Compartir

Feromonas para gatos - Qué son y cómo utilizarlas

Por Ana Diaz Maqueda, Bióloga especializada en etología. Actualizado: 19 septiembre 2018
Feromonas para gatos - Qué son y cómo utilizarlas

Ver fichas de Gatos

Los animales tienen multitud de vías para comunicarse entre ellos, pueden conectar a través de la vista, sonidos, vocalizaciones, posiciones del cuerpo, olores o feromonas, entre otras. No obstante, en este artículo de ExpertoAnimal, nos centraremos en las feromonas, concretamente de la especie felina, para dar información a aquellas personas que tienen un hogar “multigato” (2 gatos o más) y suelen encontrarse ante problemas de agresión entre ellos. Este hecho es muy frustrante y entristecedor para el humano que convive con ellos, ya que todo lo que desea es que sus gatos convivan de manera armónica.

Si no sabes qué son las feromonas para gatos o cómo las usan, continúa leyendo este artículo de y resolverás tus dudas.

¿Qué son las feromonas de los gatos?

Las feromonas son compuestos químicos biológicos, principalmente formados por ácidos grasos, que se producen dentro del cuerpo de los animales, son secretadas al exterior mediante glándulas especiales o uniéndose a otros fluidos del cuerpo como la orina. Estas sustancias son señales químicas arrojadas y captadas por animales de la misma especie e influyen en su comportamiento social y reproductivo. Se liberan de manera constante al medio o en momentos y lugares específicos.

Las feromonas están muy presentes en el mundo de los insectos y vertebrados, se sabe que también existen en crustáceos y moluscos, pero se desconocen en aves.

¿Por qué los gatos frotan su cabeza? - Feromona facial felina

Los gatos captan las feromonas mediante un aparato sensorial especial localizado en el paladar llamado órgano vomeronasal. ¿Has notado alguna vez que tu gato hace una pequeña pausa al oler y deja la boca entreabierta? Pues en ese momento, en el que el gato abre la boca cuando huele algo, está oliendo feromonas.

Las glándulas que producen feromonas se encuentran en el área de las mejillas, el mentón, los labios y los bigotes. Estas glándulas existen tanto en perros como en gatos. Como curiosidad, el perro tiene dos glándula más, las de las orejas, una en el conducto auditivo y otra en el oído externo. En el gato, se han conseguido aislar cinco feromonas faciales diferentes en las secreciones sebáceas de las mejillas. En este momento, conocemos la función de solo tres de ellas. Estas feromonas están implicadas en el comportamiento del marcado territorial y en ciertos comportamientos sociales complejos.

El gato parece marcar algunos puntos alrededor de sus caminos preferidos en su territorio frotando la cara contra ellos. Al hacerlo, deposita una feromona, lo que puede tranquilizarlo y le ayuda a organizar el ambiente clasificándolo en ''objetos conocidos'' y ''objetos desconocidos”.

Durante el comportamiento sexual, para detectar y atraer a las hembras en celo, el gato macho frota la cara en lugares alrededor de donde está la gata y deja otra feromona distinta a la usada en el caso anterior. Se ha observado que en gatos esterilizados la concentración de esta feromona es mínima.

Feromonas para gatos - Qué son y cómo utilizarlas - ¿Por qué los gatos frotan su cabeza? - Feromona facial felina

Otras feromonas en gatos

Además de las feromonas faciales, se distinguen otras feromonas en gatos con fines específicos:

  • Feromona de la orina: la orina de los gatos machos posee una feromona que le da su olor característico. El marcado de orina es sin duda el comportamiento más conocido en el gato y se considera el principal problema de comportamiento de los gatos que conviven con humanos. La postura que adquieren los gatos durante el marcado es típica, se levanta y rocía pequeñas cantidades de orina en superficies verticales. Esta hormona está ligada a la búsqueda de pareja. Las gatas en celo suelen marcar también.
  • Feromona del rascado: los gatos la liberan al rascar con las patas delanteras algún objeto, además atraen a otros gatos a realizar el mismo comportamiento. Por ello, si tu gato araña el mobiliario y no sabes qué hacer, consulta el artículo "Cómo evitar que mi gato arañe todo", entiende su comportamiento y guíalo.
Feromonas para gatos - Qué son y cómo utilizarlas - Otras feromonas en gatos

Feromonas para gatos agresivos

La agresividad felina es un problema muy común observado por los etólogos. Es un hecho bastante grave debido a que pone en peligro la integridad física de otros animales, entre ellos el humano y otras mascotas. Un gato en un hogar puede alcanzar un alto bienestar compartiendo el territorio con humanos u otros animales como perros, pero son poco tolerantes a la presencia de otros compañeros felinos en lugares cerrados. Los gatos ferales que viven en grupos sociales con mucho alimento forman grupos matrilineales, es decir, las hembras y sus hijas son las que permanecen en las colonias. Los machos jóvenes suelen dejar el grupo y los adultos, si son tolerantes unos con otros, podrían superponer sus territorios aunque, por lo general, mantienen su territorio defendido activamente. Además, un grupo social no permitirá que otro gato adulto se una. Por otra parte, un gato feral puede tener un territorio de entre 0,51 a 620 hectáreas, mientras que el territorio de un gato casero tiene límites artificiales (puertas, paredes, muros, etc.). Dos gatos que convivan en una casa deberán compartir el espacio y el tiempo, además de tolerarse sin mostrar agresión.

En el caso de la agresividad en gatos, existe una feromona llamada "feromona apaciguadora". Se ha observado que en los gatos que viven juntos o entre un gato y un perro o un gato y un ser humano, cuando el gato es sociable a estas especies, esta feromona disminuye la probabilidad de un comportamiento agresivo entre el gato y el otro individuo que haya sido rociado con esta hormona. También existen feromonas en difusor que propician un ambiente relajado y calmado, haciendo que los felinos se muestren más tranquilos. Así funcionan las hormonas que se venden en el mercado, no obstante, recomendamos consultar con un especialista para saber cuál es la más adecuada para nuestro caso específico.

Feromonas caseras para gatos

Uno de los remedios caseros más utilizados para calmar a un gato hiperactivo o agresivo es cultivar hierba gatera o catnip en casa. Esta hierba atrae a la mayoría de los gatos de forma irresistible, aunque hay que tener en cuenta que no todos se sienten igualmente atraídos (aproximadamente el 70 % de la población mundial de gatos sí lo está y se debe a factores genéticos) y que no todos los gatos tienen los mismos efectos tras ingerirla.

Podemos emplear esta hierba como una golosina, frotarla contra objetos o animales nuevos para hacerlos atractivos. Esta "feromona" casera para gatos también sirve como relajante para gatos hiperactivos o como repelente de insectos.

Feromonas para gatos - Qué son y cómo utilizarlas - Feromonas caseras para gatos

Si deseas leer más artículos parecidos a Feromonas para gatos - Qué son y cómo utilizarlas, te recomendamos que entres en nuestra sección de Curiosidades del mundo animal.

Escribir comentario sobre Feromonas para gatos - Qué son y cómo utilizarlas

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
3 comentarios
anarosa2007
¿y son buenos los todos lo lobos?
Ana Diaz Maqueda
Hola Ana Rosa,

Entiendo que hablas del artículo "¿Es cierto que los lobos atacan a las personas?" https://www.expertoanimal.com/es-cierto-que-los-lobos-atacan-a-las-personas-23575.html

Todos los animales actúan para defenderse a sí mismos y los suyos, igual que hacemos los seres humanos. Sin son buenos o no, es más una discusión filosófica.

¡Saludos!
anarosa2007
que chulo
Su valoración:
Cristina
Genial!

Feromonas para gatos - Qué son y cómo utilizarlas
1 de 4
Feromonas para gatos - Qué son y cómo utilizarlas

Volver arriba