¿Por qué mi perro se tambalea al caminar?

¿Por qué mi perro se tambalea al caminar?

Ver a nuestro perro tambaleándose mientras intenta caminar es una situación preocupante que debe ponernos inmediatamente en alerta. No hay una única causa, de ahí la importancia de un diagnóstico temprano, que siempre debe realizar nuestro veterinario de referencia.

En este artículo de ExpertoAnimal te explicamos las causas posibles del tambaleo al caminar de tu perro, así como las opciones terapéuticas que se pueden manejar y el pronóstico. Sigue leyendo para descubrir por qué tu perro se tambalea al caminar:

Las intoxicaciones

En primer lugar, sea cual sea la causa, es importante identificar si la sintomatología es de aparición repentina o gradual. Cuando estamos ante una enfermedad, también tiene importancia tener en cuenta la edad del perro afectado. La ingesta o el simple contacto con un producto tóxico es capaz de provocar un cuadro clínico en el que se encontraría el andar tambaleante de nuestro perro, junto a otros síntomas como los siguientes:

  • Nistagmo: movimientos oculares rítmicos.
  • Hipersalivación.
  • Descoordinación: el perro vaga como si hubiese perdido el control de su cuerpo, con movimientos extraños y tambaleantes.
  • Tics: movimientos involuntarios y repetitivos.
  • Vómitos y diarrea, en ocasiones.

Es imposible resumir en este artículo la cantidad de sustancias que pueden provocar intoxicaciones a los perros. Tan solo señalar que su efecto va a depender del producto causante, la cantidad ingerida, el tamaño del animal y el tiempo transcurrido desde el contacto con el tóxico.

Apuntar también que, además de productos tóxicos que también lo son para los humanos, sustancias de nuestro uso y consumo habitual pueden ser fatales para los perros, por ejemplo, algunos medicamentos humanos (recordad que no se debe medicar nunca sin prescripción veterinaria), algunas plantas comunes, como el poto o incluso alimentos tan extendidos como el chocolate.

Así pues, si nuestro perro se tambalea al andar debemos volar con él al veterinario. Es una urgencia. El pronóstico va a depender de la velocidad de actuación, además del resto de factores que hemos mencionado como el tipo de tóxico o la cantidad ingerida. Muy importante: si sabemos cuál es el tóxico llevemos una muestra a la clínica.

Las hernias

Otra causa que puede provocar el andar tambaleante de nuestro perro es la aparición de una hernia discal, patología de la médula espinal que, a grandes rasgos, consiste en la protrusión de un disco intervertebral. Dependiendo de su localización en la columna, puede provocar el andar tambaleante de nuestro perro, con dificultad para sujetarse sobre las patas traseras.

Este problema puede aparecer a consecuencia de un golpe como el producido por un atropello o una fuerte caída y se manifestará de forma repentina o paulatinamente. Requiere asistencia veterinaria para valoración e instauración del tratamiento. Este y el pronóstico van a depender de las vértebras afectadas. Necesita reposo, antiinflamatorio y, en algunos casos, cirugía.

El síndrome del perro tembloroso es otra enfermedad producida por la comprensión de la médula. La pérdida de coordinación en las patas traseras y unos andares temblorosos son el síntoma principal. Esta enfermedad, también denominada espondilomielopatía cervical, suele afectar a razas como el dobermann o el gran danés. Está provocada por una hernia o una malformación. Como ya comentamos para las hernias, el tratamiento puede llegar a requerir cirugía, a criterio del veterinario.

La miastenia

Por suerte, la miastenia es una enfermedad muy poco frecuente causada por un déficit en los receptores de las terminaciones nerviosas. De esta forma se dificultan los impulsos nerviosos y el resultado es una debilidad muscular generalizada, más evidente en las patas traseras. Los perros afectados se tambalean al andar. El diagnóstico incluye pruebas neurológicas y debe ser el veterinario el que prescriba el tratamiento adecuado para solucionar el tambaleo de nuestro perro al caminar.

Síndrome de disfunción cognitiva

Si nuestro perro ya es una animal geriátrico (a partir de los 10 años de edad aproximadamente, aunque depende de las razas) que se tambalee al andar puede deberse a un síndrome de disfunción cognitiva. Para hacernos una idea, sería similar a un Alzheimer humano. La causa son alteraciones cerebrales que van deteriorando las facultades mentales. Del mismo modo que el Alzheimer, su avance es progresivo. Entre los síntomas que nos pueden alertar sobre este padecimiento están los siguientes:

  • Desorientación, tanto a la hora de ubicarse en el espacio como a la de reconocer a miembros de la familia.
  • Modificación de las pautas de actividad y sueño, generalmente el perro dormirá más pero lo hará menos por la noche. También deambulará, caminará en círculos, inquieto, con rigidez, tembores o debilidad.
  • Los hábitos de limpieza se resienten y es probable que orine o defeque en casa.
  • Conductas "extrañas" como tragar repetidas veces sin tener nada en la boca o aproximarse al bebedero y "fingir" que bebe.

Todos estos signos no siempre se corresponden con un síndrome de disfunción cognitiva, a veces pueden ser síntomas de enfermedades, como una insuficiencia renal, por ello siempre hay que consultar cualquier cambio con el veterinario.

Este artículo es meramente informativo, en ExpertoAnimal.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Por qué mi perro se tambalea al caminar?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Otros problemas de salud.