Consejos para adiestrar a un golden retriever

Consejos para adiestrar a un golden retriever

Tener un perro sin adiestrar es desaprovechar las capacidades innatas de aprendizaje de la mascota y es, probablemente, algo que nos solemos preguntar cuando llega un animal a nuestro hogar. En el caso del golden retriever ocurre lo mismo, y a pesar de que sea una raza de perro con un carácter envidiable, también necesita un buen adiestramiento para no solo poder sacar lo mejor de él, sino también para su dueño con la finalidad de poder vivir en armonía y sin complicaciones añadidas.

Un golden retriever es un perro muy inteligente, y si el adiestramiento es el apropiado, lo normal en ellos es que se comporten prácticamente como una persona más de la familia. En este sentido, si tienes un golden retriever pero no eres experto en esta raza, sigue nuestros consejos para adiestrar a un golden retriever que te ofrecemos en ExpertoAnimal para que todo te resulte mucho más fácil.

Adiestrar a un cachorro de golden retriever

Los expertos en adiestramiento dicen que la mayor tasa de éxito en el adiestramiento canino se da cuando se les empieza a educar desde cachorros, algo que tiene bastante lógica porque suele suceder lo mismo con nosotros, los humanos. Pero también da muy buenos resultados comenzar a adiestrar a un perro con una edad de entre 6 meses y 6 años, pero eso sí, la capacidad de aprendizaje del animal será menor a medida que se hace más mayor.

Es en la paciencia donde falla la mayor parte de los adiestradores amateurs, los cuales muchas veces no insisten al no ver, en períodos cortos de tiempo, buenos resultados a la hora de cambiar la conducta de su mascota. Por ello, lo mejor es comenzar a edades tempranas. Si por ejemplo adiestramos a un cachorro de golden retriever en una edad comprendida entre las 8 y 20 semanas de vida, este tendrá su máxima capacidad de aprendizaje y él mismo, una vez que aprenda algo nuevo, buscará más cosas que aprender. A estas edades tan tempranas el cuerpo del perro todavía no ha comenzado a producir hormonas y eso implica una mayor tasa de éxito en el adiestramiento del can. La falta de hormonas hará que su cachorro se centre más en lo que le dices y, si está correctamente socializado, no en otros perros, personas y otras distracciones relacionadas.

Lo normal es que los cachorros de golden retriever nos sigan de un lado otro y nos tomen como total referencia. El cachorro reaccionará de la misma forma en la que nosotros lo hacemos con otras personas y otros animales, de modo que si nosotros saludamos a alguien enérgicamente, la mascota hará lo mismo y si, por ejemplo, estuviéramos nerviosos al encontrarnos con un amigo, el perro responderá del mismo modo.

Cuando el perro comience a producir hormonas, es cuando empiezan a nacer sus mayores instintos por curiosear, y es ahí cuando nos daremos cuenta de si hubo un adiestramiento previo o no.

Enseñanza de hábitos higiénicos

Debemos elegir el lugar donde nuestra mascota va a realizar sus necesidades y el adiestramiento para hacerlas fuera de casa. Incluye zonas como la hierba, la tierra o el cemento, mientras que en casa será mejor optar por papel de periódico. Lo mejor y más efectivo para enseñar al golden retriever es que siempre haga sus necesidades en el mismo sitio porque cambiarlo puede ser más difícil de interiorizar para él.

Especialmente los cachorros necesitan hacer sus necesidades con bastante frecuencia y, sobre todo, cuando son muy jóvenes deberíamos sacarles a hacerlas cada hora y media. A medida que el cachorro va siendo más grande, podemos hacerlo con una menor frecuencia.

Enseñar a tu cachorro a ir al baño no es especialmente complicado, pero para que lo recuerde no olvides hacer uso del refuerzo positivo mediante felicitaciones y golosinas siempre que lo haga bien para asegurarte de que comprende que te agrada su actitud.

Para la llegada del cachorro de golden retriever a casa, lo ideal sería proporcionarle un área exclusiva y bien definida para él, ya que dejarle toda la casa puede ser demasiado espacio en un principio. Una buena técnica es acondicionarle un lugar que no sea excesivamente grande para que el perro pueda hacer sus necesidades, y acomodar en el sitio opuesto su cama para que pueda dormir tranquilamente. De este modo aprenderá rápidamente que sus necesidades las tiene que hacer fuera de casa o en el papel de periódico cuando no quede más remedio.

Técnica de adiestramiento para captar su atención

Para empezar el adiestramiento del golden retriever y enseñarle algo, lo que tenemos que hacer primero es conseguir que el perro nos preste atención. Busca una palabra determinada cuando le quieras enseñar algo y cuando el animal te preste atención camina hacia él y dale un premio al mismo tiempo que le dices “muy bien” o “buen perro”.

Espera uno o dos minutos y repite lo mismo pero esta vez teniendo una recompensa en la mano y quedándote a 30 cm del perro. Solo enséñale el premio mientras le dices la misma palabra para captar su atención, como puede ser “aprendes”. El perro se acercará a ti, tú harás lo mismo y le darás su premio.

La tercera vez haz lo mismo, pero quédate a una mayor distancia del perro para que de este modo sea él el que tenga que acercase hacia ti. Al darle el premio no te olvides de felicitar a tu mascota.

De este modo logramos dar los primeros pasos de adiestramiento, ya que logramos que el perro entienda que si presta atención a su dueño, va a obtener una recompensa. Así mismo, es importante que en la enseñanza para captar la atención del golden retriever siempre se escoja la misma palabra. "Atención", "atento", pueden ser buenas palabras, aunque puedes escoger cualquier otra con la que te sientas cómodo. Lo importante es que siempre se repita la misma al animal y no pueda confundirla con una de las órdenes que le enseñarás posteriormente.

Recomendaciones básicas de adiestramiento en el golden retriever

Lo mejor es adiestrar al golden retriever diariamente en sesiones cortas, entre 3 y 5 sesiones al día, que duren unos pocos minutos. No conviene que las sesiones se alaguen mucho, ya que queremos la mayor concentración de nuestra mascota y de ser así puede aburrirse y no resultar tan efectivas.

Cuando te encuentres en un estado anímico negativo, cansado o en situaciones de mucho estrés, no practiques el adiestramiento con tu perro, recuerda que los animales captan nuestra energía. El adiestramiento se debe disfrutar y se debe elogiar a la mascota con efusividad y sinceridad cada vez que haga algo bien. Terminar con un ejercicio que sepamos que va a resultar positivo es también recomendable.

También es importante saber que no debemos llamar al golden retriever para que venga a nosotros con la finalidad de regañarle o corregirle, puesto que los perros solo entienden el presente y, de esta forma, solo conseguiremos que asocie el castigo con el acto de venir hacia nosotros. Sin duda, las consecuencias de ello serán negativas, puesto que el can empezará a temernos.

Realizar un curso de adiestramiento canino puede ser una buena idea si te gusta este mundo. Ambas partes, dueño y animal se verán muy beneficiadas sin lugar a dudas.

Un golden retriever es un perro con unas capacidades altas de aprendizaje y con una inteligencia y carácter sobresalientes, pero eso no hace que no precise de un buen adiestramiento, puesto que se pueden dar casos en los que adquieran malos hábitos.

La importancia de la constancia al adiestrar al golden retriever

Cuando el golden retriever haya aprendido a hacer sus necesidades donde hayamos estipulado, esté correctamente socializado y hayamos conseguido que interiorice la palabra escogida para captar su atención, podemos continuar con su educación y pasar a las órdenes básicas. Entre todas ellas, destacan la orden "quieto", "sienta", "ven aquí" y "a mi lado" para hacer que tanto la convivencia como los paseos con el golden retriever se conviertan en algo agradable y positivo para todos. Para saber cómo enseñar a tu perro cada una de las órdenes básicas, no te pierdas nuestro artículo en el que te ofrecemos todos nuestros trucos y consejos.

Sin lugar a dudas, y tal y como apuntamos en el apartado anterior, la clave para conseguir adiestrar al golden retriever, y a cualquier otro perro, reside en la constancia y la paciencia. Si no somos constantes y no trabajamos a diario con el can, le prestamos la atención que necesita y no jugamos con él, no conseguiremos obtener los resultados esperados. Así mismo, no todos los perros aprenden igual de rápido ni interiorizan todas las órdenes de la misma manera. Por ello, debemos tener presente que puede suceder que asimile dónde hacer sus necesidades sin apenas esfuerzo y que, por contra, le cueste varios días entender que debe tumbarse a la orden.

Dedica tiempo a tu golden retriever, ofrécele todos los cuidados que necesita y conseguirás tener un compañero dispuesto a darte todo su cariño y lealtad para siempre.

Si deseas leer más artículos parecidos a Consejos para adiestrar a un golden retriever, te recomendamos que entres en nuestra sección de Educación básica.