menu
Compartir

Omega 3 y 6 para perros - Dosis y cómo ofrecerlos

 
Por Lenda. 23 septiembre 2022
Omega 3 y 6 para perros - Dosis y cómo ofrecerlos

Ver fichas de Perros

Los ácidos grasos omega 3 y omega 6 son hoy en día muy mencionados cuando de alimentación canina se trata. Componentes esenciales para una buena y equilibrada nutrición, son especialmente recomendados para perros en determinadas situaciones. Si todavía no sabes qué son estos ácidos grasos, en este artículo de ExpertoAnimal hablamos del omega 3 y 6 para perros, qué dosis necesitan y cómo los podemos ofrecer.

También te puede interesar: Omega 3 para gatos - Dosis y para qué sirve

¿Qué son los ácidos grasos?

Los ácidos grasos omega 3 y 6 son lípidos (grasas) de gran valor nutricional. Son grasas poliinsaturadas, líquidas a temperatura ambiente, que resulta esencial incorporar a la dieta en pequeñas cantidades, ya que el organismo los necesita para múltiples funciones, pero no puede fabricarlos por sí mismo. Los ácidos grasos omega 3 se encuentran, sobre todo, en pescados de agua fría ricos en grasas, como el atún, el salmón, el arenque, la caballa o la sardina. Por su parte, los omega 6 están principalmente en vegetales, como los aceites de soja, maíz, oliva, girasol o coco.

Marcas especializadas en nutrición canina y felina, como Lenda, conocida por sus alimentos secos y húmedos elaborados con ingredientes naturales, han creado una gama de aceites ricos en estos ácidos grasos. Los ofrecen en tres variedades: salmón, sardina y atún. Destacan porque son 100 % aceite de salmón, sardina o atún prensado en frío. Funcionan como un complemento alimenticio, apto para perros de todas las razas y edades. Descubre los aceites de Lenda y sigue leyendo para conocer más a fondo sus usos y beneficios.

Omega 3 y 6 para perros - Dosis y cómo ofrecerlos - ¿Qué son los ácidos grasos?

¿Para qué sirven los ácidos grasos omega 3 y 6 para perros?

Los ácidos grasos sirven a los perros fundamentalmente para:

  • Ayudar al desarrollo cognitivo y neurológico, lo que los convierte en un buen apoyo para fetos y cachorros en crecimiento, pero, también, para ejemplares de edad avanzada que pueden estar experimentando síntomas vinculados al síndrome de disfunción cognitiva, pues mejoran la oxigenación cerebral. En los cachorros, los ácidos grasos también están involucrados en la formación de la retina.
  • Disminuir la inflamación, de ahí que se recomienden para perros con problemas de movilidad relacionados con las articulaciones o cualquier otra patología que curse con inflamación, como pueden ser las alergias.
  • Mantener la piel y el pelo en buenas condiciones, por lo que serán especialmente útiles para perros con problemas cutáneos o con un manto debilitado. En este punto podemos incluir su utilidad en la cicatrización de heridas.
  • Recuperarse físicamente, lo que puede ser favorable en perros que están saliendo de algún proceso patológico o acaban de sufrir una intervención quirúrgica, así como en aquellos sometidos a esfuerzos, como pueden ser los perros participantes en actividades deportivas o los de trabajo, pero, también, las hembras durante la gestación o el periodo de lactancia.
  • Contribuir al buen funcionamiento de los riñones y de los sistemas digestivo y circulatorio, mejorando la circulación sanguínea, por lo que pueden indicarse para perros con problemas estomacales, cardíacos y renales.

Un aporte insuficiente de ácidos grasos que se prolonga en el tiempo puede comenzar a manifestarse con la aparición de problemas cutáneos, adelgazamiento de la piel, que se engrasa y se descama, y un manto sin brillo.

Beneficios del omega 3 y 6 para perros

En vista de las funciones de los ácidos grasos en el organismo del perro, podemos intuir cuáles serán los beneficios de aportarlos en la dieta, aunque hay que saber que, a día de hoy, estos aún son objeto de estudio. Destacamos:

  • Piel sana y pelo brillante.
  • Control de los signos clínicos producidos por las alergias.
  • Mejora del funcionamiento cerebral, tanto en la adquisición de habilidades como en su conservación.
  • Mantenimiento del buen estado físico general.
  • Cicatrización de lesiones.
  • Conservación de las funciones cardíaca y renal.
  • Reducción del riesgo de formación de tumores.
  • Buen funcionamiento del sistema inmune.

Dosis de omega 3 y 6 para perros

No solo es importante que le demos a nuestro perro la cantidad que necesita consumir al día de omega 3 y 6, sino que la proporción entre la dosis de ambos ácidos grasos tiene que ser la adecuada para que el perro pueda aprovechar sus beneficios. Así, debemos darle más omega 3 que 6. Un desequilibrio en esta proporción o un exceso podría repercutir en su salud.

Por ejemplo, el efecto antiinflamatorio se atribuye al omega 3, pues el omega 6 actúa favoreciendo la inflamación. Si lo damos en mayor cantidad que el 3, no estaremos consiguiendo el beneficio antiinflamatorio que puede ayudar al perro en patologías como las alérgicas o las articulares.

Por lo tanto, antes de iniciar cualquier suplementación es imprescindible consultarlo con el veterinario, ya que no hay una única cantidad fija para todos los perros, sino que sus necesidades de omega 3 y 6 van a variar en función de diversos factores, de la calidad del suplemento que escojamos y también hay que tener en cuenta qué cantidades le estamos aportando ya en su alimentación, si lo que queremos es suplementar. En este caso, también conviene seguir las recomendaciones de administración del fabricante. Por ejemplo, los mencionados aceites de Lenda ya incluyen en su composición un equilibrio entre ambos ácidos grasos, por eso son una excelente opción para incluirlos en la alimentación del perro.

Si ofrecemos una alimentación comercial, en el etiquetado debería figurar la cantidad de ácidos grasos que proporciona el alimento. Si no es así, es posible contactar con la empresa para que nos facilite dicha información. De esta forma sabremos si los ácidos grasos presentes en el alimento son suficientes para nuestro perro o no, caso en el que podríamos cambiar de producto o proceder a la suplementación, siempre con la guía del veterinario. Usa siempre suplementos formulados específicamente para perros. No son adecuados los de consumo humano.

Omega 3 y 6 para perros - Dosis y cómo ofrecerlos - Dosis de omega 3 y 6 para perros

¿Cómo dar omega 3 y 6 a los perros?

Un alimento de buena calidad contará en su composición con las cantidades adecuadas de omega 3 y 6, que, además, estarán bien equilibradas. Pero también existe la opción de añadir a la dieta estos ácidos grasos a modo de suplemento, sobre todo si nuestro perro, por sus circunstancias particulares, necesita reforzar su ingesta o lo estamos alimentando con una dieta casera. En caso de escoger un aceite rico en omega 3 y 6 para perros, como los mencionados en apartados anteriores, será tan sencillo como mezclarlo con la ración de comida, independientemente de si se trata de alimento seco o comida casera.

De nuevo, es una decisión que solo corresponde tomar al veterinario o, si es nuestro caso, al experto en nutrición canina que se encargue de elaborar el menú de nuestro perro. Insistimos en que suplementar por nuestra cuenta podría causar más problemas que beneficios.

Si deseas leer más artículos parecidos a Omega 3 y 6 para perros - Dosis y cómo ofrecerlos, te recomendamos que entres en nuestra sección de Dietas equilibradas.

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
Omega 3 y 6 para perros - Dosis y cómo ofrecerlos
1 de 3
Omega 3 y 6 para perros - Dosis y cómo ofrecerlos

Volver arriba