Embarazo psicológico en perros - Síntomas y tratamiento

Embarazo psicológico en perros - Síntomas y tratamiento

El embarazo psicológico en perros, también conocido como pseudogestación, es un trastorno relativamente común en perros, aunque no en gatos. Aparece al final del diestro y se caracteriza por síntomas físicos y comportamentales, que incluyen la producción de leche o la crianza de objetos inanimados. Pude aparecer en perras chihuahuas, yorkshire, salchichas o mestizos, es decir, cualquier hembra es susceptible a padecerlo.

En este artículo de ExpertoAnimal hablaremos en detalle del embarazo psicológico en perros, explicándote por qué se produce, qué síntomas son los más frecuentes o cuál es el tratamiento de elección que puede sugerirnos nuestro veterinario. Así mismo, también te explicaremos qué hacer para evitarlo.

¿Qué es un embarazo psicológico en perros?

Para comprender realmente qué es la pseudogestación debemos hablar del celo en las perras y del ciclo estral. Una vez llegada a la madurez sexual (sobre los 6 o 9 meses de vida), la perra experimenta el primer celo, que se repite cada cierto tiempo, volviéndose más regular con el paso de los años. Destacan las siguientes fases:

  1. Proestro (de 3 a 17 días): en esta etapa la perra empieza a atraer a los machos, sin embargo, no está receptiva para la monta y no es fértil.
  2. Estro (de 3 a 17 días): ahora la perra sí está receptiva para la monta. Al principio de esta fase se producen los días más fértiles de la perra. Puede quedarse preñada.
  3. Diestro (de 60 a 100 días): en esta etapa la perra vuelve a rechazar la monta. Si se ha producido la fecundación la hembra experimentará la gestación.
  4. Anestro (130 días): período de inactividad sexual en el que el cuerpo de la perra "descansa".

Durante la etapa del diestro, el cuerpo de la hembra tiene una alta concentración hormonal, aunque no se haya producido un embarazo. El cuerpo lúteo, que ha estado generando progesterona durante la ovulación, empezará a desgastarse gradualmente durante 60 días o más, lo que provoca que el cuerpo pueda sentir que realmente se haya producido un embarazo. Así, cuando el cuerpo lúteo se destruye rápidamente al finalizar el diestro, un proceso similar al que aparece durante el parto, la perra cree que ha tenido cachorros y es cuando se produce el robo de objetos inanimados y su crianza.

¿Por qué se da el embarazo psicológico en perros?

La pseudogestación es un proceso totalmente normal y forma parte del ciclo de la perra, sin embargo, cuando éste no se resuelve de forma normal, aparecen problemas de salud y problemas de comportamiento, es cuando debe tratarse de la mano de un veterinario para garantizar el bienestar de la perra.

Síntomas de embarazo psicológico en perros

Los síntomas del embarazo psicológico en la perra son muy parecidos a los de un embarazo canino real, por lo que en muchas ocasiones lleva a confusión. Por un lado observaremos síntomas fisiológicos, aunque también aparecerán síntomas comportamentales.

Cuadro físico del embarazo psicológico en perros

El embarazo psicológico en perros y sus síntomas son los siguientes:

  • Aumento del flujo vaginal
  • Vientre abultado
  • Mamas engrosadas
  • Producción de leche
  • Lamido de las mamas
  • Lamido de la vagina

Comportamiento de una perra con embarazo psicológico

En cuanto a la conducta, también puede verse afectada por la pseudogestación:

  • Hace un nido
  • Escarba la cama
  • Roba objetos inanimados
  • "Cría" objetos inanimados
  • Se esconde
  • No quiere pasear
  • Se muestra apática
  • Sozolla
  • Rasca el suelo y las paredes
  • Ansiedad y estrés
  • Demanda atención

¿Cuánto dura un embarazo psicológico en perros?

Se estima que el embarazo psicológico en perros tiene una duración aproximada de entre 1 y 3 semanas, sin embargo, debemos saber que una perra que es sensible a estos cambios es muy probable que experimente un embarazo psicológico en todos los celos. En cualquier caso, algunos problemas de salud que aparecen durante la pseudogestación pueden mantenerse incluso pasadas las tres semanas.

Diagnóstico de embarazo psicológico en perros

Ante la sospecha de un embarazo psicológico en la perra, lo más aconsejable será acudir al veterinario, pues solo el especialista puede emitir un diagnóstico certero. En hembras enteras, es decir, no castradas, el profesional deberá descartar la posibilidad de que se haya producido un embarazo verdadero mediante la palpación abdominal y la ecografía o la radiografía. Si se trata de una camada indeseada, el profesional podrá explicarnos cómo interrumpir el embarazo de una perrita de forma segura.

Descartada la preñez, el profesional analizará la sintomatología que presenta la perra y nos prescribirá el tratamiento que considere oportuno, tanto para la sintomatología física como para los problemas comportamentales que están provocados por los cambios hormonales. Se tendrá especialmente en cuenta el historial clínico y cualquier otro factor que considere relevante.

El embarazo psicológico en perros y su tratamiento

De forma general, el embarazo psicológico remite a las tres semanas, por lo que si la perra no presenta problemas físicos o de conducta no será necesario aplicar ningún tratamiento farmacológico.

No obstante, debemos saber que el lamido de las mamas provoca una importante estimulación para la producción de leche, por lo que puede ser interesante realizar unas friegas rápidas con alcohol alcanforado. Su sabor le disgustará y además prevendrá una posible infección. Eso sí, evita excederte en las friegas, pues una manipulación desmesurada también estimulará la producción, algo que debemos evitar. En los casos más graves podrá ser necesario colocar un collar isabelino, lo que aumentará sus niveles de estrés y ayudará a cortar la leche. También será de vital importancia retirar el juguete, trapo u objeto inanimado que la perra esté "criando", ya que aumenta la conducta maternal.

Por otro lado, aumentaremos en la medida de lo posible el ejercicio físico o realizaremos sesiones de entrenamiento para mantener su mente activa y distraída del embarazo psicológico en perros. Es probable que se muestre reacia a ello, por lo que es aconsejable que la animemos con la voz y con premios sabrosos. En cuanto a las conductas relacionadas con el estrés, la ansiedad y la demanda de atención, deben ser por completo ignoradas y sustituidas por peticiones de obediencia, que después reforzaremos.

¿Cómo quitar el embarazo psicológico en perros?

En los casos más graves el veterinario podrá prescribir antiprolactínicos y/o ansiolíticos, siempre teniendo en cuenta el peso, la edad y el estado de la perra que presenta el embarazo psicológico. Por su parte, la aparición de mastitis canina, la infección de las mamas, deberá tratarse con antibióticos y antiinflamatorios. Recuerda que en ningún caso debes utilizar un fármaco que no esté expresamente emitido por el veterinario.

En cualquier caso, para evitar por completo el embarazo psicológico en perros y la sintomatología asociada se deberá recurrir a la castración de la perra. Es importante señalar que algunos fármacos para prevenir el embarazo, como el megestro, una progestina, puede provocar la aparición de piometra canina, un problema de salud especialmente grave.

Remedios caseros para embarazo psicológico en perros

Es muy común encontrar remedios caseros que aseguran solucionar este problema, sin embargo, es importante resaltar que ningún "truco" va a poder solucionar el embarazo psicológico en perros, dado que hablamos de un problema de salud provocado por un desequilibrio hormonal, por ello no es aconsejable utilizar remedios caseros, pues podríamos empeorar el estado de salud de la perra sin quererlo.

Prevención del embarazo psicológico en perros

Como has visto, la pseudogestación puede provocar la aparición de problemas de salud graves, tales como mastitis, piómetra, estrés y ansiedad entre otros. Así mismo, existen muchos otros problemas de salud y del comportamiento asociados, como la depresión o los cambios de comportamiento. Sabiendo que 5 de cada 10 perras va a padecer embarazos psicológicos a lo largo de su vida, se aconseja siempre la esterilización de la perra, una opción segura que ayudará a prevenir problemas de salud y que nos garantizará un comportamiento estable.

Si quieres saber más sobre el embarazo psicológico en perros no te pierdas este vídeo completo de la veterinaria Susana González de la clínica San José Veterinaris en nuestro canal de YoTube:

Este artículo es meramente informativo, en ExpertoAnimal.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Embarazo psicológico en perros - Síntomas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra sección de Problemas del embarazo.

Bibliografía
  • Root, A. L., Parkin, T. D., Hutchison, P., Warnes, C., & Yam, P. S. (2018). Canine pseudopregnancy: an evaluation of prevalence and current treatment protocols in the UK. BMC veterinary research, 14(1), 170.
  • Wendy Brooks. (09.07.2019). False Pregnancy in Dogs. 26.07.2019, de Veterinary Partner Sitio web: https://veterinarypartner.vin.com/default.aspx?pid=19239&id=4952188
  • Mushtaq A. Memon , BVSc, PhD, DACT, Department of Veterinary Clinical Sciences, Washington State University. False Pregnancy in Small Animals (Pseudopregnancy, Pseudocyesis). 26.07.2019, de MDS Veterinary Manual Sitio web: https://www.msdvetmanual.com/reproductive-system/reproductive-diseases-of-the-female-small-animal/false-pregnancy-in-small-animals
  • Mushtaq A. Memon , BVSc, PhD, DACT, Department of Veterinary Clinical Sciences, Washington State University. Reproductive Disorders of Female Dogs. 26.07.2019, de MSD Veterinary Manual Sitio web: https://www.merckvetmanual.com/dog-owners/reproductive-disorders-of-dogs/reproductive-disorders-of-female-dogs