Medusas

Medusa luminiscente

 
Medusa luminiscente

El filo de los cnidarios, agrupa a más de 10 mil especies de animales acuáticos, que, según el tipo, viven en cuerpos de agua salada o dulce, aunque primordialmente en los primeros. Dentro de estos encontramos a las peculiares medusas, quienes son de varias clases. Una de ellas es Scyphozoa, que comúnmente se conocen como verdaderas medusas y son exclusivamente marinas. Entre estas se encuentra la medusa luminiscente (Pelagia noctiluca), la cual es muy común es ciertas zonas marítimas y sobre la cual te presentamos información esta ficha de ExpertoAnimal. Anímate y sigue leyendo para conocer sus datos más relevantes.

Origen
  • África
  • América
  • Asia
  • Europa
  • Oceania

Índice

  1. Características de la medusa luminiscente
  2. Hábitat de la medusa luminiscente
  3. Costumbres de la medusa luminiscente
  4. Alimentación de la medusa luminiscente
  5. Reproducción de la medusa luminiscente
  6. Estado de conservación de la medusa luminiscente

Características de la medusa luminiscente

Conozcamos a continuación las principales características de la medusa luminiscente:

  • La medusa luminiscente posee simetría radial, como es común en el grupo.
  • Su cuerpo está formado por tejidos especializados: aunque carece de órganos.
  • Los sistemas nervioso, digestivo y respiratorio son primitivos: pero capaces de realizar las funciones básicas para mantener a la medusa.
  • Los tejidos se dividen tres: en epidermis externa, dermis interna y una capa conocida como mesoglea gelatinosa, la cual es similar a una especie de cartílago, pero menos compacto.
  • Tiene una sola abertura en el cuerpo: que corresponde con el espacio oral, para la alimentación y también para la excreción.
  • Cuenta con cuatro lóbulos: se conocen como brazos orales y están asociados a la abertura corporal que hemos mencionado.
  • El paragua o umbrela se divide en ocho lóbulos: la forma puede ser de campana o hemisférico.
  • La coloración varía: de púrpura, marrón claro, marrón rojizo a amarillo claro.
  • La campana está bordeada por una forma ondulada: en esta se ubican ocho tentáculos, bastante elásticos y de contextura delgada; estos tienen una función punzante, a través de los cuales inocula sus toxinas.
  • El diámetro de la campana varía: puede hacer de entre 3 a 12 cm.
  • Los tejidos sensitivos se ubican en los lóbulos: los cuales son receptores de luz y olor, por lo que estos últimos son un tipo de quimiorreceptores.
  • Tienen gónadas diferenciadas: es decir, femeninas y masculinas.
  • El rasgo peculiar de esta medusa y del cual se origina su nombre, es su capacidad de luminiscencia: que se activa cuando el animal es molestado o se encuentra en aguas con cierto movimiento. Incluso puede secretar una sustancia gelatinosa que también es luminiscente. Esto ocurre por la presencia de una proteína en el animal que es capaz de reaccionar de esta manera.

Hábitat de la medusa luminiscente

La medusa luminiscente tiene una amplia distribución global, estando presente en los Océanos Atlántico, Pacífico e Indico. Se distribuye principalmente en aguas abiertas, pero también en costeras, teniendo gran capacidad de adaptación a casi cualquier área del ambiente marino, incluyendo aguas templadas, cálidas o tropicales. Es muy común encontrar a la medusa luminiscente al norte del Ecuador, Mar del Norte, Atlántico de Canadá, Golfo de México, Mediterráneo y Australia.

Quizás te interese echarle un vistazo al siguiente artículo sobre ¿Dónde viven las medusas? para conocer más información sobre ellas.

Costumbres de la medusa luminiscente

Una de las costumbres de la medusa luminiscente es la formación de grandes agrupaciones de individuos, que pueden sumar a miles de medusas. Para movilizarse, realizan contracciones rítmicas de la parte inferior de la campana, lo que les ayuda a impulsarse. El tejido de la mesoglea gelatinosa también sirve de apoyo para la flotabilidad de estos animales.

Como es común en el grupo de los cnidarios, estas medusas poseen un orgánulo especializado conocido como nematocisto, el cual es capaz de secretar una sustancia tóxica, la cual inoculan en sus presas, pero también lo hacen si son molestadas. En el caso de los seres humanos, aunque no es una especie de medusa mortal, si llega a causar afecciones en la piel, que pueden resultar algo dolorosas. Normalmente esto ocurre en ciertas áreas costeras en épocas donde los turistas frecuentan las playas, debido a que es común que estos animales queden eventualmente varados en algunas zonas.

¿Cómo se desplazan las medusas? No te pierdas este post de ExpertoAnimal donde te lo explicamos.

Alimentación de la medusa luminiscente

Esta medusa al igual que el resto, caza activamente a sus presas. Para ello se vale de sus tentáculos, en los cuales se encuentran unas células denominadas cnidocitos. Cada una de estas células está dotada de los nematocistos, los cuales funcionan como especie de arpones punzantes, que se introducen en la presa y una vez dentro inoculan la sustancia tóxica, que termina por afectar a la víctima y es fácilmente manejable.

Estas estructuras de alimentación y defensa son tan potentes que pueden atravesar el caparazón de un cangrejo al cual luego se pueden comer.

La digestión de este tipo de medusa, se realiza de forma intra y extracelular, en los tejidos especializados para la alimentación, que se hayan en una cavidad intestinal. De esta manera, puede consumir diversos tipos de animales, entre los que podemos mencionar:

  • Zooplancton
  • Peces
  • Crustáceos
  • Huevos
  • Otras medusas

Para saber más sobre ¿Qué comen las medusas? te dejamos el siguiente artículo que puede interesarte.

Reproducción de la medusa luminiscente

La medusa luminiscente posee sexos separados. Para la reproducción, tanto el macho como la hembra, liberan sus gametos al agua, donde ocurrirá la fecundación, por lo cual es de tipo externa. Los óvulos y espermatozoides son liberados por la boca del animal desde las gónadas que se ubican hacia la zona central del cuerpo.

Una vez que sucede la fecundación, se forma un embrión diferenciado que se conoce como plánula, el cual posee cilios que le permiten nadar libremente, desplazándose por aguas abiertas. A diferencia de otras medusas, la luminiscente no tiene una fase sésil de pólipo, sino que, de la plánula, se origina la forma conocida como ephyrae, éfira, que corresponde con una medusa joven, la cual luego de un proceso de desarrollo y crecimiento, se constituye en un individuo adulto. De esta manera se completa el ciclo reproductivo, en el cual los hijos no tienen ningún tipo de cuidado parental.

Si quieres saber más sobre la Reproducción de las medusas y ¿Cómo nacen las medusas? te dejamos los siguientes artículos de ExpertoAnimal para que lo averigües.

Estado de conservación de la medusa luminiscente

No hay reportes de evaluaciones sobre el estado de conservación de la medusa luminiscente. Sin embargo, es muy probable que, como ocurre con otras especies de medusas, no se encuentre en peligro. Por el contrario, por la disminución masiva de depredadores naturales y los cambios en el sistema marino a causa del cambio climático estén más bien aumentando los niveles poblaciones de la especie. En el caso de que esto estuviese ocurriendo, tampoco sería apropiado, ya que siempre debe existir un balance poblacional de cada grupo animal.

Bibliografía
  • Leverenz, E. (2000). "Pelagia noctiluca". Animal Diversity Web. Disponible en: https://animaldiversity.org/accounts/Pelagia_noctiluca/
  • Oceanogràfic (2022). Medusa luminiscente. Disponible en: https://www.oceanografic.org/especie/medusa-luminiscente/

Fotos de Medusa luminiscente

Artículos relacionados

Sube la foto de tu Medusa luminiscente

Sube la foto de tu mascota
Escribir comentario
Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Cómo valorarías esta raza?
1 de 5
Medusa luminiscente