Compartir

Oso panda

4 octubre 2018
Oso panda

De nombre científico Ailuropoda melanoleuca, el oso panda o panda gigante es uno de los animales más famosos del mundo entero. Peluches, dibujos, camisetas, disfraces.., desde luego su presencia es notable en casi cualquier ámbito. Pero, ¿sabías que su origen podría ser España y no China? En ExpertoAnimal conoceremos todos los detalles acerca de esta fascinante y milenaria especie que tantas simpatías despierta con ese aspecto tan adorable, así como los peligros que la acechan y cómo podríamos combatirlos. Sigue leyendo y descúbrelo todo sobre el oso panda, información para niños y adultos que nos permiten saber más de este precioso animal.

Origen
  • Asia
  • Europa

Origen del oso panda

Pese a que siempre se ha pensado que la especie era originaria de Asia, nuevos estudios evolutivos han puesto en entredicho esta creencia tan asentada. En concreto sitúan el origen de una especie primitiva de los actuales osos pandas, es decir, un antecesor genéticamente hablando, en la península ibérica. Esta nueva teoría ha surgido a raíz de restos fósiles encontrados en Barcelona y Zaragoza, más antiguos que los encontrados en China, puesto que los restos encontrados en España tienen entre 11 y 12 millones de años de antigüedad, mientras que los hallados en China contaban con 7 o como mucho 8 millones de años. Se sostiene la teoría de que el origen de la subespecie de los pandas se encuentra en la península, y que de allí se extendió por Eurasia, aunque actualmente solo se encuentra en China y algunas partes del sudeste asiático.

Aunque durante años el oso panda ha sido una especie en peligro de extinción, en 2014 se censaron bastantes más ejemplares que en la década anterior, en concreto se contabilizaron 1864 pandas en libertad. Por ello, desde el 4 de septiembre de 2016 las autoridades internacionales encargadas de esta categorización, en concreto la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN)[1], cambiaron a los pandas de categoría, pasando a ser una especie vulnerable en lugar de una amenazada, puesto que se considera que ya no corre tanto riesgo de extinguirse, salvo que ocurriera alguna catástrofe imprevisible, dado que el número de individuos ha pasado de los 2000.

Características del oso panda

El tamaño de un oso panda es variable. Los ejemplares de oso panda gigante pueden pesar más de 150 kilogramos, siendo los machos más grandes que las hembras; la altura puede ser de casi dos metros, aunque habitualmente miden entre 1,4 y 1,8 metros de largo; la altura a la cruz gira en torno a los 90-100 centímetros. De esta forma, a la hora de hacer una descripción del oso panda podemos decir que se trata de osos bastante corpulentos, con un aspecto robusto y redondeado. Una característica especial es que presentan un “sexto dedo” en las extremidades anteriores, más largas que las posteriores, el cual se asemeja al pulgar humano, pues le permite agarrar objetos y sostenerlos, así como trepar. Realmente no se trata de un dedo articulado, sino de una prolongación del hueso de la muñeca.

Siguiendo con las características físicas del oso panda, la cabeza es plana, con un hocico bastante reducido, terminado en una nariz desarrollada, lo que le permite gozar de un excelente sentido del olfato. Los ojos son pequeños cuyas pupilas son alargadas y no redondas, semejantes a las de un felino doméstico. Las orejas son redondas, grandes y erectas, la cola es redonda, en forma de pompón, que suele medir unos 10-12 centímetros de circunferencia.

Sin duda, el pelaje de un panda es la seña de identidad de la especie, una mezcla entre el blanco y el negro, pero repartido de una forma particular. La distribución sería la siguiente: negro en la nariz, las orejas, los hombros y las extremidades, junto con los parches de los ojos; blanco en el pecho, el vientre, la cara y el lomo. Realmente no se trata de un blanco nuclear, sino de un tono ligeramente amarillento.

¿Dónde vive el oso panda?

Si te preguntas cuál es el hábitat del oso panda, podemos decir que en estado salvaje vive exclusivamente en regiones aisladas de las montañas de China y algunos lugares del sudeste asiático. Vive en los bosques de bambú, donde el clima se caracteriza por el alto grado de humedad y las temperaturas son bastante bajas, lo cual es normal debido a que habitan en zonas donde la altitud es superior a los 1500 metros. No obstante, en invierno, cuando las temperaturas son extremas y las nevadas abundantes, pueden bajar a zonas que estén en torno a los 1000 metros de altura.

A los osos panda no les gusta la compañía de los humanos, es por ello que se decantan por zonas donde no se practica la agricultura o la ganadería, prefiriendo bosques de coníferas y pinos donde haya grandes cantidades de bambú. Allí el follaje es denso y espeso, intentando así evitar que los humanos les molesten; de detectar a personas huyen y se esconden rápidamente.

Una de las grandes amenazas que se cierne sobre esta especie es que las selvas subtropicales donde antiguamente vivían, las cuales se extendían por amplios valles de toda China, han sido sustituidas por plantaciones de arroz, trigo y otros cereales. Estas selvas estaban por debajo de los 1500 metros de altura que mencionamos, y abundaba el bambú, pero al haber desaparecido los pandas se han visto obligados a recluirse en las altas montañas donde aún quedan pequeñas zonas de selva, normalmente situadas entre los 1500-2000 metros de altura, aunque lo más frecuente es que tengan que subir más de 2000 para encontrar regiones donde haya suficiente bambú que les asegure la supervivencia. De esta forma, el hábitat del oso panda se ha visto amenazando y constituye uno de los principales motivos de que forme parte de la lista de animales en peligro de extinción.

Alimentación del oso panda

Los pandas son animales omnívoros, aunque existe la creencia bastante extendida de que son totalmente herbívoros, pues se alimentan de vegetales como raíces, bulbos o flores, así como de bambú, que es lo que consumen en mayor cantidad. Pero realmente, si nos ceñimos a su anatomía, el oso panda presenta el aparato digestivo de un carnívoro, es más, en su dieta suelen encontrarse alimentos de origen animal como huevos o pequeños mamíferos y roedores.

El hecho de que su estómago sea el de un carnívoro deja claro que el panda tuvo que cambiar su dieta para poder sobrevivir, por ello hoy en día estos animales se alimentan tradicionalmente de bambú, ya que en épocas de escasez era lo único a lo que siempre tenían acceso en los frondosos bosques de la Antigua China. Eso sí, al alimentarse principalmente de hierba, el panda necesita ingerir unas cantidades descomunales de bambú a diario. Como decimos, esto es debido a que su aparato digestivo no es el de un herbívoro, lo que conlleva que no asimile los nutrientes igual que lo haría un herbívoro puro. Es por esto que un panda adulto necesita consumir cantidades tan exorbitantes de bambú, como lo son los aproximadamente 20 kilos de esta planta que ingieren a diario.

Para saber más acerca de la alimentación del oso panda, no te pierdas este artículo.

Costumbres del oso panda

Para seguir con la descripción del oso panda, vamos a hablar ahora de sus hábitos diarios. El panda es un animal que realiza su actividad diaria en dos momentos, en la salida y en la puesta del sol, el resto del día es bastante sedentario, limitándose a comer y ocultarse en los bosques en los que vive. Puede pasar entre 12 y 14 horas diarias solo alimentándose, dedicando a esa tarea incluso más tiempo que a dormir.

Debido que habita en zonas de clima subtropical, el oso panda no hiberna como hacen otros osos como el pardo, aunque sí adapta el tiempo según la época del año. Además, al no hibernar tiene que emigrar a zonas menos frías en las que encontrar alimento, pues los brotes y plantas de los que vive desaparecen con las heladas y las nieves.

El oso panda es generalmente solitario e independiente, aunque establece relaciones con sus semejantes siendo estas bastante amistosas siempre que uno no se entrometa en el territorio del otro. En cuanto al territorio, el panda marcan la zona que considera suya con arañazos en las cortezas de los árboles, con orina y también con heces, así cuando otro panda ve o huele esos indicativos puede alertarse y abandonar ese territorio para evitar enfrentamientos.

Reproducción del oso panda

La época reproductiva del oso panda dura solo entre 1 y 5 días, es una vez por año y generalmente sucede entre los meses de marzo y mayo, dependiendo del clima y de la disponibilidad de recursos. Es por ello que puede resultar difícil que se dé el apareamiento, y que de no encontrarse el macho y la hembra en ese breve lapso de tiempo tendrá que pasar otro año hasta que puedan volver a criar.

Cuando la hembra está en celo pueden suceder varias cosas, si por ejemplo ningún macho la encuentra simplemente pasará el celo y no será hasta el año siguiente que pueda volver a tener la oportunidad de reproducirse. También puede pasar lo contrario, es decir, que más de un macho encuentre a la misma hembra, en ese caso los machos se enfrentarían entre ellos, siendo el vencedor el que copulará con la hembra tras pasar unos días de convivencia entre ellos. Así mismo, afectan factores como la edad de cada uno de los pandas, si esta es muy dispar probablemente la cópula no llegará a producirse, así como si la pareja no llegara a entenderse o chocaran entre ellos. Así pues, el cortejo del oso panda es complejo, por ello y por lo poco que dura su época reproductiva, no es sencillo repoblar la especie.

Una vez la cópula se ha dado de forma exitosa, y si el embarazo se ha desarrollado sin inconvenientes destacables, las crías nacerán en unos 100-160 días, dependiendo del monto de implantación del óvulo y desarrollo embrionario. Así, durante los meses de agosto o septiembre nacería una camada compuesta por dos o tres cachorros de oso panda, que pesarán aproximadamente entre 90 y 130 gramos y tardarán unas siete semanas en abrir sus ojitos. Hasta ese momento la madre permanecerá siempre con ellos, sin salir de su refugio ni siquiera para alimentarse. Solo cuando hayan abierto los ojos la sacrificada madre saldrá a reponer fuerzas consumiendo grandes cantidades de comida.

Toda esta información del oso panda para niños y adultos nos permite ver los factores que amenazan la especie y los motivos por los cuales se encuentra en peligro de extinción. Para saber cómo protegerlos, no te pierdas el artículo "Cómo proteger a los animales en peligro de extinción".

Curiosidades

  • ¿Sabías que cuando nacen lucen una piel rosada y pelaje blanco? Las manchas negras aparecen conforme se desarrollan.
  • Un oso panda puede vivir una media de 20 años.

Para más datos curiosos, no te pierdas el artículo "Curiosidades del oso panda".

Referencias
  1. International Union for Conservation of Nature (UICN). Giant Panda. Disponible en: https://newredlist.iucnredlist.org/species/712/121745669
Bibliografía
  • Animal Diversity Web. University of Michigan. Ailuropoda melanoleuca, giant panda.

Fotos de Oso panda

Artículos relacionados

Sube la foto de tu Oso panda

Sube la foto de tu mascota

Escribir comentario sobre Oso panda

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Cómo valorarías esta raza?

Oso panda
1 de 5
Oso panda

Volver arriba