¿Qué le puedo dar a mi perro para el dolor?

¿Qué le puedo dar a mi perro para el dolor?

Observar que nuestro perro está experimentando dolor es una situación que preocupa a cualquier cuidador. Por eso, es fácil que se tenga la tentación de correr al botiquín casero y darle las pastillas que a nosotros nos funcionan. Pero los perros no son personas, así que, si te preguntas qué le puedo dar a mi perro para el dolor, la respuesta siempre la va a tener el veterinario.

En este artículo de ExpertoAnimal, vamos a repasar los fármacos que se emplean para aliviar el dolor en perros, las medidas que puedes tomar en casa y el porqué de la importancia de acudir a un profesional.

El dolor en los perros

En ocasiones, nos resultará evidente que a nuestro perro le duele algo. Pero no siempre es tan sencillo, ya que un perro dolorido puede no quejarse o manifestarlo mediante síntomas que nosotros no identificamos. Por ejemplo, un perro mayor puede evitar subir escaleras o al mobiliario y es fácil que lo atribuyamos tan solo a la edad cuando en realidad es un signo de dolor. Puede estar sufriendo una artrosis. Otros, en cambio, dejarán de comer. Por eso, cualquier cambio en el comportamiento de un perro es motivo de consulta veterinaria, sobre todo si pertenece a los grupos más vulnerables, como son los ancianos, los cachorros o los ejemplares que ya están diagnosticados de alguna patología.

Por otra parte, es difícil valorar la intensidad del dolor, otro dato que incide en la importancia de la consulta con el especialista. Solo él puede decidir qué le puedes dar a tu perro para el dolor, ya que el tratamiento tiene que tener en cuenta la causa, las condiciones del perro o si es un trastorno agudo o crónico. Hay múltiples causas de dolor en perros. El agudo puede ser puntual y desaparecer tras un tratamiento, mientras que el crónico se va a perpetuar en el tiempo. Es, por ejemplo, el que se asocia a enfermedades degenerativas como la artrosis.

Medicamentos para el dolor en perros

Los analgésicos son los fármacos más utilizados a la hora de combatir el dolor. Hay muchos entre los que escoger y en diferentes presentaciones como comprimidos, jarabes o inyectables. Por eso, es una tarea de la que solo se puede encargar el veterinario.

Antiinflamatorios para perros

Dentro de este grupo encontramos medicamentos como los AINE, que significa antiinflamatorio no esteroideo, como puede ser el carprofeno, que puede utilizarse en tratamientos a largo plazo. En este grupo se encuentran también la aspirina, el ibuprofeno, el ketoprofeno o el meloxicam.

Analgésicos para perros

Pero también hay analgésicos que no son AINE, como los analgésicos narcóticos opiáceos y los no opioides no AINE. Hay que tener en cuenta que, como todos los medicamentos, los que se utilizan contra el dolor, además de beneficios, también presentan efectos secundarios adversos. Por eso se hace necesario darlos siempre siguiendo las recomendaciones y el seguimiento del veterinario. Entre estos efectos destacan las úlceras gastrointestinales, sobre todo cuando este tipo de pastillas para el dolor en perros tienen que administrarse durante mucho tiempo. En estos casos, suelen darse en combinación con protectores de la mucosa gástrica. También producen otros efectos como:

  • Vómitos.
  • Diarrea.
  • Heces con sangre.
  • Pérdida del apetito.
  • Ictericia o color amarillento de las mucosas.
  • Incremento en la ingesta de agua.
  • Incremento en la eliminación de orina.
  • Erupciones cutáneas.

Así, si te preguntas qué le puedo dar a mi perro para el dolor, se recomiendan principios activos como el ya citado carprofeno. Igualmente, la pregunta "qué medicamento se le puede dar a un perro para el dolor" debe responderla el veterinario. Tras examinar al animal, será este profesional quien nos diga cuál es el más adecuado para el dolor que presente el perro y cómo dárselo, ya que también hay que tener en cuenta la vía de administración.

Ortesis para perros con dolor

Dependiendo de la causa que esté provocando el dolor en el perro, como complemento al tratamiento veterinario disponemos de la opción de emplear ortesis. Las ortesis han sido diseñadas con el fin de mejorar la calidad de vida de los perros que sufren determinadas lesiones o enfermedades articulares, por ello son una excelente opción para aliviar el dolor en perros en estos casos. Así mismo, son altamente beneficiosas para prevenir daños más graves y aumentar el proceso de curación, siempre que exista cura.

Para perros con artrosis, displasia de cadera o lesiones específicas, son recomendables las siguientes ortesis:

  • Soporte de cadera: ayuda a estabilizar la cadera y aporta el calor necesario para reducir el dolor, mejorar la movilidad, estimular la musculatura y evitar la atrofia. Es bueno para la artrosis y la displasia de cadera.
  • Protector de rodilla: perfecto para lesiones en los ligamentos cruzados, tendinitis o luxación de rótula. Alivia el dolor en estos casos y reduce la inflamación debido a que ayuda al animal a compensar la falta de movimiento equilibrando los grupos musculares.
  • Soporte para carpo: recomendado para perros con artrosis, hiperextensión carpal o carpo inestable. Además de ayudar al perro a recuperar la estabilidad, aliviar el dolor y reducir la inflamación, el soporte para carpo se emplea también tras cirugías en esta zona, por lo que se utiliza para sustituir al anticuado y aparatoso vendaje Robert Jones.
  • Muñequera: esta ortesis es perfecta para perros con dolor debido a la artrosis, lesiones musculares, lesiones en los ligamentos o tendinitis. Son muchos sus beneficios, como mejorar la rehabilitación del animal y ayudar a acelerar el proceso de curación, evitar que el daño empeore, proteger la zona y reducir la inflamación.

Además de las ortesis, si te sigues preguntando qué darle a un perro con dolor, una de las respuestas más obvias es una cama adaptada para dormir. En este sentido, en el mercado encontramos los llamados colchones ortopédicos, diseñados con materiales de calidad que favorecen el descanso del animal y su recuperación. Es importante que estas ayudas sean de un fabricante especializado ya que se pueden encontrar ofertas de imitaciones que pueden generar irritaciones y efectos contrarios al deseado. En este sentido, la referencia europea de este tipo de ayudas es la empresa española OrtoCanis, que llevan desde el 2010 desarrollando ayudas técnicas para perros.

Ayudas extra para el dolor en perros

Si te preguntas qué le puedes dar a tu perro para el dolor, además de los medicamentos, en casa puedes adoptar medidas que ayuden a mitigar las molestias que esté experimentando. De la misma manera, en función del dolor, puedes recurrir a técnicas de rehabilitación y a la acupuntura. Pero, lo primero, como siempre, es tener el diagnóstico del veterinario para tener la seguridad de que has localizado el foco del dolor. Estos son los remedios caseros para el dolor en perros que puedes utilizar con el fin de complementar la acción de los fármacos recetados por el veterinario:

  • Guardar reposo: un dolor procedente de un daño a nivel articular o muscular requiere una restricción del ejercicio, por lo que el perro debe mantenerse en un espacio reducido, sin lugares a los que pueda saltar o subir. Así mismo, los paseos tienen que ser con correa para impedirle jugar o correr.
  • Comodidad para el descanso: la confortabilidad del perro contribuye a su bienestar, por lo que necesitará un lugar de descanso cómodo, cálido y limpio y evitar obstáculos como escaleras. Por ejemplo, si tiene que subir al coche, es mejor ponerle una rampa. En cuanto al sueño y reposo, los colchones ortopédicos para perros de OrtoCanis son excelentes para aliviar el dolor mientras descansa, ya que utilizan una tecnología especial de material viscoelástico que evita puntos de presión.
  • Dieta blanda: una dieta blanda al principio y siempre de calidad favorece el buen funcionamiento digestivo y disminuye las molestias. Si el dolor se localiza en la boca, hay que adaptar la textura de los alimentos.
  • Aplicar calor: en determinados casos se puede aplicar calor a la zona dolorida, siempre según el consejo del veterinario.

Medicamentos humanos para el dolor en perros

Si nos parece que nuestro perro siente dolor, no debemos recurrir a nuestro botiquín. Pastillas que para nosotros son de uso común, las compramos sin receta y nos parecen eficaces e inocuas, pueden llegar a ser mortales para nuestro perro. Así, la aspirina, el ibuprofeno o el paracetamol son medicamentos habituales en cualquier botiquín, por lo que podemos caer en la tentación de dárselos al perro cuando nos parece que está dolorido. Pero lo cierto es que estos fármacos son poco seguros para los perros, ya que son muy sensibles a ellos, lo que quiere decir que solo toleran unas dosis muy bajas. Si dosificamos según nuestros parámetros es fácil que provoquemos una intoxicación, con daño hepático y renal, e incluso con un desenlace fatal. Los síntomas incluyen vómitos, diarrea que puede contener sangre o anorexia.

Por eso, en la actualidad se utilizan otros fármacos contra el dolor eficaces y seguros para los perros porque están específicamente formulados para ellos y medicamentos como los mencionados solo se administran si lo considera el veterinario, en dosis muy controladas y un estricto seguimiento. En resumen, no corras riesgos innecesarios, nunca mediques a tu perro por tu cuenta. Si te preguntas qué le puedes dar a tu perro para el dolor, consúltalo con tu veterinario.

Este artículo es meramente informativo, en ExpertoAnimal.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Qué le puedo dar a mi perro para el dolor?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Medicamentos.

Bibliografía
  • Carlson y Giffin. (2002). Manual práctico de veterinaria canina. Madrid. Editorial el Drac.