Plaquetas bajas en perros - Causas y tratamiento

Plaquetas bajas en perros - Causas y tratamiento

La función de las plaquetas es la coagulación de la sangre, esto es lo que explica que las plaquetas bajas en perros puedan dar lugar a hemorragias de mayor o menor gravedad. Precisamente de esta situación hablaremos en este artículo de ExpertoAnimal: las causas y el tratamiento de las plaquetas bajas en perros.

Podemos conocer el número de plaquetas que tiene un perro realizándole un análisis de sangre en nuestra clínica veterinaria de confianza, una prueba para el diagnóstico muy básica. Después será tarea del veterinario determinar por qué nuestro perro presenta un número alterado de plaquetas y prescribir el tratamiento adecuado.

Trombocitopenia en perros

La trombocitopenia hace referencia a un número de plaquetas bajo en los perros. Esto puede tener consecuencias negativas para su salud porque, como hemos dicho, las plaquetas intervienen en la coagulación de la sangre. Por lo tanto, si las plaquetas están muy bajas en un perro, este podría desangrarse solo con hacerse una herida. Las hemorragias internas intensas pueden provocar shock y hasta la muerte.

El número de plaquetas que tiene un perro se determina al extraer y analizar una muestra de sangre. También puede estudiarse cómo funciona su coagulación. Eso sí, el número de plaquetas en perros no nos dice a qué se debe, por lo que el veterinario tendrá que descubrir la causa.

Las plaquetas pueden faltar por una producción insuficiente, por una destrucción masiva o por un excesivo consumo. Los síntomas se producen cuando la trombocitopenia es intensa. El caso contrario serían las plaquetas altas en perros, lo que podría causar trombos. Sería la trombocitosis, muy rara en perros.

¿Cómo saber si un perro tiene las plaquetas bajas?

Como síntoma de plaquetas bajas en perros podemos destacar las hemorragias, es decir, si observamos que el perro se hace una herida que no deja de sangrar, apreciamos hematomas en alguna parte de su cuerpo o sangra por la nariz o las mucosas. En este caso observaríamos que al perro le sale sangre por la boca. La trombocitopenia estará entre las causas posibles y el veterinario deberá diagnosticar por qué las plaquetas se encuentran en valores anormalmente bajos.

Otras veces no hay una hemorragia directa, sino un punteado que podremos detectar en zonas sin pelo como el interior de las orejas, la boca o el vientre. Son las petequias. Además, podríamos advertir sangre en las heces del perro o que el perro orina sangre. Al contrario de lo que sucede con otros trastornos, la trombocitopenia puede verse en perros de cualquier edad, pues puede deberse a enfermedades hereditarias.

Causas de trombocitopenia en perros

Algunas causas de plaquetas bajas en perros son las siguientes:

  • Hemofilia: enfermedad hereditaria que causa alteraciones en la coagulación. La transmiten las hembras pero generalmente la padecen los machos. Los animales afectados no deberían reproducirse.
  • Enfermedad de von Willebrand: la ausencia de un factor de coagulación es la responsable de que las hemorragias no puedan controlarse. Es de carácter hereditario, lo que desaconseja criar con ellos.
  • Trastornos de la coagulación: además de las patologías mencionadas, existen diversas alteraciones en los factores de coagulación. También son hereditarios.
  • Patologías inmunomediadas: en estos casos es el propio sistema inmunitario del perro el que ataca y destruye sus propias plaquetas. Suelen ser idiopáticas, es decir, de origen desconocido.
  • Leucemia: este tipo de cáncer afecta a los componentes de la sangre. Por ejemplo, podemos encontrar leucocitos y plaquetas bajas en los perros afectados, pero, también, pueden verse disminuidos los eritrocitos, los eosinófilos, etc. Estos perros tendrán, entre otros signos, fiebre, anorexia, anemia o adelgazamiento.
  • CID: se trata de un trastorno hemorrágico adquirido que se desencadena tras una situación de gravedad como algunos tumores, infecciones o circunstancias como el golpe de calor. Es la coagulación intravascular diseminada. Consiste en el gasto de todos los factores de coagulación de forma que, cuando se agotan, se desencadena la hemorragia. Suele conllevar la muerte del perro.
  • Déficit de vitamina K: es otro trastorno adquirido que suele relacionarse con intoxicaciones con productos como raticidas. El pronóstico dependerá de la gravedad del envenenamiento.

Por último, hay que tener en cuenta que algunos fármacos también pueden disminuir el número de plaquetas.

¿Cómo subir las plaquetas de un perro?

Lo primero es conseguir establecer un diagnóstico correcto y rápido para esas plaquetas bajas en nuestro perro, sobre todo si presenta una hemorragia activa. Para solucionar esta situación se necesita aumentar el número de plaquetas. De esta forma se regula la coagulación y se contiene la hemorragia.

Esto se consigue con una transfusión de sangre entera fresca, que además se recomienda para estabilizar al perro que ya ha perdido una gran cantidad en la hemorragia. Por supuesto, este tratamiento lo establecerá el veterinario. Si hay destrucción de plaquetas por implicación del sistema inmune también se prescribirán corticoides para frenarla. El resto de medicación va a depender de la causa de la trombocitopenia.

Por lo tanto, no podemos hablar de remedios caseros para plaquetas bajas en perros, ya que se va a requerir la intervención del veterinario. Sí podemos favorecer la recuperación del perro en función de la causa responsable del déficit proporcionándole una alimentación de calidad y una correcta hidratación.

Este artículo es meramente informativo, en ExpertoAnimal.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Plaquetas bajas en perros - Causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra sección de Otros problemas de salud.