta etapa para evitar un perro reactivo o miedoso en el futuro.

Debemos tomar precaución en este proceso y evitar un encuentro negativo para no ocasionar un futuro trauma, aún así, podemos afirmar que cuanta más variedad encuentre el cachorro en la socialización mejor la aceptará en un futuro.

Corrige las malas conductas

Si no hemos tenido nunca antes a un perro es importante destacar que las técnicas de dominancia, castigo desmesurado, la utilización de collares de púas o las agresiones físicas son totalmente inapropiadas y es que nuestro cachorro puede desarrollar conductas muy negativas en un futuro si sufre este tipo de técnicas.

Debemos procurar bienestar a nuestra mascota, física y emocionalmente por este motivo es recomendable utilizar el refuerzo positivo y un simple "No" si hace algo que nos desagrada.

El refuerzo positivo se lleva a cabo premiando las actitudes adecuadas del perro como pueden ser: dormir en su cama, orinar en la calle o tener una actitud social con otras mascotas. No hace falta que siempre utilicemos golosinas (aunque son una herramienta maravillosa), también podemos utilizar caricias, besos e incluso una palabra amable "¡Muy bien!". Esta técnica puede llevar tiempo pero es sin duda la más adecuada y la que hará que nuestro perro sienta verdadero amor hacia nosotros.

Órdenes básicas

El american staffordshire terrier es un perro fiel y obediente aunque por su marcado carácter es imprescindible que se le eduque adecuadamente y a una pronta edad evitando así enseñarle los comportamientos agresivos o poco sociables.

Educar a un perro es algo más que enseñarle a sentarse o a dar la pata, es todo aquello lo relacionado con su comportamiento que debe ser afectivo y positivo. Enseñar órdenes básicas es una herramienta perfecta para que nuestro perro cree un vínculo positivo con nosotros además de ser una técnica que hará que se sienta útil dentro del núcleo familiar. También destacamos que adiestrar a un amstaff nos permitirá guiarle en su comportamiento y velar por su seguridad.

¿Qué debo enseñarle a un american staffordshire terrier?

Cuando aún es un cachorro será muy importante enseñarle a hacer sus necesidades fuera de la casa. Se trata de un proceso largo en algunos casos pero imprescindible para una buena higiene dentro del hogar.

Una vez asumido dónde tiene que hacer sus necesidades va a ser de suma importancia enseñarle las cinco órdenes básicas para perros: sentarse, quedarse quieto, estirarse, venir aquí y andar junto a ti.

Deberás enseñarle todas estas órdenes poco a poco y una a una practicando cada día al menos durante diez minutos mediante el refuerzo positivo. Hacer que responda correctamente a tus peticiones te ayudará a hacer que se sienta mentalmente activo y posteriormente recompensado realizándole poco a poco en su etapa adulta. También te será útil cuando decidas hacer una excursión, cuando estés fregando tu casa, si se rompe la correa... Mediante las órdenes de adiestramiento no solo nos comunicamos con nuestro perro, le ayudamos en su seguridad.

Órdenes avanzadas

Una vez nuestro american staffordshire terrier compenda las órdenes básicas ya podemos empezar a enseñarle más opciones como pueden ser dar la pata, traer la pelota etc. Jugar y enseñar de forma positiva ayudará a tu perro a recordar y aplicar aquello que le enseñas. Recuerda que además de lo que hemos comentado es imprescindible que cumplas con sus necesidades básicas del perro.

Si después de aprender las órdenes básicas tienes ganas de más, te animamos a experimentar otro tipo de actividad con tu perro como es el caso del Agility para perros potenciando no solo la obediencia sino también la actividad física.

Paseos, jugos y diversión

El amstaff es un perro activo, sociable y en ocasiones incansable. Es muy importante que pasees a tu perro evitando los errores más frecuentes del paseo como son los tirones de correa entre otros. Al ser un perro con grandes necesidades de actividad física, te recomendamos pasearle al menos tres veces al día sumando un total de 90 minutos diarios de paseo.

A diferencia de lo que muchas personas piensan, el paseo del amstaff (y de cualquier perro) debe ser relajado y beneficioso para él. No debes presionarle para que ande a tu lado o se centre en ti, es su momento de recreo. Debes permitir que transite libremente y que explore el entorno para que pueda disfrutar. Una vez finalizado el paseo y hechas sus necesidades ya puedes dedicar tiempo a la obediencia.

Finalmente debes saber que el amstaff es un perro muy juguetón. Hasta sus últimos años de vida vas a poder disfrutar de un perro muy activo, por lo que incorporar juegos en el paseo, casa o pipi-can es imprescindible en esta raza. Perseguiros mutuamente, utilizar mordedores o pelotas son algunas opciones. Dentro de casa puedes ofrecerle el kong (el de color negro, pues su mandíbula es muy poderosa) y otros objetos que pueda mordisquear a su antojo, es algo que le encanta y con lo que disfrutan muchísimo.

¿Tienes algun consejo que quieras compartir? ¡No dudes en comentar y explicar cómo es tu amstaff!

Si deseas leer más artículos parecidos a Adiestrar a un american staffordshire terrier, te recomendamos que entres en nuestra sección de Educación básica.