Mi perro se come el árbol de Navidad, ¿cómo evitarlo?

Mi perro se come el árbol de Navidad, ¿cómo evitarlo?

Los perros son animales curiosos por naturaleza, les encanta investigar cada una de las cosas que traes a casa. Entonces, ¿cómo esperas que no se fije en el nuevo árbol de Navidad? Si a ello le sumamos luces, adornos y un posible lugar dónde hacer pipí...

Las consecuencias de aparecer en tu hogar pueden suponer que tu árbol termine orinado e incluso derribado, pero existe un problema mayor: que tu perro se coma el árbol de Navidad.

Quizás lo desconocías pero el árbol de Navidad, al tener hojas puntiagudas, puede llegar a perforar el intestino de tu perro. Descubre cómo evitar que tu perro se coma el árbol de Navidad en este artículo de ExpertoAnimal:

Problemas que pueden surgir

Como hemos comentado anteriormente, si tu perro se come el árbol de Navidad sufre el riesgo de perforarse el intestino con una de las hojas largas y afiladas que posee el abeto. Aunque no es algo muy común, podría ocurrir.

Otro problema que puede surgir al ingerir parte del árbol es el riesgo de intoxicación puesto que segrega una sustancia viscosa tóxica. Por ese motivo, ExpertoAnimal te recuerda los primeros auxilios ante la intoxicación de un perro.

Además de estos problemas de salud, un árbol que no esté fijo y bien situado en su lugar puede suponer un riesgo si el perro juega con él. Dependiendo del tamaño, si cayera encima de tu perro podría lastimarle.

Cómo evitar que tu perro se coma el árbol de Navidad

Sigue este paso a paso para evitar que tu perro se coma el árbol de Navidad:

  1. El primer paso ante la llegada del abeto a nuestro hogar va a ser abrirlo y agitarlo para hacer caer las hojas sueltas. Las recogeremos y nos desharemos adecuadamente de ellas. De forma regular y a medida que vayan pasando las navidades debemos fijarnos en que ninguna hoja termine en el suelo.
  2. A continuación vamos a revisar el tronco del árbol para asegurar que no quedan residuos de la sustancia viscosa que segrega. Si encuentras algo, límpialo con agua hasta eliminarlo.
  3. El tercer paso será cubrir la maceta del árbol puesto que en ocasiones pueden permanecer allí pesticidas que son tóxicos para tu perro. Si decides no cubrirlo evita regar el árbol para que tu perro no tenga la tentación de beber agua allí.
  4. Finalmente debes asegurarte de que tu perro no pueda acceder al árbol para comérselo. Puedes utilizar vallas para bebés u otro tipo de obstáculo, aunque la mejor opción es evitar dejarlo solo con el árbol.

Más cosas que debes saber estas navidades

En ExpertoAnimal nos preocupa el bienestar de tu mascota, y especialmente en navidades debes tener en cuenta algunos datos y consejos ya que tu animal desconoce que pueda hacerse daño o sufrir una intoxicación. Te recomendamos que visites los siguientes artículos para mantenerte informado:

  • Adornos de navidad peligrosos para las mascotas: Es fundamental conocer qué adornos pueden dañar a nuestro perro y cómo podemos evitar que acceda a ellos. Visita este artículo para saber si tus adornos son seguros.
  • ¿Qué le puedo regalar a mi perro por Navidad? Descubre 10 ideas para darle el mejor regalo a tu can estas fiestas, aunque recuerda que el mejor regalo que puedes ofrecerle eres tu.

Si deseas leer más artículos parecidos a Mi perro se come el árbol de Navidad, ¿cómo evitarlo?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Problemas del comportamiento.