Compartir
Compartir en:

Bengalí

Bengalí

El gato de bengala o bengalí es un híbrido que nace entre el cruce un gato doméstico y un gato leopardo (felino asiático que aún se encuentra en estado salvaje). El nombre propio de gato bengala nace como consecuencia del nombre del pariente salvaje también denominado en ocasiones gato bengala. La cría de este gato se lleva realizando desde 1963 en Estados Unidos de América con la ayuda de la intervención humana.

Origen
  • América
  • Estados Unidos
Clasificación FIFE
  • Categoría IV
Características físicas
Peso medio
  • 3-5
  • 5-6
  • 6-8
  • 8-10
  • 10-14
Esperanza de vida
  • 8-10
  • 10-15
  • 15-18
  • 18-20

Apariencia Física

Muestra una estructura fuerte y robusta abriendo paso así a un gato de gran tamaño. En el caso de los machos suele ser más pronunciado ya que en ocasiones alcanzan los 8 o 9 kilogramos, mientras que las hembras suelen pesar unos 3,5 kilogramos.

Tiene una cabeza ancha y redondeada que junto a una mandibula fuerte y poderosa le conceden un bonito rostro. Los ojos, almendrados y grandes son de color amarillo verdoso que, junto a las orejas cortas y puntiagudas, acaban de proporcionarle el aspecto fiero que buscan los criadores.

El cuerpo del gato bengalí es fuerte y muestra unos cuartos traseros elevados. El pelaje es corto, suave y espeso. El único patrón de manto que sigue el gato bengalí es el atigrado propio de la raza, aunque este puede cambiar de tonalidades y muestra una pequeña variedad que incluye:

  • Colores marfil, crema, amarillo, dorado y naranja.

Carácter

El gato bengalí destaca por su conocida hiperactividad y curiosidad. Se trata de un gato insaciable al que le gusta jugar y rodearse de personas que le dediquen atenciones. Por lo general hablamos de una raza cariñosa y cercana con quienes convive a los que seguirá por todo el hogar.

Es un gato que se relacionará correctamente con otras mascotas de la casa como otros gatos, perros e incluso hurones. Al ser tan inteligentes pasarán largas horas inspeccionando cualquier detalle que encuentren intrigante. Es un gato divertido.

Aún así debemos compartir que en algunas ocasiones si el nivel de consanguinidad con el gato salvaje es muy próximo pueden mostrar conductas algo distintas a las de los gatos comunes aunque no por ello deja de ser un gato amigable.

Salud

Es muy importante llevar al día el calendario de vacación del gato bengalí, como ocurre en todas las otras razas. Las enfermedades más comunes que pueden afectar a tu gato de bengala son las siguientes:

  • Luxación pateral: Suele ser consecuencia de malformaciones de origen hereditario o bien traumático.
  • Histoplacia cerebral: Se trata de una anormalidad congénita frecuente en animales domésticos que afecta al cerebelo.

Cuidados

El cuidado del gato bengalí es sencillo, le podremos limpiar con paños húmedos el manto para que luzca bonito además de cepillarle de vez en cuando. Ellos mismos se ocuparán de limpiarse a diario aunque si observas suciedad extrema podrás disfrutar con él de darle un refrescante baño. Además prestaremos especial atención a los oídos que tienden a crear cerumen en exceso y a la barbilla que a veces desprende una grasilla que limpiaremos sin problema.

Además, resaltaremos la importancia de administrarle una alimentación variada y rica utilizando piensos y patés de alta calidad que repercutirán en el brillo del pelo.

Curiosidades

  • Se recomienda la castración de la raza para evitar conductas muy dominantes en el caso de los machos o conductas heredadas por el factor salvaje que les implica.
  • El gato bengalí es un excelente nadador que disfrutará remojándose en el agua por pura diversión.

Fotos de Bengalí

Artículos relacionados

Sube la foto de tu Bengalí

Sube la foto de tu mascota
Fotos y comentarios (0)

Escribir comentario sobre Bengalí

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario

Bengalí
Foto subida por Aldo:Me gustaría saber si el color de mi gato es característico del Bengalí puro
1 de 6
Bengalí