Cuidados de un rottweiler cachorro

Cuidados de un rottweiler cachorro

Los rottweiler son una raza de tamaño grande considerada como potencialmente peligrosa. Si vas a adoptar a un rottweiler bebé, primero es necesario que te informes sobre la legislación vigente en tu ciudad sobre este tipo de perros y así evitar problemas.

A pesar de lo que se pueda pensar, los rottweiler son perros tranquilos, cariñosos y tremendamente inteligentes. Aprenden muy rápido y si los adiestramos correctamente, tendremos un compañero fiel y guardián para toda la vida. Son también muy dominantes y fuertes, por lo que durante su etapa de crecimiento es recomendable educarlos estrictamente.

Descubre en este artículo de Expertoanimal cuáles son los cuidados de un rottweiler cachorro y consigue que el nuevo miembro de la familia crezca sano, estable y feliz.

La alimentación de un rottweiler cachorro

Entre los cuidados de un rottweiler cachorro se encuentra la alimentación. Lo ideal para alimentar a un perro, tenga la edad que tenga, es darle comida de calidad, pero esto se vuelve enormemente importante cuando se trata de un cachorro. Durante la etapa de crecimiento de nuestro rottweiler tendremos que aportarle los nutrientes necesarios para llegue a ser un adulto fuerte y saludable y esto lo conseguiremos con pienso de alta calidad para cachorros.

El pienso habrá que dárselo una vez que estén preparados para el destete y lo recomendable es alimentarlos tres veces al día. Los rottweiler son propensos a sufrir torsiones gástricas, por lo que deberás elegir alimentos bajos en grasas y dejar que descanse al menos durante una hora después de cada comida para prevenir esta enfermedad.

Higiene del rottwieler cachorro

La higiene de esta raza no es especialmente complicada. Tiene el pelaje corto y duro y bastará con cepillarlo dos veces a la semana con un cepillo de cerdas pequeñas y suaves para eliminar el pelo muerto.

No debemos bañarlo en exceso para no eliminar la capa de grasa protectora de la piel. No obstante, hay que saber cuándo bañar a un cachorro por primera vez, ya que hasta que no tenga sus primeras vacunas no podremos hacerlo.

Vacunación

Los cuidados de un rottweiler cachorro requieren el correcto seguimiento del calendario de vacunación. Generalmente las vacunas se pueden comenzar a poner cuando el perro tiene seis semanas de vida. Se le puede administrar las del moquillo y el parvovirus o directamente la vacuna séxtuple que, además de estas dos, incluye la hepatitis, la leptospirosis y la parainfluenza.

A lo largo del primer año, el cachorro debe recibir el resto de vacunas correspondientes y sus refuerzos, que se administran unas dos o tres semanas después. Es importante seguir el calendario de vacunas, pero el veterinario será quién nos aconseje y nos explique las vacunas que le tocan a nuestro cachorro en cada momento.

Ejercicio del rottweiler cachorro

Hasta que tu perro no tenga puestas sus primeras vacunas no podrá salir a la calle. Una vez que las tenga, debes sacarlo varias veces al día para que aprenda a hacer sus necesidades en la calle y haga ejercicio.

Cuanto mayor se vaya haciendo el cachorro, más energía tendrá. Los rottweiler son perros activos que necesitan paseos y carreras. Si no lo hacen, pueden convertirse en perros aburridos y estresados que desarrollen problemas de comportamiento. Puedes llevarlo a un pipí-can para que socialice y juegue con otros perros.

Al ser todavía cachorros, hay que dosificar el tiempo de ejercicio para no causarle problemas en sus tiernas articulaciones. Es recomendable salir a jugar dos veces al día de manera moderada en vez de hacer una sola salida muy intensa.

Educación del rottweiler cachorro

Desde que acogemos al cachorro en casa debemos comenzar a imponerle unas normas que toda la familia debe cumplir para evitar que el perro se confunda.

El rottweiler es un perro algo terco y deberás mostrarte autoritario desde el primer momento, especialmente durante sus primeros tres años. Esto lo tendrás que hacer sin utilizar la fuerza y empleando siempre el refuerzo positivo. Si empleas la violencia puedes generar traumas en el perro que afecten negativamente a su conducta en su etapa adulta, volviéndole un perro miedoso o agresivo. Siempre puedes acudir a un etólogo para que te ayude y te guíe con la educación de tu amigo.

Los rottweiler son perros muy inteligentes y podrás comenzar con sesiones de obediencia básica desde bien temprano. Aprenderán rápido y si les dedicas un rato cada día conseguirás que tu compañero sea obediente y estable. Además, puedes realizar juegos de inteligencia para perros en casa y así estimularlo, evitar que se aburra y que desarrolle su inteligencia.

Es primordial que desde pequeño lo socialices correctamente para que se convierta en un perro equilibrado, sociable y sin miedos. Esto deberás hacerlo tanto con otros perros como con personas, para que se acostumbre a la compañía de todos y no cause problemas.

Al ser considerado un perro potencialmente peligroso debe salir a la calle con un bozal. Es recomendable acostumbrarlo a llevarlo desde muy pequeño para que no se sienta incómodo.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cuidados de un rottweiler cachorro, te recomendamos que entres en nuestra sección de Cuidados extra.