Compartir

¿Cómo cortar las uñas a un gato?

Por Mercè Garcia, Editora de ExpertoAnimal. Actualizado: 25 febrero 2019
¿Cómo cortar las uñas a un gato?

Ver fichas de Gatos

Cortar las uñas a un gato es un procedimiento relativamente sencillo, sin embargo, es importante tener en cuenta algunas premisas básicas para hacerlo de forma segura y sin afectar al bienestar del felino. Así mismo, debemos saber que para él es un procedimiento muy incómodo, por lo que debemos valorar también si es necesario.

En este artículo de ExpertoAnimal te explicaremos cómo cortar las uñas a un gato paso a paso, además, te ofreceremos algunos consejos importantes, resolveremos dudas relacionadas y te mostraremos un tutorial en vídeo para que puedas aprender cómo se cortan las uñas a un gato correctamente.

También te puede interesar: ¿Cómo cortar las uñas a un conejo?

¿Es bueno cortar las uñas a un gato?

Los felinos silvestres, así como los gatos ferales, dedican la mayor parte del día a descansar, marcar, desplazarse y cazar. Estas conductas promueven de forma natural el desgaste de las uñas, no obstante, en el caso de los felinos domésticos, observamos que ciertos comportamientos típicos de la especie no se llevan a cabo, o se realizan en menor medida, hasta el punto en el que presentan las uñas largas y sin desgastar.

Si bien en la mayoría de casos no es aconsejable cortar las uñas del gato, pues es una rutina que debe llevar a cabo por sí mismo, afilándoselas en postes, rascadores y árboles, cuando esto no ocurre podemos determinar que sí es bueno cortar las uñas a un gato, siempre de forma moderada y cuidadosa.

¿Cómo cortar las uñas a un gato? - ¿Es bueno cortar las uñas a un gato?

¿Cuándo cortar las uñas a un gato?

Podemos cortar las uñas del gato cuando observamos que no realiza la conducta de rascado de forma natural, pero también cuando advertimos que las uñas están muy largas. En este punto será posible observarlas aún cuando estén retraídas y el felino sentirá molestias que le incitarán a rascar todo tipo de superficies para retirar las capas externas y desgastarlas.

Otra duda frecuente es cuándo se le pueden cortar las uñas a un gato bebé. Si tenemos en casa un cachorro en plena etapa de socialización (entre las dos semanas y los dos meses de vida) es el momento de cortar las uñas a un gato por primera vez, utilizando siempre el refuerzo positivo, para que se habitúe a esta rutina y la acepte como una más en su día a día.

¿Con qué le puedo cortar las uñas a mi gato?

Antes de empezar con el paso a paso donde aprenderás a cortar las uñas de un gato correctamente, es importante resaltar que será básico utilizar tijeras específicas para gatos, a poder ser con un seguro, pues en caso contrario podríamos hacerle daño al gato sin querer. Elegiremos además las tijeras más pequeñas.

Pero además de utilizar unas tijeras específicas para cortar las uñas del gato, también se recomienda tener a mano polvo estíptico, de venta en clínicas veterinarias y farmacias, una herramienta muy útil para cortar la hemorragia en caso de accidente.

¿Cómo cortar las uñas a un gato? - ¿Con qué le puedo cortar las uñas a mi gato?

Cómo cortar las uñas a un gato paso a paso

Sigue este paso a paso para cortarle las uñas a un gato:

  1. Pide a un familiar o amigo que te ayude a sujetar al gato para que no se mueva.
  2. Presiona con suavidad la uña, que es retráctil, para extenderla por completo.
  3. Fíjate bien en la uña para ver el tejido vascularizado, parecido a una línea rosa, roja u oscura.
  4. Si la uña del gato es negra y no se observa el tejido no la recortes en ningún caso.
  5. Corta entre 1 y 2 milímetros de uña, con especial cuidado para evitar seccionar la vena.
  6. Repite el procedimiento en todas las uñas del felino.

Recuerda que deberás ser especialmente cuidadoso a la hora de recortar la uña, pues en el caso de cortar la vena podemos provocar una hemorragia, que además de dolor podrá originar miedo y hasta un trauma en nuestro gato, lo que hará que se muestre asustado o agresivo en las siguientes sesiones de corte de uñas.

¿Cómo cortar las uñas a un gato? - Cómo cortar las uñas a un gato paso a paso

¿Cómo cortar las uñas a un gato? - Vídeo de YouTube

¿Te has quedado con dudas? A continuación te mostramos un vídeo paso a paso muy completo del canal de YouTube de ExpertoAnimal para que sepas cómo cortar las uñas a un gato correctamente:

10 trucos para cortar las uñas al gato

Ahora ya sabes cómo cortar las uñas a un gato, pero además, te mostraremos algunos trucos extra que puedes utilizar para hacer este procedimiento más cómodo y sencillo:

  1. Toca regularmente las almohadillas y las uñas de tu gato para que se habitúe a la manipulación.
  2. Evita cortar las uñas de tu gato cuando se encuentre especialmente activo o estresado, es preferible elegir un momento en el que se esté tranquilo.
  3. Haz que asocie la rutina de corte de uñas de forma positiva mediante caricias, palabras agradables, mimos e incluso puedes hacer uso de feromonas para gatos.
  4. Envuelve a tu gato como si fuera un burrito con la ayuda de una toalla (sin apretar demasiado) para que sea más fácil manipularlo. Esto solo debes realizarlo en caso de emergencia, ya que suele provocar mucho estrés y ansiedad en el felino.
  5. Si te es posible, inicia esta rutina de forma pronta, cuando el gato es aún un cachorro.
  6. Si tu gato se muestra muy incómodo es preferible que hagas sesiones cortas varias veces al día o a la semana. Lo importante es que el felino esté lo más cómodo posible.
  7. No fuerces a tu gato si intenta morderte o arañarte, al final del post te explicaremos qué hacer con un gato agresivo o que no se deja cortar las uñas.
  8. En ningún caso deberás gritar, regañar o castigar a tu gato, eso solo empeorará la situación, generando estrés innecesario y provocando rotura de vínculo contigo.
  9. No utilices tijeras que no sean específicas para gatos, ya que podrías excederte en el corte sin querer.
  10. Sé muy paciente y positivo, pues en ocasiones se requieren varias sesiones hasta lograr que el gato se deje cortar correctamente las uñas.

¿Cada cuanto cortar las uñas a un gato?

No es fácil determinar cada cuánto cortar las uñas del gato, pues ello dependerá del ritmo de crecimiento de la propia uña, la actividad del gato y el desgaste. Como te hemos explicado anteriormente, debemos fijarnos en sus uñas cuando se encuentre en reposo: si sobresalen nuestro gato necesita que las recortemos.

De forma general podríamos cortar las uñas del gato cada tres o cuatro semanas.

¿Cómo cortar las uñas a un gato? - ¿Cada cuanto cortar las uñas a un gato?

¿Cuándo acudir al veterinario para cortar las uñas del gato?

Si tenemos dudas acerca del procedimiento, el felino tiene las uñas negras o se muestra muy agresivo, podemos visitar a nuestro veterinario para cortarle las uñas al gato. El profesional nos explicará el paso a paso a seguir, además, dispondrá del material necesario para cortar la hemorragia en caso de excederse.

En el caso que deseemos visitar a un veterinario es probable que nos preguntamos cuánto cuesta cortar las uñas de un gato. En España, de forma general, la tarifa se sitúa entre los 15 € y los 30 €, aunque el precio final puede variar dependiendo del centro, del seguro veterinario y de otros factores.

Terminaremos este apartado señalando que la desungulación (también conocida como oniquitectomia), la práctica que consiste en extraer por completo las uñas del gato con cirugía, está totalmente desaconsejada e incluso prohibida en algunos países. Además de provocar dolor y ansiedad en el felino, la desungulación le impide realizar con normalidad la conducta de marcaje, fundamental para un correcto bienestar.

¿Cómo cortar las uñas a un gato agresivo?

Es muy frecuente observar que el gato no se deja cortar las uñas, pero entonces, ¿cómo cortar las uñas a un gato arisco? No las cortaremos. Debemos realizar previamente varias sesiones para que asocie de forma positiva el cortauñas, la manipulación y el procedimiento al completo.

Sigue este paso a paso en un gato que no se deja cortar las uñas:

  1. Empezaremos trabajando la manipulación de forma diaria, como ya hemos comentado, tocando las almohadillas, extendiendo las uñas y habituando al gato a este procedimiento. Utilizaremos el refuerzo verbal, caricias y la voz, pues es muy importante que el gato se sienta cómodo.
  2. Seguiremos positivizando el cortauñas, dejándolo a su alcance para que lo olfatee. Puede ser interesante colocarlo en suelo correctamente cerrado (para que el gato no se haga daño) y esparcir algunas golosinas de su agrado cerca. Repetiremos estas sesiones varias veces hasta que el gato no se muestre asustado o incómodo con este utensilio.
  3. Realizaremos acercamientos con el cortauñas, sin llegar a cortárselas, para que se habitúe a la rutina. Una vez más seguiremos realizando sesiones hasta que el gato se muestre completamente cómodo y seguro a nuestro lado. Finalmente procederemos a cortar.

Siguiendo este paso a paso conseguiremos cortar las uñas a un gato que no se deja, no obstante, si hemos trabajado este procedimiento durante un mínimo de dos semanas y no observamos ningún tipo de avance, puede ser recomendable utilizar feromonas, tranquilizantes naturales o, directamente, acudir al veterinario y consultar con él las opciones a seguir o pautas de manejo.

¿Cómo cortar las uñas a un gato? - ¿Cómo cortar las uñas a un gato agresivo?

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Cómo cortar las uñas a un gato?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Cuidado de las uñas.

Escribir comentario sobre ¿Cómo cortar las uñas a un gato?

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
2 comentarios
Su valoración:
Janeth nuñez
Muy atinados sus consejos, asi que no hay pretexto para no atender al 100 a mis gathijos
Su valoración:
Mariela
Mi gatita de 9 meses no se deja cortar las uñas. No hay manera de agarrarle la patita, rasguña y muerde. Ni la veterinaria pudo. Nos está lastimando a todos.
Paulina
sigue los consejos del articulo a mi me funsiono

¿Cómo cortar las uñas a un gato?
1 de 6
¿Cómo cortar las uñas a un gato?

Volver arriba