Compartir

¿Cómo adiestrar a un gato?

Por Jungla Luque, Etóloga y adiestradora canina. 23 junio 2020
¿Cómo adiestrar a un gato?

Ver fichas de Gatos

Los gatos son animales muy inteligentes y curiosos, los cuales tienen una gran capacidad de aprendizaje. Sin embargo, generalmente a mucha gente le puede parecer extraño enseñar cosas nuevas y trucos a un felino, más allá de una obediencia básica, debido a la fama que tienen de ser animales más bien independientes y centrados en ellos mismos.

Ahora bien, el adiestramiento felino existe, y esta actividad aporta múltiples beneficios al bienestar de tu gato, pues le estimula mentalmente, le propone retos distintos en su día a día y, por supuesto, enriquece la relación con su tutor. Por este motivo, si estás interesado en saber cómo adiestrar a un gato, no dejes de leer este artículo de ExpertoAnimal hasta el final.

También te puede interesar: ¿Cómo adiestrar a un perro?

¿Qué es el adiestramiento felino?

El concepto de adiestramiento hace referencia al acto de realizar un proceso de aprendizaje en un animal, con la finalidad que este aprenda a ejecutar una acción después de indicárselo, ya sea mediante un gesto o una orden oral.

Este procedimiento se realiza en toda clase de animales, con la intencionalidad que estos aprendan habilidades y/o trucos de lo más variados. Desde pequeñas acciones, como dar la pata o sentarse, hasta ejecuciones complejas, como bailar.

Diferencias entre adiestrar y educar a un gato

No hay que confundir este término con la educación, pues aunque este concepto esté relacionado con el adiestramiento, debido a que son procesos de aprendizaje, ambos tienen finalidades distintas.

La educación es necesaria, pues el animal aprende a comportarse y adaptarse de forma positiva a distintas situaciones cotidianas. Por ejemplo, enseñar a un gato a jugar sin hacerte daño, implica que le estás educando para que se comporte de un modo adecuado cuando juegas con él. No le estás enseñando una consigna concreta, como se haría en la adiestración, sino a que su comportamiento cambie para que el juego sea beneficioso para ambos.

Si acabas de adoptar un gatito, te recomendamos leer este otro artículo sobre ¿Cómo educar a un gato desde que es pequeño?

¿Se puede adiestrar a un gato?

Por supuesto. El adiestramiento es un procedimiento que puede emplearse en toda clase de animales, ya sean nuestras mascotas, aves, roedores, e incluso, los conocidos delfines. Todos aquellos animales que son capaces de aprender pueden ser adiestrados si se conoce la teoría del aprendizaje, concretamente, el condicionamiento. Sin embargo, es necesario conocer las necesidades, capacidades y pautas de comportamiento de cada especie para poder tener objetivos realistas.

No obstante, ¿por qué no conocemos tanto esta faceta de los gatos en comparación de los perros? Las características individuales de los felinos los hace más difíciles de adiestrar en comparación a los perros. O en todo caso, la afirmación correcta sería que los perros son mucho más fáciles de adiestrar debido a lo que son, perros. Esto es debido a que estos llevan muchos siglos con nosotros los humanos, y al ser nuestros compañeros durante tanto tiempo han modelado su cognición, teniendo una mente mucho más adaptable y interés por agradarnos, además de por realizar aprendizajes, motivo por el cual se han usado para trabajos de lo más variados y conocemos más de la faceta del adiestramiento canino.

Los gatos, en cambio, son mucho más instintivos, no necesitan agradarnos y no se ha requerido de ellos que se vuelvan propensos al aprendizaje, debido a que no se les ha necesitado a lo largo del tiempo para trabajos concretos. Como mucho, estos se han vuelto nuestras mascotas debido a que originariamente se mantenían para ahuyentar a los ratones, objetivo para el cual no hace falta adiestrarlos, pues lo hacen por y para ellos mismos.

Por otra parte, para educar y/o adiestrar a un gato correctamente, es importante tener en cuenta estas 15 cosas que no debes hacerle a tu gato.

¿Cómo adiestrar a un gato? - ¿Se puede adiestrar a un gato?

¿Cómo adiestrar a tu gato?

Adiestrar a un gato es un proceso que requerirá constancia, paciencia y comprensión del comportamiento felino. Las pautas que deberás tener en cuenta, son:

Sesiones cortas

Los ratos que dediques a adiestrar a tu gato, deberán durar no más de 15 minutos, varios días de la semana. Esto es debido a que seguramente tu gato pierda interés con facilidad, sobretodo si has empezado a adiestrarlo hace poco.

Por esta razón, lo ideal es acabar la sesión antes de que tu gato empiece a ignorarte o a distraerse, debes siempre asegurarte de que durante toda la sesión tu gato está motivado y que eres tú quien finaliza la sesión, no él cuando esté cansado.

Premios y motivación

Es impensable adiestrar a tu gato sin usar el refuerzo positivo, es decir, darle un premio muy valioso cada vez que este realiza la acción deseada. Esto es debido a que el premio motivará a tu gato a realizar dicho aprendizaje y a prestarte atención.

El premio en cuestión deberá ser algo que solo esté durante la sesión de adiestramiento (por lo cual, no valen las caricias o su pienso), algo realmente de valor que asocie a estas sesiones, como comida húmeda, lonchas de jamón, malta para gatos…

Por último, en muchos de los trucos que le puedes enseñar a tu gato, el premio servirá como guía a seguir, para que este se desplace de la forma deseada para lograr una posición en concreto.

Objetivos fáciles

Durante el adiestramiento, deberás marcar pequeños objetivos que se acerquen poco a poco a la meta final, hecho que técnicamente se conoce en adiestramiento como aumentar criterio.

¿Qué quiere decir esto? Por ejemplo, si quieres enseñar a tu gato a que se ponga de pie sobre sus patas traseras, deberás primero premiar cualquier elevación que haga de las patas delanteras y progresivamente aumentar la dificultad, premiándolo cada vez que haya hecho un progreso. Es decir, premiar cuando eleva una pata, después premiarlo cuando eleva dos patas, seguidamente cuando se aguanta unos segundos elevando el cuerpo, etc. No puedes pretender, por lo tanto, que tu gato desde el inicio pueda sostenerse sobre sus patas traseras, pues no va a entenderte ni lograrlo, y se va a acabar frustrando.

Evita la manipulación física y el castigo

Muchas veces tendemos a coger y a mover el animal como si se tratara de un muñeco para enseñarle a realizar un truco. Este procedimiento no es del todo efectivo, pues por cómo aprenden, el animal no entiende que tiene que adoptar una posición a la cual le forzamos, sino a realizar una acción para obtener un reforzador, es decir, el premio.

Aplicar la manipulación física en gatos es mucho más contradictoria, pues mientras los perros pueden tolerar en menor o mayor medida que se les manipule dependiendo del carácter (por ejemplo, cogerles la pata para enseñarles a darla), el gato simplemente lo detesta, debido a que el hecho de ser agarrado es visto instintivamente como una amenaza. Por ende, la sesión de adiestramiento pensada para que sea motivadora y entretenida para el felino, se acaba volviendo desagradable.

De la misma forma, castigar a tu gato para que aprenda es simplemente, inviable, pues no va a entenderte y va a generar desconfianza, hecho completamente contraproducente si lo que pretendes es que tu gato quiera estar contigo y confiar en ti, con la finalidad de que aprenda cosas nuevas.

Consigna gestual y verbal

Para enseñar a tu gato a que realice una acción después de que se lo pidas con alguna orden verbal, deberás primero enseñar a que obedezca al gesto, pues generalmente tienen más facilidad en aprender a obedecer a las órdenes visuales.

Seguidamente, deberás asociar dicho gesto a un estímulo auditivo, es decir, una palabra corta y clara, la cual deberá ser siempre la misma y en el mismo tono de voz para no crear confusión.

Entiende a tu gato

No es lo mismo enseñar a un gato joven que a uno mayor, de la misma forma, no deberás tener los mismos objetivos para un gato manso a uno más bien asustadizo. El límite sobre lo que le puedes o no enseñar a tu gato, será su bienestar. Es decir, si enseñarle algo a tu gato implica que este va a sufrir estrés y/o dolor físico, debido a la edad, a alguna patología, a su carácter… deberás simplemente dejar de enseñarle este truco y buscar otro más sencillo o, evidentemente, que no le genere malestar, pues el adiestramiento debe ser una actividad que beneficie a ambos.

Uso del clicker

El clicker es una herramienta muy útil que se emplea en en el adiestramiento de todo tipo de animales, pues permite enseñar toda clase de trucos y habilidades de lo más espectaculares, respetando el comportamiento natural de este.

Este consiste en una pequeña caja (cabe perfectamente en la mano), la cual cada vez que pulsas un botón emite un sonido de “click”, y sirve para indicar al animal qué es lo que está haciendo bien, para que vuelva a repetirlo.

Para usar esta herramienta, primero deberás cargar el clicker. Este paso consiste en asociar el sonido “click” con el refuerzo positivo. Por esta razón, los primeros días de adiestramiento deberás enseñarle solamente esta asociación para crear una buena base para el adiestramiento. Para ello, dale el premio a tu gato y, cada vez que vaya a por él, realiza el sonido. De este modo, tu gato entenderá que cada vez que suena el “click” vas a premiarlo.

¿Cómo adiestrar a un gato? - ¿Cómo adiestrar a tu gato?

Trucos para enseñar a tu gato

Con el uso del clicker, son muchas las posibilidades que tienes para enseñarle a tu gato. De hecho, cualquier comportamiento que realice tu gato normalmente, como por ejemplo maullar, puedes asociarlo a una consigna si le haces un gesto (estímulo visual), realizas el “click” cuando realiza la acción y le premias instantáneamente. Con constancia, tu gato asociará dicho gesto a la acción que acaba de realizar.

Para empezar a adiestrar a tu gato, recomendamos que le enseñes estos simples trucos:

¿Cómo enseñar a un gato a sentarse?

  1. Ten el clicker en una mano y en la otra el premio.
  2. Eleva el premio por encima de la cabeza de tu gato.
  3. Tu gato se sentará y/o inclinará su cuerpo hacia atrás. Haz “click” con el clicker y dale rápidamente el premio.
  4. Insiste varias sesiones, hasta que tu gato se siente del todo y asocie el gesto de elevar el premio por encima de su cabeza con sentarse. Cuando lo haga, asocia dicha acción con una consigna oral clara, como “siéntate” o “sit”.

Para más información, puedes consultar este otro artículo sobre ¿Cómo enseñar a un gato a sentarse?

¿Cómo enseñar a un gato a tumbarse?

  1. Ten el clicker en una mano y en la otra el premio.
  2. Pídele que se siente.
  3. Arrastra el premio por debajo de su cabeza hasta el suelo.
  4. Tu gato empezará a inclinar su cuerpo hacia el suelo. Haz “click” con el clicker y dale rápidamente el premio cada vez que se acerque a la posición de echado. Con insistencia, lograrás que este acabe estirándose.
  5. Cuando tu gato entienda el gesto, asócialo con la consigna oral como “echate” o “suelo”.

¿Cómo enseñar a un gato a dar la vuelta?

  1. Ten el clicker en una mano y en la otra el premio.
  2. Pídele que se eche en el suelo.
  3. Arrastra el premio por encima de su lomo desde un lado de su cuerpo (lateral) al otro extremo.
  4. Tu gato seguirá con la cabeza el premio, girando su cuerpo sobre sí mismo de un lateral al otro. Haz “click” con el clicker y dale rápidamente el premio.
  5. Cuando tu gato entienda el gesto, asócialo con la consigna oral como “croqueta” o “vuelta”.

¿Cómo enseñar a un gato a mantenerse sobre dos patas?

  1. Ten el clicker en una mano y en la otra el premio.
  2. Pídele que se siente.
  3. Arrastra el premio hacia arriba de su cabeza para que lo siga, elevándose del suelo.
  4. Premia la mínima elevación del suelo (aunque solo sea una pata), usando el clicker y premiando al momento. Ve aumentando el criterio progresivamente.
  5. Una vez aprenda a elevar las patas delanteras, ve aumentando poco a poco el tiempo que debe aguantar (es decir, primero un segundo, luego, dos, etc.).
  6. Cuando tu gato entienda el gesto, asócialo con la consigna oral como “arriba”.
¿Cómo adiestrar a un gato? - Trucos para enseñar a tu gato

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Cómo adiestrar a un gato?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Educación básica.

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
2 comentarios
Su valoración:
Manuel velazquez
Por qué mi gato no tapa su escremento....según el gala tierra del piso teniendo el arena y parado En el arenero jala del piso y no hay tierra puro cemento
Su valoración:
Andrufaith
Uno de mis gatos maulla constantemente cuando quiere algo en concreto. No se trata ni de comida, ni de agua ni de la necesidad de jugar. Sino que me sigue a todas partes maullando insistentemente por ejemplo al salir del baño mientras me lavo las manos. Lo que busca en particular es que me dirija a la cama a dormir con él. Otras veces me maulla desde el techo... El sale por una ventana con reja y disfruta mucho de tomar sol, mientras que yo no puedo seguirlo ya que no tengo modo de salir. Es demasiado mimoso y apegado ¿cómo podría resolver el hecho de que maulle así? A mi no me genera molestias, es casi un bebé para mí, todo el tiempo que puedo se lo dedico a estar a su lado y mimarlo, pero al resto de la familia le molesta su insistencia.
Jungla Luque
Buenos días,

Independientemente que algunas personas consideren que es o no una molestia que el gato maulle en exceso, lo importante en este caso es conocer por qué lo hace.

Por lo que comentas, parece que tu gato tiene una excesiva necesidad que le presentes atención. Y, aunque aparentemente esto pueda parecernos bonito pues quiere decir que tu gato esta muy apegado a ti, la verdad es que la mayoría de veces es un problema, no por los maullidos (que también), sino porque nos indica que el gato sufre de ansiedad cuando tu no estás. Es decir, tiene la constante necesidad de estar contigo para sentirse seguro. Esto evidentemente representa un problema para su bienestar, pues es necesario ayudar a nuestro gatos a que aprendan a estar solos sin encontrarse en un estado de estrés.

Te recomiendo leer el siguiente artículo para que puedas documentarte mejor: https://www.expertoanimal.com/ansiedad-por-separacion-en-gatos-sintomas-y-tratamiento-22293.html

En caso que no puedas resolver la situación, te recomiendo que acudas a un profesional en etología felina para que pueda asesorarte en como mejorar el bienestar de tu mascota.

Espero haberte sido de ayuda, un saludo.

¿Cómo adiestrar a un gato?
1 de 4
¿Cómo adiestrar a un gato?

Volver arriba