Ascitis en gatos - Causas y tratamiento

Ascitis en gatos - Causas y tratamiento

Si compartes tu vida con un amigo felino seguro que te interesa conocer qué problemas de salud puede padecer y qué puedes hacer al respecto. Para ofrecerle una buena calidad de vida tendrás que pasar tiempo con él por muchos motivos, entre los cuales podemos destacar el hecho de conocerlo bien y, así, poder detectar con facilidad si ha tenido algún cambio físico o mental que pueda alertarnos de que quizás está enfermo. Por ejemplo, si detectas que tu gato tiene el vientre hinchado, puede que se trate de ascitis o derrame abdominal.

En ExpertoAnimal ya te hemos hablado de la ascitis en perros, pero si tienes un gato y te interesa conocer más sobre esta condición que también afecta a los felinos domésticos, sigue leyendo este nuevo artículo y conoce con detalle las causas y el tratamiento de la ascitis en gatos.

Qué es la ascitis

También llamada derrame o efusión abdominal,no es una enfermedad en sí sino que se trata de un signo clínico que nos alerta de que hay una patología principal que lo está causando. Esta condición se da cuando hay una acumulación anormal de líquido en el abdomen, el cual puede provenir de un derrame por osmosis a través de los vasos sanguíneos, el sistema linfático o los distintos órganos de esta parte del cuerpo.

Ante los primeros síntomas deberemos acudir al veterinario de forma pronta puesto que en casos graves la acumulación de líquido en el abdomen puede provocar problemas para respirar y, además, la causa subyacente del derrame abdominal puede ser realmente grave e incluso producir la muerte del animal.

Causas de la ascitis en gatos

Como ya hemos apuntado, la efusión o derrame abdominal es una condición en la que se acumula fluido en el abdomen, el cual es conocido como líquido ascítico, por lo que el gato tendrá el vientre hinchado. Esta afección que se da en la zona abdominal puede producirse por una gran cantidad de motivos distintos y, por este motivo, es esencial que un veterinario haga todas las pruebas necesarias para detectar el origen de este signo clínico.

Algunas de las principales causas de líquido abdominal en felinos, es decir que les provocan un edema o acumulación de fluido abdominal, son las siguientes:

  • Insuficiencia cardíaca congestiva del lado derecho
  • Peritonitis infecciosa felina (PIF o FIV en inglés)
  • Trastornos de los riñones como insuficiencia, infección o cálculos
  • Trastornos del hígado, sobre todo inflamación de este
  • Trastornos de la circulación sanguínea y la coagulación
  • Hipoproteinemia o disminución de los niveles de proteína en la sangre
  • Tumores sangrantes o cáncer abdominal, sobre todo en el hígado y biliares
  • Traumatismo con rotura de vasos sanguíneos y/o de órganos internos que provoque sangrado abdominal
  • Ruptura de la vejiga de la orina

Síntomas de un derrame abdominal en felinos

Antes de hablar sobre el tratamiento de la ascitis en gatos, debemos conocer mejor esta afección. Así, algunos detalles más a tener en cuenta sobre esta enfermedad son, por ejemplo, que como la efusión abdominal puede estar causada por varios motivos, además de los que comentaremos a continuación, algunos de los síntomas pueden ser específicos de cada causa, lo que ayuda en el diagnóstico diferencial para conocer el verdadero origen de la afección.

Entre los principales síntomas de líquido abdominal en felinos se encuentran los siguientes:

  • Abdomen inflamado
  • Letargo y apatía
  • Dolor al moverse y acostarse
  • Incremento de peso
  • Pérdida de apetito
  • Anorexia
  • Vómitos
  • Décimas de fiebre
  • Gemidos y quejidos
  • Dolor y sensibilidad al tacto
  • Debilidad muscular
  • Dificultades para respirar

En casos avanzados de este problema de salud puede darse hinchazón del escroto en los machos y de la vulva en las hembras. Además, si a parte de inflamación en el abdomen se observa lo mismo en el pecho puede tratarse también de una efusión pleural, es decir de una acumulación de líquido en la pleura alrededor de los pulmones.

Diagnóstico de la efusión abdominal en gatos

Para diagnosticar el derrame abdominal el veterinario debe realizar un examen físico completo y analizar líquido ascítico previamente extraído y, así, también hallar la causa. Además, hay más pruebas que hay que hacer para estar seguros no solo de que se trata de derrame abdominal y no de otra cosa, sino también para asegurar cuál es el motivo de este. Estas otras pruebas para la ascitis en felinos son las siguientes:

  • Ecografía abdominal
  • Radiografía abdominal
  • Análisis de orina
  • Análisis de sangre
  • Cultivos

Tratamiento de la ascitis en gatos

El tratamiento de la efusión abdominal felina depende completamente de la enfermedad o problema principal que la haya causado. Por ejemplo, si hay infección se deberá tratar con antibióticos, si la causa es un traumatismo habrá que valorar la posibilidad de cirugía inmediata por todo el riesgo que conlleva la situación y, si hay un tumor, habrá que plantearse un tratamiento adecuado o la cirugía. Pero, en cualquiera de los casos por los que haya un edema abdominal, el tratamiento a seguir lo deberá indicar el veterinario especialista.

Algo que siempre se hace para aliviar al animal mientras se lo trata es proceder al vaciado del líquido ascítico, no solo un poco para analizarlo sino todo el posible cada pocas horas o días según el caso. Además, tanto si los gatos que padecen esta condición están hospitalizados como si están en casa, se les debe dar una alimentación baja en sal puesto que esta favorece la retención de líquidos y en este caso buscamos el efecto contrario. Por este motivo, en ciertos casos en los que el estado de los riñones lo permita, el especialista puede recetar diuréticos.

Prevención de la efusión abdominal en felinos

Tras conocer las causas y el tratamiento de la ascitis en gatos, y más detalles, seguro que quieres conocer cómo prevenir el vientre hinchado en tu gato por este problema. Pero, realmente, no es posible la prevención total de este problema de salud, puesto que son muchas las posibles causas de esta. Así, tan solo podemos tomar algunas precauciones que nos sirvan para reducir el riesgo de que aparezca esta afección en nuestra mascota:

  • Sigue el calendario de vacunas para gatos
  • No dejes que tu gato salga de casa sin control o vigilancia por tu parte
  • Vigila las ventanas y balcones de casa para evitar caídas
  • No mediques a tu gato por tu cuenta, siempre consulta con el veterinario
  • Alimenta a tu mascota con alguno de los mejores piensos

Este artículo es meramente informativo, en ExpertoAnimal.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Ascitis en gatos - Causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra sección de Otros problemas de salud.