Compartir

¿Cómo tener un perro tranquilo?

Por María Besteiros, Auxiliar técnico veterinario y peluquera canina y felina. Actualizado: 31 julio 2018
¿Cómo tener un perro tranquilo?

Ver fichas de Perros

Uno de los problemas del comportamiento que mencionan con frecuencia los cuidadores de perros tiene que ver con la alta energía del animal, que hace que se muestre inquieto, nervioso o ansioso, dificultando así la convivencia.

Un perro alterado es una excusa frecuente que utilizan los desaprensivos para el abandono. Es por tanto una cuestión muy importante aprender cómo tener un perro tranquilo. En este artículo de ExpertoAnimal veremos cómo podemos mantener equilibrado a nuestro perro de forma que disfrutemos de una convivencia feliz.

También te puede interesar: Las razas de perros más tranquilos

Antes de adoptar

Los perros, al igual que todos los animales, tienen su propio carácter individual, por lo que no debemos pensar que todos son cariñosos, juguetones, tranquilos u obedientes. Así, siempre que sea posible, es importante que consultemos con las personas responsables del perro para conocer sus características, de forma que se ajuste a nuestras condiciones vitales.

Si nos preguntamos cómo tener un perro tranquilo, que su energía congenie con la nuestra es el primer paso. Por ejemplo, si vivimos en un piso y pasamos casi todo el día fuera es difícil que podamos atender las necesidades de un cachorro, cuya energía no gastada le llevará, muy probablemente, a provocar destrozos.

La importancia del ejercicio

Si queremos entender cómo tener un perro tranquilo, debemos, en primer lugar, ser conscientes de la importancia del ejercicio. Si bien la intensidad de este va a depender de las características del perro, todos ellos van a necesitar ejercicio diario. El paseo del perro es fundamental y puede complementarse con carreras, saltos, diversos juegos e incluso natación.

Suelen recomendarse tres paseos al día, pudiendo realizar un par de ellos breves, de unos 15 minutos, y otro largo, de unos 40-60, siempre adaptados a las circunstancias del perro y teniendo en cuenta que los cachorros no deben contactar con perros desconocidos ni sus secreciones hasta que no hayan completado su calendario de vacunaciones.

Incluso animales que viven en fincas amplias van a necesitar pasear, pues enseguida conocerán perfectamente el terreno y, sin salir, pueden aburrirse y mostrar signos de inquietud que les llevarán a intentar escapar o provocar destrozos. Un perro adecuadamente ejercitado va a estar más tranquilo en casa.

¿Cómo tener un perro tranquilo? - La importancia del ejercicio

La educación

No se trata de que nuestro perro responda a nuestras indicaciones de forma mecánica, no obstante, conocer las órdenes básicas de obediencia constituye una ayuda a la hora de mantenerlo tranquilo. Estas órdenes suelen ser las que le indican que se siente, que se tumbe, camine a nuestro lado o espere quieto. Si tenemos alguna duda sobre los procesos de aprendizaje podemos consultar con adiestradores caninos profesionales.

La función de esta enseñanza es aportar calma y orientación a nuestro perro en situaciones en las que se puede sentir inquieto. Por ejemplo, si estamos en un lugar desconocido y hostil, como puede ser la clínica veterinaria, o vienen extraños a casa, nuestro perro puede encontrarse confuso y sin saber cómo reaccionar, lo que demostrará ladrando o subiéndose a las personas.

En esos momentos de incertidumbre escuchar una palabra conocida como puede ser quieto o sentado le va a aportar sosiego. Por lo tanto, si queremos saber cómo tener un perro tranquilo, no podemos evitar este paso. Debemos educar siempre en positivo, es decir, no tenemos que reñir y/o castigar, sino elogiar las conductas adecuadas y hacerlo siempre que el perro esté tranquilo para fomentar el comportamiento calmado.

El juego

El juego es otro de los pilares fundamentales a los que debemos prestar atención si queremos saber cómo tener un perro tranquilo. Conociéndolo sabremos cuál es su juego favorito, ya que algunos prefieren correr, otros perseguir pelotas y a algunos les gustan los circuitos de actividades donde también pueden saltar y trepar.

Una buena sesión de juegos con la frecuencia que necesite va a ayudar al perro a liberar energía y, por tanto, mostrarse más tranquilo y receptivo. No obstante, debemos evitar los juegos en los que el animal se muestre excesivamente excitado, nervioso u obsesionado. También es muy conveniente fomentar el juego con otros perros, que sepamos que son amistosos y que están controlados sanitariamente.

¿Cómo tener un perro tranquilo? - El juego

El vínculo

Hemos visto cómo tener un perro tranquilo basándonos en aspectos fundamentales que no pueden entenderse sin hacer referencia al vínculo, es decir, la relación de confianza que debemos establecer con nuestro perro y que va a permitir que se mantenga tranquilo a nuestro lado.

Para fomentarlo, además de compartir paseos y juegos, podemos recurrir a los masajes relajantes por todo su cuerpo. Además, tenemos que hablarle siempre con tranquilidad, con voz suave, ya que el comportamiento del perro va a ser un reflejo de nuestra actitud. De esta manera, si gritamos o gesticulamos, le estaremos transmitiendo inquietud.

¿Por qué mi cachorro no para quieto?

Por último, hablaremos acerca de cómo lograr un cachorro tranquilo, un tema que suele generar muchas dudas entre los tutores poco experimentados. Lo primero será asegurar que la edad de separación de los cachorros con la madre ha sido la adecuada, pues de no ser así es probable que aparezcan conductas relacionadas con la ansiedad.

¿A qué edad se relaja un perro?

Debemos saber que es completamente normal que un cachorro muestre conductas activas y que quiera jugar, pasear y mordisquear todo el tiempo, es un comportamiento que, bien gestionado, va a remitir con el paso de los meses. Para canalizar esta gran energía son válidos los aspectos que hemos comentado y, sobre todo, ser conscientes de que un cachorro no actúa con maldad y necesita ser educado para saber cómo comportarse, dónde hacer sus necesidades, con qué puede jugar y con qué no, etc.

Por ello, cómo tener un perro tranquilo durante esta etapa pasa por establecer unos límites claros, dedicarle mucho tiempo y ofrecerle actividades adecuadas. Si tenemos dificultades debemos consultar con un profesional del comportamiento pero, sobre todo, debemos saber que cuidar de un cachorro requiere trabajo y tiempo, por ello no todas las personas van a poder hacerse cargo y conviene ser conscientes de ello antes de adoptar uno.

¿Cómo tener un perro tranquilo? - ¿Por qué mi cachorro no para quieto?

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Cómo tener un perro tranquilo?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Cuidados básicos.

Escribir comentario sobre ¿Cómo tener un perro tranquilo?

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Su valoración:
Lucía
Hola yo queria saber como acostumbrar a un perro a estar en casa, porque antes mi perro estaba solo fuera y ahora mi perro no para quieto en casa, solo quiere morder cosas...
María Besteiros
Hola, puedes seguir los consejos del artículo. Lo más importante es que gaste su energía y disponga de compañía, entretenimiento y juegos o juguetes para evitar destrozos. Un saludo.

¿Cómo tener un perro tranquilo?
1 de 4
¿Cómo tener un perro tranquilo?

Volver arriba