Miasis en perros - Síntomas, extracción de gusanos y tratamiento

Miasis en perros - Síntomas, extracción de gusanos y tratamiento

La miasis, también conocida como bichera o gusanera, es una forma de parasitismo que llevan a cabo las larvas de los dípteros (insectos neópteros), como son las moscas, los mosquitos e incluso los tábanos. Se instalan en tejidos vivos o muertos de animales vertebrados, de los cuales se alimentan. Todo ello asegura su supervivencia, su crecimiento e incluso la muda.

¿Has observado heridas con gusanos en alguna zona del cuerpo de tu perro? A continuación, en ExpertoAnimal, te mostraremos todo lo que necesitas saber sobre la miasis en perros, los síntomas que presenta, el tratamiento y el procedimiento de extracción de gusanos. También mencionaremos el contagio a humanos y algunos remedios caseros para prevenirla.

¿Qué es la miasis en perros?

Hope (1840) fue el primero en utilizar la palabra "miasis" para definir una infestación de dípteros, por aquel entonces en seres humanos. Más adelante, Zumpt (1964) detalló la descripción de la miasis sugiriendo que los insectos pasaban cierto tiempo en el hospedador mientras se alimentaban de los líquidos corporales o de los alimentos ingeridos por el mismo.

Estos insectos, en su etapa adulta, aprovechan los orificios o las heridas de un hospedador para depositar sus huevos, los cuales van a seguir su ciclo biológico gracias al animal parasitado. No obstante, puede ocurrir que ciertas especies sean capaces de penetrar a través de la dermis intacta. Esta patología puede afectar a todo tipo de animales vertebrados, en cualquier región, especialmente durante los meses más húmedos del año.

Tipos de miasis en perros

Existen tres criterios distintos para clasificar la miasis en perros y los mencionaremos a continuación. Así mismo, en el primero de ellos nombraremos los dípteros que causan la miasis canina.

Tipos de miasis en perros según el punto de vista clínico

En función del punto de vista clínico y de los agentes causantes, distinguimos los siguientes tipos:

  • Miasis traumáticas: Megaselia rufipes, Chrysomyia albicans, Phormia regina, Calliphora spp, Lucilia spp, Sarcophaga spp y Wohlfahrtia magnifica.
  • Miasis ocular: O. ovis, R. purpureus, M. scalaris, W. magnífica y S. carnaria.
  • Miasis auricular: O. ovis, y W. magnífica.
  • Miasis nasales, bucales y sinusales: W. magnifica, Sarcophaga carnaria, Calliphora vomitoria, Oestrus ovis, y Rhinoestrus purpureus.
  • Miasis anal y vaginal: W. magnífica, S. carnaria y Sarcophaga hemoroidalis.

Tipos de miasis en perros según el comportamiento reproductor

La miasis canina también se puede clasificar en función de la forma que tienen los dípteros de reproducirse:

  • Miasis obligatorias o específicas: dípteros parásitos que necesitan obligatoriamente un hospedador para el desarrollo en su fase larvaria.
  • Miasis semiespecíficas y miasis accidentales: en este caso hablamos de dípteros que parasitan cadáveres o materia orgánica en descomposición. Puede ocurrir que de forma oportunista invadan un tejido vivo.

Tipos de miasis en perros según los procesos de invasión

Por último, encontramos el criterio que clasifica la miasis según la manera que tienen las larvas de parasitar al perro:

  • Invasor primario: penetran en la piel o aprovechan los orificios del cuerpo.
  • Invasor secundario o terciario: aprovechan heridas y traumas.

¿Cómo se desarrolla la miasis en perros?

Los dípteros que son susceptibles a provocar la miasis suelen tener distintas formas en su ciclo biológico, pasando por una metamorfosis completa de cuatro etapas: huevo, larva, pupa y adulto. Las dos últimas fases no viven en el hospedador. De esta forma, los dípteros adultos introducen sus huevos en las heridas de los hospedadores, en este caso los perros, para que eclosionen y las larvas se alimenten de sus tejidos muertos. Una vez superada esta etapa, abandona el cuerpo del hospedador para seguir su ciclo biológico.

Las larvas secretan una enzima que puede dañar la dermis y provocar distintos problemas de salud. Si no se trata, la herida aumenta su tamaño y aparece una secreción oscura, lo que provoca que muchos otros dípteros se vean atraídos y empiecen a depositar también sus huevos, provocando lo que se conoce como "gusanera" o "bichera", gusanos en el perro.

¿Existe algún tipo de predisposición?

Cualquier animal que no disponga de un adecuado control sanitario es susceptible a padecer miasis, por ello, los animales abandonados, enfermos, convalecientes o que tengan la piel constantemente humedecida estarán más predispuestos. La dermatitis acral por lamido podría ser un ejemplo de este último caso.

Síntomas de la miasis en perros

Existen distintas tipologías de miasis: cutánea, cavitaria, sistémica y de herida. Por ello, en algunos casos puede ser más complicado de detectar que en otros. Además, en el caso de la miasis cutánea podemos observar varias clases: forunculoide, rampante, traumática y serpingosa. También es importante destacar que aunque en un inicio podamos detectar una miasis cutánea, esta puede avanzar hasta convertirse en una sistémica, afectando a distintos órganos.

En las primeras fases de la miasis podemos observar una pequeña picadura, lesión u absceso en la piel, generalmente en una zona sin pelo. Más adelante observaremos cómo la herida crece, empieza a formarse una pústula y desprende un fluido seroso o sanguinolento. Así mismo, es habitual ver directamente las larvas blancas en la herida del perro. Presta atención a todos estos síntomas:

  • Úlceras
  • Forúnculos
  • Irritación de la piel
  • Lesiones en la piel
  • Movimiento de los gusanos
  • Edemas
  • Fiebre
  • Prurito intenso
  • Movimientos de oreja
  • Dolor
  • Incomodidad
  • Rascado
  • Lamido excesivo
  • Diarrea
  • Anorexia

En este punto (y de no tratarse) las larvas pueden penetrar en las capas más profundas de la piel, formando nódulos, o simplemente crear un absceso mucho más grande. Todo este proceso conlleva la aparición de un proceso infeccioso grave e incluso un shock.

Como ves, en casos de miasis no solo puedes notar que tu perro tiene gusanos en una herida, son muchos más los signos clínicos que puede manifestar, muchos de ellos graves si el problema no se trata.

Imagen: fincaeltigre.blogspot.com.es

Diagnóstico de la miasis en perros

Mediante una simple exploración física el profesional será capaz de diagnosticar la miasis en el perro y es que, por el rápido desarrollo de las larvas, no es necesario el uso del microscopio. Será importante además que el veterinario realice una solicitud de análisis en el laboratorio.

¿Cómo curar la miasis en perros? - Tratamiento

El tratamiento de la miasis en perros debe ser siempre realizado bajo la supervisión de un veterinario. Estos pequeños gusanos en los perros pueden provocar patologías secundarias, por lo que nunca se debe tratar de curar la miasis sin realizar una visita al especialista.

El primer paso para tratar la miasis en perros consistirá en la higiene general de la zona, por ejemplo con el uso de suero fisiológico, aunque algunos especialistas pueden pasar directamente a la extracción de las larvas y lavar la herida posteriormente.

Heridas con gusanos en perros, ¿cómo sacarlos?

La extracción de los gusanos en heridas debe realizarse siempre con el uso de una pinza. Se trata de un proceso laborioso y lento, pues nunca se deben romper las larvas al tratar de retirarlas de la zona parasitada. Este proceso puede repetirse varias veces.

Uso de antiparasitarios, fármacos e higiene

Después de retirar las larvas de mosca, el veterinario rasurará la zona afectada para impedir que puedan permanecer bacterias o huevos en el pelaje y la piel. Después de aplicar una solución antiséptica, el veterinario retirará el tejido muerto para favorecer la cicatrización de la piel.

Antibióticos para miasis en perros

Se aplicará un antibiótico local y curabichera (un producto que es también conocido como "matabichera" o "antigusanera") en aerosol o pasta, aplicado directamente sobre la herida hasta cubrirla por completo. Eso sí, el medicamento para la miasis en perros deberá prescribirlo el veterinario. Finalmente, se cubrirá con un vendaje la zona afectada para mantenerla limpia y evitar una posible contaminación ambiental, lo que ayudará a cicatrizar más rápido.

Por último, es importante resaltar que puede ser necesario el uso de antibióticos, fluidoterapia y otras medidas que el veterinario considere oportunas según la evaluación del caso. Así mismo, se pueden requerir distintas visitas al especialista para realizar una segunda extracción de gusanos, higienización de la zona o aplicación tópica.

¿La miasis en perros es contagiosa?

Como hemos explicado anteriormente, la miasis puede afectar a cualquier animal vertebrado, por tanto, la miasis se puede transmitir a humanos y a otros animales.

Las personas que convivan en un hogar con un perro que padezca miasis deberán tomar ciertas precauciones con el fin de evitar una posible parasitación. Será imprescindible vigilar cualquier herida y cubrirla, realizar baños de higiene diarios, la aplicación de productos o cremas que eviten la humedad o el uso de repelentes de insectos. Prestaremos especial atención en el caso de tener bebés, personas enfermas o de edad avanzada en el hogar.

Prevención de la miasis en perros

Aunque la miasis no es un problema frecuente en grandes ciudades, sí puede ser más habitual en zonas rurales o afectar a perros que acuden de forma regular a ríos y bosques. Bastará con revisar regularmente la piel del perro, prestando especial atención a las zonas sin pelo.

Manteniendo un buen nivel de higiene, incluyendo el cepillado y el baño del perro, podremos identificar de forma pronta este problema, lo que evitará complicaciones más graves. Así mismo, seguiremos de forma estricta la desparasitación en perros, tanto interna como externa.

También será muy importante acudir al veterinario ante la observación de cualquiera de los síntomas de miasis en perros mencionados anteriormente, como el rascado excesivo, el lamido compulsivo de la piel o cualquier anomalía.

¿Existen remedios caseros para la miasis en perros?

Debido a las complicaciones que puede llegar a suponer la miasis, no es recomendable utilizar ningún tipo de remedio casero para tratar esta patología, más allá del uso de las pinzas para extraer los gusanos de la herida del perro, y aún así este proceso debe llevarlo a cabo un especialista. Así mismo, tampoco es necesario el uso de ningún remedio si se siguen los consejos de prevención mencionados en el apartado anterior.

Muchas son las personas que se preguntan si el vinagre mata gusanos en perros, pero lo cierto es que, repetimos, este no es un remedio que debas aplicar porque no es efectivo y podría ser incluso perjudicial. Una vez extraídos los gusanos de la herida del perro y desinfectada, sí puedes complementar el tratamiento con algunos remedios para ayudar a cicatrizar más rápido. Hablamos de ellos en este otro artículo: "Remedios caseros para cicatrizar heridas en perros".

Este artículo es meramente informativo, en ExpertoAnimal.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Miasis en perros - Síntomas, extracción de gusanos y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra sección de Enfermedades parasitarias.

Bibliografía
  • Soler Cruz, M. D (2000). El estudio de las miasis en España durante los últimos cien años. Departamento de Parasitología. Facultad de Farmacia. Campus de Cartuja. Universidad de Granada. 18071 Granada.
  • R. Farkas, M.J.R. Hall, A.K. Bouzagou, Y. Lhor, K. Khallaayoune (2009) Traumatic myiasis in dogs caused by Wohlfahrtia magnifica and its importance in the epidemiology of wohlfahrtiosis of livestock. Medical and Veteriny Entomology Volume 23, Issue s1 June 2009 Pages 80–85
  • H. J. Schnur, D. Zivotofsky, A. Wilamowski (2009) Myiasis in domestic animals in Israel Veterinary Parasitology Volume 161, Issues 3–4, 12 May 2009, Pages 352-355
  • Falconí Flores M. A. (2013) Uso de nitenpyram en el tratamiento de miasis en perros en los valles aldeñaos a quito. Universidad de las Américas, Facultad de ciencias&