Compartir

Cerdo hormiguero

 
Cerdo hormiguero

Aunque muchas personas lo confunden con el oso hormiguero, el cerdo hormiguero es una especie totalmente distinta. Si bien es cierto que ambos animales presentan similitudes, no comparten ningún tipo de parentesco. En este artículo de ExpertoAnimal hablaremos de las características del cerdo hormiguero, de su origen, su hábitat y estilo de vida.

Los cerdos hormigueros son animales que viven en el continente africano, se alimentan de hormigas y termitas usando una purificada técnica y tienen unas capacidades asombrosas. ¿Sabes que son capaces de excavar a más de 2 metros de profundidad en apenas 30 minutos y que sus madrigueras pueden tener más de 13 metros de largo? Sigue leyendo para descubrir más curiosidades.

Origen
  • África
  • Sudáfrica

Origen del cerdo hormiguero

El cerdo hormiguero, también denominado oricteropo, cuyo nombre científico es Orycteropus afer, es un mamífero perteneciente al orden de los Tubulidentata, siendo además el único que existe de dicho orden. Quienes lo bautizaron como cerdo hormiguero fueron los colonizadores holandeses que llegaron a Sudáfrica en el siglo XVII, que, pese a sus notables diferencias, encontraron en estos animales similares parecidos a los cerdos domésticos. Así, el cerdo hormiguero proviene del continente africano, donde se originó la especie hace miles de años. De hecho, el cerdo hormiguero actual se considera un fósil viviente, pues comparte características con animales prehistóricos.

Aunque puede parecerse al oso hormiguero en algunos aspectos, incluso en el nombre, hay que aclarar que son especies distintas y que tampoco es igual que un pangolín. Sí, todos ellos se alimentan de hormigas ayudados por largas lenguas y dientes muy peculiares, pero, como ya hemos dicho, el cerdo hormiguero es el único de su orden, dándose estas semejanzas como consecuencia de la adaptación evolutiva de cada especie, que ha de sobrevivir en un medio concreto, en este caso, uno en el que las hormigas constituyen una de las fuentes alimenticias más importantes. De hecho, los parientes más cercanos del cerdo hormiguero no son ninguno de los mencionados. Los que más cerca están filogenéticamente hablando son la musaraña elefante, los hiracoideos y los sirénidos, aunque a simple vista puedan parecer completamente distintos.

Características del cerdo hormiguero

El cerdo hormiguero se caracteriza por presentar un cuerpo sólido y robusto, la espalda arqueada y el hocico similar al de los cerdos pero un poco más alargado. Su peso corporal suele encontrarse entre los 40 y los 65 kilogramos, presentando una longitud total de 1 a 1,3 metros. Sin embargo, se han llegado a catalogar ejemplares que alcanzaban prácticamente los 2 metros de largo.

Una de las particularidades de esta especie es la diferencia entre las patas delanteras y las traseras, pues, mientras que las delanteras son más largas y presentan 5 dedos, todos ellos con fuertes y afiladas uñas, las traseras son mucho más cortas, aunque muy musculadas, y carecen de pulgar, teniendo solo 4 dedos. Estos dedos tienen una forma cóncava y aplanada, lo que los hace parecer como una especie de palas que no son ni una pezuña ni una zarpa.

El cuerpo del cerdo hormiguero está protegido con una dura y gruesa piel, apenas recubierta por una fina capa de pelo ralo y rizado, de un color pardo en la parte superior y más rojizo en la inferior. Tiene unos pelos diferentes alrededor de los ojos, pequeños y oscuros, que le otorgan ventajas sensoriales, ya que han de contrarrestar que su visión es bastante ineficiente, siendo frecuente que colisionen con obstáculos como árboles y arbustos.

Ahora bien, lo más característico del cerdo hormiguero es, sin duda, su dentadura, pues es la que le otorga el honor de pertenecer al orden de los tubulidentados. Esta dentadura es especial dado que en lugar de poseer una cavidad oral dentada tiene una cavidad pulpal, conformada por un conjunto de tubos muy finos, rectos y paralelos, compuestos de vasodentina. Estos conductos no tienen ni esmalte ni raíz, lo que permite que aunque se desgasten habitualmente, se regeneren a igual velocidad. Además de esto, las crías poseen incisivos y caninos, que luego simplemente desaparecen, mientras que los adultos siguen manteniendo molares y premolares aparte de los tubos anteriormente mencionados.

Hábitat del cerdo hormiguero

Tras repasar la descripción del cerdo hormiguero con sus principales característica físicas, ¿dónde vive exactamente? El cerdo hormiguero habita en las regiones africanas comprendidas entre el extremo sur del desierto del Sáhara y el cabo de Buena Esperanza. Sin embargo, estudios arqueológicos de diferentes ramas científicas exponen que se han hallado evidencias de que los cerdos hormigueros vivían antiguamente en lugares como el actual Irak, además de Egipto y diferentes países mediterráneos. En lo que no llegan a acuerdo es en el momento en el que la especie desapareció de dichos lugares, no existiendo ningún consenso al respecto.

Descubre más animales del continente africano en este otro artículo: "Animales de África".

Reproducción del cerdo hormiguero

Los cerdos hormigueros son animales de hábitos completamente nocturnos, realizando toda su actividad en los momentos de oscuridad. Durante el día, se ocultan en sus madrigueras, agujeros que ellos mismos excavan en el suelo ayudados por sus potentes garras. Pero no se trata de un agujero simple, sino de una red de madrigueras interconectadas con una principal, empleada en la reproducción.

Esta reproducción es sexual y la época reproductiva es la única en la que los cerdos hormigueros pasan de ser animales completamente solitarios a aceptar a un miembro del sexo opuesto a su lado. Esto es así solo hasta que copulan, luego los machos desaparecen y las hembras son las que se encargan de la cría de los cerdos hormigueros bebés en exclusiva. Esta prole nace tras aproximadamente 7 meses de embarazo, tras los cuales la hembra da luz a una única cría, excepcionalmente dos, de apenas 2 kilogramos de peso y 55 centímetros de longitud total.

La cría nace calva, pero completamente desarrollada, dándose los nacimientos entre mayo y octubre/noviembre. Cuando cuenta con apenas dos semanas de vida ya es capaz de acompañar a su madre, a las 5-6 semanas ya comienza a salirle el pelo y a las 14 semanas comienza a alimentarse de termitas, por lo que el destete se produce apenas 2 semanas después, con 16 semanas de vida. Un cerdo hormiguero es maduro por completo a los 6 meses de edad, pero suele permanecer con su madre hasta la siguiente temporada de cría, momento en el que se independiza.

Alimentación del cerdo hormiguero

La alimentación del cerdo hormiguero es carnívora, pues su dieta está compuesta por termitas y hormigas. El procedimiento que sigue es el siguiente: primero excava en los termiteros u hormigueros para, después, introducir su larga y pegajosa lengua y extraer a los insectos. Además, es capaz de cerrar las aletas de su nariz para evitar que los insectos y el polvo penetren por ahí, y su gruesa y dura piel le protege de las dolorosas y molestas mordeduras.

Importancia del cerdo hormiguero en su ambiente

El cerdo hormiguero está considerado como una especie muy benéfica para su entorno. Por ejemplo, para nosotros, resulta muy beneficioso a nivel de eliminación de plagas, como son las de termitas y las de hormigas, pues al alimentarse de ellas controlan de forma natural sus poblaciones.

Para otras especies actúan proporcionándoles refugio, pues el cerdo hormiguero suele mudarse de una madriguera a otra con bastante frecuencia, siendo aprovechada la que ellos ya no usan por animales incapaces de crearlas por sí mismos. Tal es el caso de los puercoespines, los chacales y los jabalíes.

Estado de conservación del cerdo hormiguero

Aunque en la Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), elaborada en 2014, el cerdo hormiguero aparece como una especie con menor preocupación, la destrucción de sus hábitats cada vez lo pone en una situación más y más comprometida.

Tiene enemigos naturales, como los leones, los jabalíes o los perros, que se suelen comer sobre todo a las crías y cerdos hormigueros más jóvenes, pero ellos corren como pueden y se defienden fieramente de sus ataques sin dudarlo. Sin duda, su mayor amenaza es el ser humano, que además de destruir los lugares en los que vive, los mata para comérselos o aprovechar su piel. Los que más suelen cazar cerdos hormigueros son los granjeros, quienes consideran que sus excavaciones ponen en riesgo sus granjas y sembrados. Por si esto fuera poco, el uso de pesticidas, cada vez más intenso y frecuente, hace que las hormigas y las termitas, su alimento, escasee cada vez más en las zonas cercanas a poblaciones humanas.

Bibliografía
  • Kingdon, J. (1971). East African mammals: an atlas of evolution in Africa, Volume 1 (en inglés) (reimpresión del 1984 edición). Nueva York: University of Chicago Press. ISBN 978-0226437187.
  • Lindsey, P., Cilliers, S., Griffin, M., Taylor, A., Lehmann, T. & Rathbun, G. (IUCN SSC Afrotheria Specialist Group) (2008). Orycteropus afer. Lista Roja de especies amenazadas de la UICN 2014 . Recuperado de: https://portal.issn.org/resource/issn/2307-8235.
  • National Geographic. Cerdo Hormiguero. Recuperado de: https://www.nationalgeographic.es/animales/cerdo-hormiguero

Fotos de Cerdo hormiguero

Artículos relacionados

Sube la foto de tu Cerdo hormiguero

Sube la foto de tu mascota

Escribir comentario sobre Cerdo hormiguero

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Cómo valorarías esta raza?

Cerdo hormiguero
1 de 3
Cerdo hormiguero

Volver arriba