menu
Compartir

Vallhund sueco

 
Vallhund sueco

El Vallhund sueco, también llamado pastor sueco, es un pequeño perro que se originó hace muchos siglos en Suecia. Destinado al pastoreo, protección y a la caza de pequeños animales.

El perro Vallhund sueco presenta un buen carácter, inteligencia, docilidad y lealtad, siendo un buen perro de compañía y tolerando a los niños, aunque al comienzo desconfía de los extraños. Sigue leyendo para conocer el origen, carácter, características, cuidados, educación y salud del Vallhund sueco.

Origen
  • Europa
  • Suecia
Clasificación FCI
  • Grupo V
Características físicas
Altura
  • 15-35
  • 35-45
  • 45-55
  • 55-70
  • 70-80
  • Más de 80
Peso adulto
  • 1-3
  • 3-10
  • 10-25
  • 25-45
  • 45-100
Esperanza de vida
  • 8-10
  • 10-12
  • 12-14
  • 15-20
Actividad física recomendada
  • Baja
  • Media
  • Alta
Carácter
Ideal para
Clima recomendado
Tipo de pelo

Origen del Vallhund sueco

El perro Vallhund sueco o pastor sueco, es una raza de pequeño tamaño que se originó hace más de 1000 años en Suecia y fue usado por los vikingos para la seguridad, la protección y el pastoreo.

El origen no está claro, pero hay corrientes que aseguran su vinculación con el corgi galés de Pembroke, unos perros originarios de Inglaterra con constitución y aspecto muy parecidos a los Vallhund suecos. Estos perros estuvieron a punto de extinguirse en 1942, pero Björn von Rosen y Karl-Gustaf Zetterste consiguieron evitarlo.

En 1943 la raza fue reconocida por el Kennel Club sueco (SKK) bajo el nombre de Svensk Vallhund, pero no fue hasta 10 años después que no se le dio el nombre oficial. A día de hoy, es una raza desconocida fuera de Suecia. En 2008 participó por primera vez en el Westminster Kennel Club Dog Show.

Características del Vallhund sueco

El Vallhund sueco es un perro de tamaño pequeño, los machos no superan los 35 cm y las hembras los 33 cm. Su peso oscila entre los 9 kg y los 14 kg. Son unos perros compactos y alargados con los ojos de tamaño medio, ovalados y de color marrón oscuro. Las orejas son medianas, triangulares, de inserción media, puntiagudas y cubiertas de pelo suave. La trufa es de color negro y los labios son apretados y lisos. En referencia a las patas, son fuertes y la cola puede ser larga o corta naturalmente hacia arriba o hacia abajo.

En cuanto al pelaje, es medio de doble capa, la interna densa y gruesa y la externa de pelo pegado y duro. Además, tiene el pelo más largo en el vientre en la cola y en las patas.

El pelaje de los perros Vallhund suecos puede ser de distintos colores:

  • Gris
  • Amarillento grisáceo
  • Rojizo
  • Castaño

Carácter del Vallhund sueco

Los Vallhund suecos son dedicados, agradables, inteligentes, cariñosos, alegres, tranquilos, alertas y seguros. Son muy leales pero suelen ser desconfiados con los extraños.

Les encanta pasar el tiempo con sus cuidadores y toleran especialmente bien a los niños, ya que son muy vivaces y juguetones. También son unos perros independientes, por lo que sufren menos que otras razas la ausencia del cuidador en casa, pero no debe ser pretexto para dejarlos solos más de lo necesario.

Cuidados del Vallhund sueco

Los Vallhund suecos necesitan estimulación mental y ejercicios varios como pruebas de rastreo para que su mente y cuerpo se encuentren activos. También necesitan hábitos higiénicos de sus dientes para prevenir enfermedades o infecciones dentales y limpieza de los oídos para prevenir las dolorosas y desagradables otitis.

En cuanto al pelo de estos perros, se debe cepillar con cierta frecuencia, especialmente en las épocas de muda para eliminar el pelo muerto que puede predisponer a ciertas enfermedades. Para que los perros mantengan una buena calidad de vida, debe aplicarse la medicina preventiva con revisiones periódicas en el centro veterinario y con la desparasitación y vacunación rutinarias, a fin de prevenir enfermedades parasitarias e infecciosas, respectivamente.

Educación del Vallhund sueco

Los Vallhund suecos son unos perros inteligentes e intuitivos que asimilan con facilidad las órdenes y enseñanzas de su cuidador.

La educación debe comenzar a temprana edad y enseñarles durante el periodo de socialización de sus primeras semanas de vida el contacto con otros animales, personas y estímulos diversos. Así como enseñarles a no atacar a los extraños ni lanzarse a sus talones.

Salud del Vallhund sueco

La esperanza de vida de los Vallhund suecos puede alcanzar los 12 o 14 años siempre que no desarrollen una enfermedad súbita, devastadora o de temprano comienzo sin diagnóstico precoz. Se trata de una raza sana a la que no se le conocen patologías congénitas o hereditarias.

Las enfermedades que con cierta frecuencia pueden padecer son:

  • Displasia de cadera: enfermedad degenerativa en la que se produce una falta de congruencia o adaptación entre las superficies articulares de los huesos involucrados en la articulación de la cadera (el acetábulo y el fémur). Esta mala unión articular deriva en laxitud de la articulación, que permite la movilización de los huesos, lo que causa artrosis, inestabilidad, debilitamiento, daño y dolor que deriva en atrofia muscular y cojera.
  • Lumbalgia: o dolor de espalda en la zona lumbosacra, generalmente de origen muscular que produce un proceso inflamatorio con aumento de la tensión y el tono de la musculatura de la zona, que activa las vías nerviosas que transmiten los estímulos dolorosos y se desarrolla una contractura muscular. En otras ocasiones se puede incluso pinzar el nervio por compresión de su raíz, causando un proceso muy doloroso o derivar en hernia de disco.

Dónde adoptar un Vallhund sueco

Adoptar un Vallhund sueco es muy difícil, especialmente si no vivimos en Suecia o países próximos. Sin embargo, siempre se puede preguntar en protectoras, refugios o en asociaciones de rescate de perros suecos por internet.

Fotos de Vallhund sueco

Artículos relacionados

Sube la foto de tu Vallhund sueco

Sube la foto de tu mascota

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Cómo valorarías esta raza?

Vallhund sueco
1 de 2
Vallhund sueco

Volver arriba