¿Los perros pueden comer riñón?

¿Los perros pueden comer riñón?

Los riñones se clasifican dentro de las vísceras o “despojos” aptas para el consumo humano. Sin embargo, sus peculiares características organolépticas los convierte en un alimento controvertido que suele generar opiniones de muy diversa índole entre las personas. Pese a las críticas y aversiones que suelen acompañar a estas vísceras, los riñones son alimentos con un gran valor nutricional que pueden aportar numerosos beneficios para los perros cuando se incluyen en su dieta de la manera apropiada.

Si te estás preguntando si los perros pueden comer riñón, no dudes en acompañarnos en el siguiente artículo de ExpertoAnimal en el que hablamos de los principales beneficios de este alimento y explicamos la mejor manera de prepararlo.

¿Es bueno el riñón para los perros?

En efecto, el riñón se trata de una de las vísceras que se pueden incluir dentro de la dieta de los perros. Su valor nutricional y sus características organolépticas lo convierten en un alimento perfectamente apto para nuestras mascotas. No obstante, su administración requiere una serie de consideraciones previas que explicaremos más adelante, para evitar ciertos efectos perjudiciales para la salud de los perros.

En el mercado, podemos encontrar riñones de ternera, cordero, cerdo y aves. Su valor nutricional varía ligeramente entre las distintas especies animales, aunque todos ellos son aptos para los perros.

Beneficios del riñón para perros

Los riñones son vísceras con un excelente valor nutritivo que, además, suelen tener un coste más bajo al de otros alimentos con una calidad nutricional similar. Por ello, incluir este ingrediente en la dieta de los perros puede ser una gran alternativa para mantener la calidad de su ración sin necesidad de incrementar su precio.

A continuación, recogemos los principales beneficios del riñón para los perros:

  • Es rico en proteínas de elevado valor biológico: dado que presenta un alto contenido en aminoácidos esenciales. Los aminoácidos esenciales son aquellos que el propio organismo no puede sintetizar por sí mismo, por lo que resulta fundamental que la dieta de nuestros perros contenga cantidades suficientes de estos aminoácidos para cubrir sus requerimientos nutricionales. Aunque el contenido proteico de los riñones es ligeramente inferior al de la carne, se considera un alimento rico en proteínas ya que aporta hasta un 16% de proteína bruta.
  • No contiene hidratos de carbono y tiene menos grasa que la de la mayoría de carnes: por ello, incluir los riñones en la dieta de los perros permite aumentar el contenido proteico de la ración, sin necesidad de incrementar notablemente su valor energético. Descubre aquí otros Alimentos con proteína para perros.
  • Contiene un gran contenido en minerales: es superior al que se encuentra en la carne fresca, siendo sustancialmente mayor el contenido de hierro. Esta característica lo convierte en un alimento recomendable para aquellos animales que sufren anemia ferropénica (por deficiencia de hierro). No dudes en consultar este otro post sobre la Alimentación y cuidados de un perro con anemia en ExpertoAnimal.
  • Es una buena fuente de vitaminas: especialmente vitaminas hidrosolubles del grupo B como la tiamina, la riboflavina, la vitamina B6, B12 y el ácido fólico. Además, contiene cantidades moderadas de vitamina C, vitamina E y vitamina D.

¿Cómo dar riñón a un perro?

Antes de incluir el riñón o cualquier otra víscera en la ración de los perros, es fundamental asegurar la calidad y el origen de la materia prima. Los riñones procedentes de animales de más de dos años no son aptos para el consumo debido a sus elevados niveles de metales pesados. Por ello, siempre se deben seleccionar aquellos productos que cuenten con un certificado sanitario riguroso.

Una vez seleccionada la materia prima, debemos hablar sobre su preparación o cocinado. Puedes optar po:

  • Dieta BARF: apuesta por una alimentación basada en la utilización de ingredientes crudos, sin cocinar. Ciertamente, el aporte de alimentos crudos puede proporcionar ciertas ventajas con respecto a los alimentos cocinados. Sin embargo, el empleo de estas dietas conlleva una serie de riesgos, siendo uno de los más importantes la transmisión de enfermedades infecciosas y parasitarias. Por ello, te recomendamos que cuando decidas incluir los riñones en la dieta de tu perro, los cocines primero. Consulta más información sobre la Dieta BARF para perros: ingredientes, cantidades y 5 recetas, aquí.
  • Cocinar al vapor: ya que es el método de cocción que mejor preserva los nutrientes. Seleccionando una materia prima de calidad y cocinándola adecuadamente garantizarás que el aporte de este alimento es totalmente seguro para tu perro.

Otro punto que debes tener en cuenta cuando incluyas el riñón en la dieta de tu perro es la cantidad que debes aportarle. Como norma general, puedes incluir entre un 5-10% de este alimento en su ración diaria. El contenido proteico restante de la ración lo deberán aportar carnes, pescados y legumbres, entre otros.

Quizás también quieras consultar este otro vídeo de ExpertoAnimal donde hablamos de algunos alimentos dañinos para tu perro.

Contraindicaciones del riñón para perros

Como hemos explicado a lo largo del artículo, el riñón es un alimento perfectamente apto para los perros. Sin embargo, existen determinadas situaciones en las que su aporte puede ser inadecuado:

  • Cachorros: debido a la inmadurez de su aparato digestivo, los cachorros pueden tener dificultades para digerir las vísceras. Por ello, es preferible no ofrecer riñón u otras vísceras hasta que alcanzan las 8 semanas de edad.
  • Perros sensibles a los cambios de alimentación: en los perros con un aparato digestivo especialmente sensible a los cambios de alimentación se debe evitar el aporte de riñones u otras vísceras, ya que puedan originar la aparición de diarreas y otras alteraciones gastrointestinales. De igual manera, en los perros con patologías digestivas se debe evitar el aporte de estos alimentos.
  • Alergias alimentarias: los perros con alergias alimentarias deben consumir dietas hipoalergénicas, generalmente basadas en el empleo de proteínas hidrolizadas. En estos perros se debe evitar el aporte de cualquier alimento fuera de su dieta habitual.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Los perros pueden comer riñón?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Dietas caseras.

Bibliografía
  • Martín, G. (2013). Tabla de composición de alimentos. Nutricia.
  • Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA). Carnes y productos carnes: riñones. Disponible en: https://www.mapa.gob.es/es/ministerio/servicios/informacion/ri%C3%B1ones_tcm30-102739.pdf