Carcinoma de células escamosas en gatos - Síntomas y tratamiento

Carcinoma de células escamosas en gatos - Síntomas y tratamiento

El carcinoma de células escamosas en gatos es un cáncer que aparece con relativa frecuencia, sobre todo en gatos mayores, de color blanco, que se exponen o se han expuesto al sol directo de manera habitual. Como veremos en este artículo de ExpertoAnimal, las lesiones que causa este carcinoma afectan sobre todo a las orejas, la nariz o los párpados.

Por eso, nada más las detectemos, tenemos que acudir al veterinario, ya que un diagnóstico y un tratamiento temprano son fundamentales para un buen pronóstico.

¿Qué es el carcinoma de células escamosas en gatos?

El carcinoma de células escamosas es un tipo de cáncer en gatos asociado a la exposición a la luz solar. Se presenta con relativa frecuencia y es más común que lo padezcan gatos de color blanco y mayor edad, que llevan toda su vida recibiendo los rayos solares.

En concreto, se trata de un tumor maligno que va a destruir el tejido que lo rodea. Con menor frecuencia se extiende a otras partes del cuerpo, como los ganglios linfáticos o los pulmones. Afecta a zonas de piel blanca no pigmentada que están recubiertas por muy poca cantidad de pelo. Por lo tanto, las áreas que se verán más perjudicadas serán las orejas, la nariz o los párpados.

Síntomas de carcinoma de células escamosas en gatos

Lo que apreciaremos en el carcinoma de células escamosas son lesiones en las áreas más vulnerables del cuerpo en cuanto a su contacto con el sol, es decir, orejas, nariz o párpados. En principio aparecen zonas rosadas sin pelo, con alguna costra. Después, las costras irán a más al continuar la exposición a la luz solar. No todas estas heridas son sinónimo de carcinoma, pero algunas sí van a derivar en ello.

Además, cuando la enfermedad se agrava, estas lesiones empeoran su aspecto, la piel se enrojece y surgen úlceras de superficie elevada. Sobre todo en las orejas, estas heridas llegan a sangrar. De esta forma, podríamos resumir así los síntomas de carcinoma de células escamosas en gatos:

  • Zonas rosadas sin pelo.
  • Costras.
  • Piel enrojecida.
  • Úlceras en la piel.
  • Heridas que sangran.

Cualquier lesión que apreciemos en estas zonas debe hacernos acudir de inmediato al veterinario. Es importante actuar con rapidez para evitar que el carcinoma se extienda.

Tratamiento del carcinoma de células escamosas en gatos

El tratamiento solo puede ser prescrito por un veterinario y va a depender de la gravedad de cada caso.

Carcinoma de células escamosas en gatos leve

Cuando las lesiones son muy leves, puede bastar con mantener al gato alejado del sol, sobre todo durante las horas de mayor incidencia. Lo ideal sería, también, ponerle algún producto de protección solar, dada la dificultad que puede suponer evitar que el gato tome el sol. Por supuesto, esta protección tiene que ser apta para gatos y la utilizaremos según las indicaciones del veterinario. Además, hay que vigilar que el gato no se limpie la loción.

En este sentido, para entender mejor a tu felino y poder ayudarle con su problema, quizás te interese conocerle un poco mejor y comprender ¿Por qué a los gatos les gusta el sol?

Carcinoma de células escamosas en gatos grave

En el caso de que las lesiones sean considerables, está indicado tomar una muestra para que su estudio confirme o no el carcinoma. Esta biopsia se realiza con anestesia general. Tras la confirmación, el tratamiento de elección es la extirpación quirúrgica.

En la operación se retira el tumor y un buen margen de tejido sano alrededor para evitar todo lo posible que el cáncer se reproduzca. Desgraciadamente, este tratamiento suele implicar la extirpación de las orejas. Para los cuidadores puede suponer un fuerte impacto pero no va a afectar en nada a la calidad de vida del gato y hay que pensar que las orejas pueden amputarse. Cuando el carcinoma se desarrolla en párpados o nariz, la operación para su extracción es mucho más compleja. En estos casos, es habitual que haya que completar el tratamiento con radio o quimioterapia. Actualmente, también se están desarrollando tratamientos de criocirugía.

¿El carcinoma de células escamosas en gatos se cura?

El pronóstico de esta enfermedad va a depender mucho de la rapidez con la que se obtenga el diagnóstico y, en consecuencia, se inicie el tratamiento. Por eso insistimos en la importancia de acudir al veterinario nada más detectemos la presencia de alguna lesión en las zonas mencionadas. Especialmente si el nuestro es un gato de color blanco.

Cuando la detección es temprana y el carcinoma afecta a las orejas, el pronóstico es favorable, ya que puede ser extirpado con éxito, obteniendo una recuperación completa. En los casos donde la extirpación no puede hacerse totalmente, el pronóstico se considera reservado.

Este artículo es meramente informativo, en ExpertoAnimal.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Carcinoma de células escamosas en gatos - Síntomas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra sección de Otros problemas de salud.

Bibliografía
  • Gemfe. Carcinoma de células escamosas en gatos. Avepa.