Compartir

Spitz finlandés (suomenpystykorva)

 
Spitz finlandés (suomenpystykorva)

¿Quieres conocer al perro más sociable y enérgico de todas las razas de perros nórdicas? Hablamos del spitz finlandés, un avezado cazador y excelente animal de compañía que destaca por su inteligencia y su facilidad de aprendizaje, así como por su carácter equilibrado y amable. Estos perros constituyen una raza muy antigua que, con el paso de los años, se ha ido popularizando, extendiéndose por todo el mundo en la década de los 60 del pasado siglo. En ExpertoAnimal presentamos al elegante y audaz spitz finlandés, un perro con muchas curiosidades por descubrir.

Sigue leyendo para conocerlo todo sobre el spitz finalndés o suomenpystykorva, denominado en su idioma original.

Origen
  • Europa
  • Finlandia
Clasificación FCI
  • Grupo V
Características físicas
Altura
  • 15-35
  • 35-45
  • 45-55
  • 55-70
  • 70-80
  • Más de 80
Peso adulto
  • 1-3
  • 3-10
  • 10-25
  • 25-45
  • 45-100
Esperanza de vida
  • 8-10
  • 10-12
  • 12-14
  • 15-20
Actividad física recomendada
  • Baja
  • Media
  • Alta
Clima recomendado
Tipo de pelo

Origen del spitz finlandés

Con muchos siglos de historia a sus espaldas, los spitz finlandeses han sido empleados tradicionalmente como perros cazadores en diversos países nórdicos como Finlandia o Suecia. Estos perros eran, y siguen siendo, muy apreciados por los cazadores, pues tienen unas dotes increíbles para marcar la posición de las presas, frecuentemente aves, como lo urogallos, y alces, con sus ladridos. De esta forma, los cazadores sabían dónde estaba la presa e iban a por ella. Se desconocen los ancestros de estos perros, aunque los investigadores dicen que comparten gran carga genética con los lobos salvajes.

La raza comenzó a tener un registro oficial en el año 1890, poco después, en 1892, se estableció el primer estándar oficial del spitz finlandés. En esa misma década ya se realizaron las primeras competiciones, una exposición de raza y una competición de caza de aves, ambas realizadas en 1897. La raza siempre ha sido muy relevante en Finlandia, de hecho, es tan popular y apreciada en el país, que desde 1979 se considera que los spitz finlandeses son el perro nacional de Finlandia.

Actualmente, bajo el estándar de la raza se recogen las que antes se distinguían como dos razas independientes: el karelian-finnish laika y el spitz finlandés. Ambas razas se unificaron en el spitz finlandés en el año 2006.

Características del spitz finlandés

Los spitz finlandeses son perros de tamaño mediano, con un peso que se encuentra entre los 14 y los 16 kilogramos en machos y 11-13 en hembras, siendo respectivamente su altura a la cruz de 43-51 centímetros en ellos y de 39 a 45 en ellas. Un spitz finlandés tiene una esperanza de vida media de unos 12 años.

El cuerpo de estos perros es de forma cuadrada, robusto y con un porte atlético y musculoso a la par que esbelto. Sus extremidades son rectas y paralelas, destacando su solidez y fortaleza, y su cola se enrosca por encima del lomo. Como dato curioso, cuando extienden la cola llega hasta el corvejón y está cubierta por una gran capa de pelo.

Siguiendo con las características del spitz finlandés, la cabeza es de forma oval, con un ensanchamiento que coincide con las mejillas, llegando a las orejas, donde el cráneo alcanza su anchura máxima. Tiene un ligero stop, su hocico es estrecho y angosto, con un perfil recto y una mandíbula marcada y potente. Los ojos son almendrados y vivaces y las orejas, de inserción alta, son erguidas, de pequeño tamaño y forma triangular.

El pelo del spitz finlandés presenta una estructura de doble capa, con una subcapa lanosa, muy aislante, que es suave y densa, y una capa superior más larga y áspera al tacto. El pelo es bastante largo, sobre todo en los hombros, mucho más corto en las patas y la cabeza. El color del manto ha de ser rojizo brillante o rojo dorado, más intenso en el dorso y preferiblemente de tonos más claros en mejillas, orejas, garganta, pecho, cara interior de las patas y la cola. Solo se permiten dentro del estándar pequeñas manchas blancas en los pies.

Carácter del spitz finlandés

El spitz finlandés es un perro realmente sociable, que se muestra muy alegre ante el contacto con los demás y es muy cariñoso. Incluso con los extraños es agradable, pues aunque puede mostrarse algo más retraído con ellos, nunca será agresivo ni hosco. Es ideal para convivir con niños, ya que es paciente y muy atento, además de juguetón.

El temperamento del spitz finlandés es muy equilibrado, con altas dosis de valentía y determinación, suele ser independiente pero afectuoso. No le gusta la soledad, pero sí que le dejemo su espacio para tener su valorada independencia.

Se trata de un perro sumamente activo, como tantas otras razas criadas para la caza, por lo que hemos de asegurarnos de que se ejercita lo suficiente y de que no se aburra cuando no estamos, pues esto puede llevarlo a comportamientos poco deseables como excesos de ladridos, a lo que es tendente cuando se aburre mucho.

Cuidados del spitz finlandés

Uno de los aspectos a los que más atención hemos de prestar si tenemos un spitz finlandés será al cuidado de su manto y, sobre todo, de su piel. Sobre el pelaje, cabe destacar que es necesario un cepillado cada 2-3 días para eliminar restos de suciedad y, además, revisar que no haya parásitos como pulgas o garrapatas adheridos a la piel. La piel de estos perros es bastante sensible, por lo que hemos de cuidarla, observando si aparecen rojeces o descamaciones, pues a veces estos necesitan de atención veterinaria para no empeorar.

También es fundamental no olvidar el ejercicio físico si queremos garantizar todos los cuidados del spitz finlandés. Así, hemos de procurar a nuestro perro una actividad física diaria adecuada, que sea suficiente y de alta intensidad, para que desfogue su exceso de energía. Con estos perros no es suficiente con un corto paseo para que les dé el aire y hagan sus necesidades, requieren sesiones intensas de ejercicio, es por ello que se recomienda que tengan un espacio, como un jardín o una zona especial para perros en el parque, donde puedan correr libremente, aparte de los paseos con correa. En este sentido, es recomendable practicar con estos perros deportes caninos o actividades como ir a correr con ellos, Agility, etc.

Spitz finlandés cachorro

Los cuidados de un cachorro de spitz finlandés van más allá de los mencionados, ya que estos pequeños requieren ciertas cosas que los perros adultos ya tienen. Así, será fundamental adquirir una cama adecuada y cómoda para que pueda dormir, juguetes tanto para divertirse como para morder, cuencos de comida y agua, cortaúñas si tenemos pensado cortar las uñas a nuestro perro en casa y empapadores para que pueda hacer sus necesidades mientras aprende a hacerlas en la calle.

Haciendo especial hincapié en la importancia de los juguetes mordedores, los cachorros cambian los dientes, por lo que durante este proceso sienten molestias que solo pueden aliviar mordiendo. Si no ofrecemos los utensilios adecuados para ello, morderán los muebles, zapatos o lo que encuentren.

Educación del spitz finlandés

Cuando tenemos que adiestrar a un spitz finlandés podemos encontrarnos con grandes obstáculos, como el hecho de que tengan un carácter fuerte ante las órdenes, mostrándose reticentes a obedecer. Es por ello que para las sesiones de entrenamiento se recomienda plantearlas como si los diferentes ejercicios y órdenes fueran juegos. De esa forma, conseguiremos que al ver la sesión como un juego y entretenimiento, no se muestren tan reticentes a hacer lo que se les pide.

También conviene que las sesiones de entrenamiento no sean muy largas, una o dos sesiones diarias de unos 15 minutos deberían bastarnos. Eso sí, hemos de ser siempre pacientes y perseverantes si queremos llegar a ver los cambios. Lo aconsejable es ir poco a poco, primero enseñarles las órdenes básicas e ir dificultando poco a poco las sesiones

Por otro lado, socializar al cachorro de spitz finalndés, o al adulto si lo hemos adoptado con más edad, es imprescindible para lograr que aprenda a relacionarse adecuadamente con otras personas, animales y entornos.

Salud del spitz finlandés

Los spitz finlandeses son una raza cuya crianza está muy controlada y vigilada, por lo que se ha conseguido evitar el desarrollo de enfermedades congénitas graves en los ejemplares de esta raza. Sin embargo, parecen tener una alta sensibilidad cutánea, siendo su piel bastante frágil. Esto acarrea que puedan presentar trastornos cutáneos como la dermatitis o las infecciones por hongos. Para evitar la proliferación de hongos y microorganismos ha de vigilarse que la piel permanezca seca, pues la humedad hará que se generen más infecciones por patógenos.

Además, han de realizarse chequeos veterinarios regulares para evaluar el estado de salud general, realizando las correspondientes vacunaciones y desparasitaciones. De esta forma, evitaremos enfermedades tan graves como la rabia o el moquillo canino.

Bibliografía
  • Fédération Cynologique Internationale. Spitz Finlandés. Disponible en: http://www.fci.be/Nomenclature/Standards/049g05-es.pdf
  • American Kennel Club. Finnish Spitz. Disponible en: https://www.akc.org/dog-breeds/finnish-spitz/
  • The Kennel Club. Finnish Spitz. Disponible en: https://www.thekennelclub.org.uk/services/public/breed/standard.aspx?id=1017
  • Canadian Kennel Club. Finnish Spitz. Disponible en: https://www.ckc.ca/en/Choosing-a-Dog/Choosing-a-Breed/Hounds/Finnish-Spitz

Fotos de Spitz finlandés (suomenpystykorva)

Artículos relacionados

Sube la foto de tu Spitz finlandés (suomenpystykorva)

Sube la foto de tu mascota

Escribir comentario sobre Spitz finlandés (suomenpystykorva)

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Cómo valorarías esta raza?

Spitz finlandés (suomenpystykorva)
1 de 4
Spitz finlandés (suomenpystykorva)

Volver arriba