¿Por qué no son buenos los cascabeles en gatos?

¿Por qué no son buenos los cascabeles en gatos?

¿Los cascabeles son malos para los gatos?, ¿los cascabeles dejan sordos a los gatos? o ¿a los gatos les gustan los cascabeles? son algunas de las cuestiones más frecuentes sobre este tema. Lo cierto es que los felinos tienen un sentido auditivo muy desarrollado y ponernos en la piel de nuestro compañero gatuno nos ayudará a entender por qué los cascabeles no son una buena idea.

Seguro que estás acostumbrado al cascabel para gatos, los hemos visto en famosos dibujos animados y hasta en refranes populares "¿quién le pone el cascabel al gato?". Pero, estás seguro que esta práctica sea sana para nuestra mascota o tienes dudas. Si la respuesta es sí, en ExpertoAnimal te explicamos por qué no son buenos los cascabeles en gatos.

Origen del uso del cascabel en gatos

La famosa frase "¿quién le pone el cascabel al gato?" proviene de una de las más populares fábulas del poeta inglés Odo de Sherington en El libro de los gatos escrita en el siglo XII. En ella se cuenta como un grupo de gatos desesperados encuentran la solución a sus problemas poniéndole un cascabel al gato que los acosaba para poder localizarlo. Aun así, llevar a la práctica esta idea es algo más complicado. Por ello, podemos decir que este se trata del origen de los cascabeles en gatos.

Además de esta referencia literaria, somos bombardeados con constantemente con imágenes de gatos adorables con cascabeles como son los casos de:

  • El famoso gato mágico Doraemon.
  • La gata Fluffy de la serie animada Rugrats: Aventuras en pañales.
  • El Gato de la suerte chino o Maneki-neko.

Tal vez por ello, tendemos asociar el uso del cascabel como un arreglo estético necesario para nuestro amigo peludo cuando lo cierto es que los cascabeles le hacen daño a los gatos y no suelen estar muy contentos. A pesar de todo esto, la sociedad cada vez está más informada y en la actualidad son muchos quienes defienden la salud de los gatos explicando por qué no es bueno el uso de cascabeles en gatos.

¿Por qué se utilizan los cascabeles para gatos?

No podemos decir que existan ventajas del cascabel en gatos, pero sí que es cierto que hay tres razones principales por las que algunas personas utilizan los cascabeles para gatos. Estas son:

  • Estética: teniendo el precedente histórico, sabemos que para muchos es adorable ver a sus mascotas con un lindo cascabel al cuello.
  • Localización: el cascabel también se usa para tener ubicados a los gatos en todo momento, sobre todo si a nuestro felino amigo le gusta pasear por la casa de al lado o recorrer el vecindario.
  • Advertencia: los gatos son cazadores sigilosos y los cascabeles se usaban para ayudar sus posibles víctimas, como pájaros y algunos roedores. Al escuchar el cascabel las presas tenían tiempo de escapar tranquilamente, como querían hacer los ratones del cuento.

Si has pensado que este objeto podía ser bueno para tu gato, te ayudaremos a encontrar soluciones para que tanto tu gato como tú estéis contentos. Recuerda que los temas de salud de nuestro felino siempre serán más importantes que los relacionados con la estética.

¿Por qué los cascabeles son malos para los gatos?

Ponerle un cascabel a nuestro gato tiene más desventajas que cosas a favor. Aunque no lo parezca, los cascabeles pueden suponer una auténtica tortura para nuestro querido amigo.

En primer lugar, ten en cuenta que el propósito de un cascabel es hacer ruido y es precisamente este aspecto lo que hace negativo para los gatos. Los felinos poseen un agudo sentido auditivo, son sigilosos y audaces y tener un constante tintineo cerca de las orejas puede perturbarlos.

Para imaginarnos un ejemplo actual y práctico, el sonido del cascabel en gatos equivale al sonido del móvil cada vez que nos llega una notificación. Un ruido permanente y tan cerca de las orejas tiene efectos secundarios sobre tu felino. Los más destacados son:

  • Nerviosismo: los gatos son animales caracterizados por una gran tranquilidad, por lo que el sonido del cascabel puede llevarles a un cambio de actitud y estado de ánimo.
  • Estrés.
  • Deterioro auditivo: en algunos casos el gato podría llegar a quedarse sordo. Te dejamos este artículo de ExpertoAnimal para que descubras ¿Cómo saber si mi gato es sordo?
  • Incomodidad: el hecho de llevar atado al cuello el cascabel provocará que nuestro gato quiera quitárselo para deshacerse del sonido que le incordia. Este acto puede tener riesgos para su salud porque es entonces cuando puede ahogarse con el collar o arrancarse un uña. Además, tampoco les permite rascarse con normalidad.

A los gatos les gusta la calma y el silencio, así que alterar esto de manera deliberada no hará más que perjudicar la calidad de vida de tu felino. Por lo tanto, sí: el cascabel es malo para los gatos, ya que puede conllevar que el gato se vuelva mucho más asustadizo, esté más estresado y sea apático.

No dudes en echarle un vistazo a este otro artículo con 10 cosas que los gatos odian y debes evitar, aquí.

Alternativas a los cascabeles en gatos

Hemos visto que una de las razones por las que se utilizan los cascabeles para gatos es su función estética. El típico collar de cascabel puede ser sustituido por uno que simplemente no tenga este complemento, ya que existen muchos otros tipos de collares para gatos:

  • Identificativos
  • Antiparasitarios
  • Estético

Además de la estética, también es importante que el collar nos sirva para identificar y localizar al gato, por lo que podemos añadir su nombre y un número de contacto en caso de que se pierda y alguien lo encuentre. Aunque desde ExpertoAnimal te sugerimos estas alternativas para los cascabeles en gatos, no dudes en consultar primero con tu veterinario para conseguir una solución homologada y fiable para tu amigo peludo.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Por qué no son buenos los cascabeles en gatos?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Accesorios y cosméticos.