menu
Compartir

Lagartijas venenosas - Tipos y fotos

 
Por Nick A. Romero H., Biólogo y educador ambiental. 11 enero 2021
Lagartijas venenosas - Tipos y fotos

Las lagartijas son un grupo de animales que cuentan con más de 5.000 especies identificadas en todo el mundo. Se consideran exitosas por su diversidad, pero también porque han logrado ocupar casi todos los ecosistemas a nivel global. Es un grupo con variaciones internas en cuanto a morfología, reproducción, alimentación y comportamiento. Muchas especies se encuentran en zonas silvestres, mientras que otras habitan lugares urbanos o cerca de estos y, precisamente por estar próximos a los seres humanos, suele existir la preocupación de cuáles pueden ser peligrosas para las personas.

Durante un tiempo se pensaba que eran muy limitadas las especies de lagartijas o lagartos que eran venenosos, sin embargo, estudios recientes han evidenciado muchas más especies de las que originalmente se creían capaces de producir sustancias químicas tóxicas. Aunque en realidad la mayoría no están capacitadas con estructuras dentales para inocular directamente el veneno, el mismo puede entrar al torrente sanguíneo de la víctima junto con la saliva una vez que los dientes han causado una mordida. Ante lo planteado, en este artículo de ExpertoAnimal, queremos hablarte sobre los tipos de lagartijas venenosas que existen. Como verás, la mayoría de lagartos venenosos pertenecer al género Heloderma y Varanus.

También te puede interesar: Tipos de lagartijas

Escorpión mexicano (Heloderma horridum)

El escorpión mexicano (Heloderma horridum) es una especie de lagartija que se encuentra amenazada debido a las presiones que recibe su población por la caza indiscriminada, dado su carácter venenoso, pero, además, por el comercio ilegal porque se le atribuyen propiedades tanto medicinales como afrodisiacas y, en muchos casos, se le termina teniendo como animal de compañía.

Se caracteriza por medir unos 40 cm, ser robusta, de cabeza y cuerpo grande, pero de cola corta. La coloración varía en el cuerpo, siendo entre castaño claro a oscuro con combinaciones entre negro y amarillo. Se encuentra principalmente en México, a lo largo de la costa del Pacífico.

Lagartijas venenosas - Tipos y fotos - Escorpión mexicano (Heloderma horridum)

Monstruo de Gila (Heloderma suspectum)

El monstruo de Gila o Heloderma suspectum habita espacios áridos del norte de México y sur de los Estados Unidos. Mide unos 60 cm, teniendo un cuerpo bastante pesado, lo que limita sus movimientos, por lo que suele desplazarse con lentitud. Sus patas son cortas, aunque posee garras fuertes. Su coloración puede incluir marcas rosadas, amarillas o blancas, sobre escamas negras o marrones.

Es carnívoro, alimentándose de roedores, pequeñas aves, serpientes, insectos, ranas y huevos, entre otros. Es una especie protegida, ya que también se encuentra en estado de vulnerabilidad.

Lagartijas venenosas - Tipos y fotos - Monstruo de Gila (Heloderma suspectum)

Lagarto enchaquirado o escorpión (Heloderma charlesbogerti)

El lagarto enchaquirado, escorpión o guatemalteco (Heloderma charlesbogerti) es propio de Guatemala, habitando los bosques secos. Su población está fuertemente impactada por la destrucción del hábitat y por el comercio ilegal de la especie, lo que la hace estar en peligro crítico de extinción.

Se alimenta principalmente de huevos e insectos, teniendo hábitos arborícolas. La coloración del cuerpo es negra con manchas irregulares amarillas.

Lagartijas venenosas - Tipos y fotos - Lagarto enchaquirado o escorpión (Heloderma charlesbogerti)

Dragón de Komodo (Varanus komodoensis)

El temido dragón de Komodo es endémico de Indonesia y puede medir hasta 3 metros de longitud y pesar unos 70 kg. Por mucho tiempo se pensó que este, uno de los lagartos más grandes del mundo, no era venenoso, sino que debido a una mezcla de bacterias patógenas que habitan en su saliva, al morder a su víctima, impregnaba la herida con la saliva que terminaba por causarle una sepsis a la presa. Sin embargo, estudios posteriores han evidenciado que estos sí son capaces de producir veneno, el cual tiene efectos importantes en las víctimas.

Estos animales son cazadores activos de presas vivas, aunque también pueden alimentarse de carroña. Una vez que muerden a la presa, esperan a que los efectos del veneno actúen y la misma se desplome para luego proceder a desgarrarla y comerla.

El dragón de Komodo está incluido en la lista roja de especies amenazadas, por lo que se han establecido estrategias de protección.

Para más información sobre el veneno del dragón de Komodo, puedes leer este otro artículo sobre ¿El dragón de Komodo es peligroso para el ser humano?

Lagartijas venenosas - Tipos y fotos - Dragón de Komodo (Varanus komodoensis)

Varano de la sabana (Varanus exanthematicus)

Otra de las lagartijas venenosas es el Varano de la sabana (Varanus exanthematicus). Es de cuerpo grueso, así como su piel, por lo que se le atribuye inmunidad para las mordidas de otros animales venenosos. Puede medir hasta unos 1,5 metros y su cabeza es ancha, con cuello y cola estrechos.

Es originario de África, sin embargo, ha sido introducido en México y Estados Unidos. Se alimenta principalmente de arañas, insectos, escorpiones, pero también de pequeños vertebrados.

Lagartijas venenosas - Tipos y fotos - Varano de la sabana (Varanus exanthematicus)

Goanna (Varanus varius)

Goanna (Varanus varius) es una especie arborícola endémica de Australia. Habita bosques densos, dentro de los cuales puede recorrer grandes extensiones. Es de gran tamaño, llegando a medir hasta un poco más de 2 metros y con un peso aproximado de 20 kg.

Por otro lado, son carnívoros y carroñeros. En cuanto a su coloración, está entre gris oscuro y negro, pudiendo tener manchas negras y de color crema en su cuerpo.

Lagartijas venenosas - Tipos y fotos - Goanna (Varanus varius)

Varano de agua Mitchell (Varanus mitchelli)

El Varano de agua Mitchell (Varanus mitchelli) habita en Australia, específicamente en pantanos, ríos, lagunas y en cuerpos de agua en general. También tiene la capacidad de ser arborícola, pero siempre en arboles asociados a cuerpos de agua.

Tiene una dieta variada, que incluye animales acuáticos o terrestres, aves, pequeños mamíferos, huevos, invertebrados y peces.

Lagartijas venenosas - Tipos y fotos - Varano de agua Mitchell (Varanus mitchelli)

Varanus Argus o de manchas amarillas (Varanus panoptes)

Entre las lagartijas más venenosas, destaca también el varanus Argus o de manchas amarillas (Varanus panoptes). Se encuentra en Australia y Nueva Guinea y las hembras miden hasta unos 90 cm, mientras que los machos pueden llegar a los 140 cm.

Se distribuyen por diversos tipos de hábitats terrestres y también cerca de cuerpos de agua, y son excelentes excavadores. Su dieta es muy variedad e incluye diversos y pequeños vertebrados e invertebrados.

Lagartijas venenosas - Tipos y fotos - Varanus Argus o de manchas amarillas (Varanus panoptes)

Varano de cola espinosa (Varanus acanthurus)

El Varano de cola espinosa (Varanus acanthurus) debe su nombre a la presencia de estructuras espinosas en su cola, la cual utiliza en su defensa. Es de pequeño tamaño y habita principalmente en zonas áridas, siendo buen excavador.

Su coloración es parda rojiza, con la presencia de manchas amarillas. Su alimentación está basada en insectos y mamíferos de pequeña talla.

Lagartijas venenosas - Tipos y fotos - Varano de cola espinosa (Varanus acanthurus)

Lagarto sin orejas (Lanthanotus borneensis)

El Lagarto sin orejas (Lanthanotus borneensis) es endémico de algunas zonas de Asia, habitando selvas tropicales cerca de ríos o cuerpos de agua. Aunque carecen de ciertas estructuras externas para la audición, sí logran oír, además son capaces de emitir ciertos sonidos. Miden hasta unos 40 cm, son de hábitos nocturnos y carnívoros, alimentándose de crustáceos, peces y lombrices.

No siempre se supo que esta especie fuese venenosa, sin embargo, de manera reciente se lograron identificar glándulas que producen sustancias toxicas, las cuales tienen un efecto anticoagulante, aunque no tan potente como el de otros lagartos. Las mordeduras de esta especie no resultan letales para las personas.

Lagartijas venenosas - Tipos y fotos - Lagarto sin orejas (Lanthanotus borneensis)

El veneno de las lagartijas del género Heloderma

La mordedura de estos animales es bastante dolorosa y cuando es causada en personas sanas, estas pueden recuperarse. Sin embargo, algunas veces podrían ser mortales, ya que causan síntomas importantes en la víctima, tales como, asfixia, parálisis e hipotermia, por lo que los casos se deben atender con prontitud. Estos lagartos del género Heloderma no inoculan directamente el veneno, sino que cuando desgarran la piel de la víctima, segregan la sustancia tóxica desde las glándulas especializadas y esta fluye hasta la herida, ingresando al cuerpo de la presa.

Este veneno es un cóctel de diversos compuestos químicos, como enzimas (hialuronidasa y fosfolipasa A2), hormonas y proteínas (serotonina, helothermin, gilatoxin, helodermatin, exenatide y gilatida, entre otros).

Algunos de estos compuestos contenidos en el veneno de estos animales se han estado estudiando, como es el caso de la gilatida (asilada del monstruo de Gila) y la exenatida, los cuales parecen presentar sorprendentes beneficios en enfermedades como Alzheimer y diabetes tipo 2, respectivamente.

El veneno de las lagartijas del género Varanus

Por un tiempo se pensó que solamente los lagartos pertenecientes al género Heloderma eran venenosos, sin embargo, estudios posteriores evidenciaron que la toxicidad también está presente en el género Varanus. Estos presentan glándulas venenosas en cada mandíbula, las cuales desembocan por canales especializados entre cada par de dientes.

El veneno que producen estos animales es un cóctel enzimático, similar al de algunas serpientes y, al igual que en el grupo Heloderma, no pueden inocularlo de manera directa a la víctima, sino que al morderla la sustancia toxica penetra en la sangre junto con la saliva, causando problemas para coagular, por lo que genera derrames, además de hipotensión y shock que termina con el desplome de quien ha sufrido la mordedura. Las clases de toxinas identificadas en el veneno de estos animales son proteínas ricas en cisteína, calicreína, péptido natriurético y fosfolipasa A2.

Una clara diferencia entre el género Heloderma y Varanus es que en los primeros el veneno se transporta a través de canalículos dentales, mientras que en los segundos la sustancia se excreta desde las zonas interdentales.

Algunos accidentes de personas con estos animales han terminado de manera fatal, ya que las víctimas terminan por desangrarse. Por otra parte, los que se se atienden rápidamente logran salvarse.

Lagartijas consideradas erróneamente como venenosas

Comúnmente, en diversas regiones se generan algunos mitos sobre estos animales, específicamente respecto a su peligrosidad por considerarse venenosas. Sin embargo, esto resulta ser una falsa creencia que muchas veces termina por perjudicar el grupo poblacional debido a la caza indiscriminada, sobre todo con las lagartijas que aparecen en casa. Veamos algunos ejemplos de lagartos y lagartijas que se consideran erróneamente venenosos:

  • Lagartija caimán, lagarto culebra o lagarto escorpión (Gerrhonotus liocephalus).
  • Lagarto alicante de las montañas (Barisia imbricata).
  • Dragoncitos (Abronia taeniata y Abronia graminea).
  • Falso camaleón (Phrynosoma orbiculare).
  • Eslizón de bosque de encinos (Plestiodon lynxe).

Un rasgo común en las especies de lagartijas venenosas es que la mayoría se encuentran en algún estado de vulnerabilidad, conllevándolas a estar en peligro de extinción. Que un animal pueda resultar peligroso no nos otorga el derecho de aniquilarlo, sin importar las consecuencias que traiga sobre la especie. En este sentido, todas las formas de vida del planeta deben ser valoradas y respetadas en su justa dimensión.

Si deseas leer más artículos parecidos a Lagartijas venenosas - Tipos y fotos, te recomendamos que entres en nuestra sección de Curiosidades del mundo animal.

Bibliografía
  • Muñiz-Martínez R. & Rojas-Pérez, M. (2009). Registro nuevo del escorpión mexicano Heloderma horridum (Reptilia: Helodermidae) en Durango, México. Revista mexicana de biodiversidad, 80(3), 871-873. Disponible en: http://www.scielo.org.mx/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1870-34532009000300030&lng=es&tlng=es.
  • Neri Castro, E., Valle, M., y Alagón Cano, A. (2019). Reptiles venenosos en México. UNAM. Disponible en: http://www.revista.unam.mx/vol.15/num11/art86/
  • Fry, B., Wroe, S., Teeuwisse, W., Osch, MV, Moreno, K., Ingle, J., Mchenry, C., Ferrara, T., Clausen, P., Scheib, H., Winter , K., Greisman, L., Roelants, K., Weerd, LV, Clemente, C., Giannakis, E., Hodgson, W., Luz, S., Martelli, P., Krishnasamy, K., Kochva, E., Kwok, HF, Scanlon, D., Karas, J., Citron, D., Goldstein, EJ, McNaughtan, JE y Norman, J. (2009). Un papel central del veneno en la depredación por Varanus komodoensis (Dragón de Komodo) y el gigante extinto Varanus (Megalania) priscus. Actas de la Academia Nacional de Ciencias. Disponible en: https://www.pnas.org/content/pnas/106/22/8969.full.pdf
  • Pérez-Ramos, A., Sánchez, I., Hontecillas, D. y Abella, J. (2019). Los varanos (Squamata, Anguimorpha, Varanidae) de El Cerro de los Batallones. Disponible en: https://www.researchgate.net/publication/334051018
  • Penguilly, M., Moreno, A., Mayer-Goyenechea, I. y Pineda, G. (2011). Percepción acerca de las lagartijas consideradas nocivas por algunos otomíes, nahuas, tepehuas y mestizos en el estado de hidalgo, México. Universidad autónoma del estado de Hidalgo. Disponible en: https://www.uaeh.edu.mx/investigacion/icbi/LI_Etnobiolo/Angel_Moreno/Penguilly_etal.pdf

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?

Lagartijas venenosas - Tipos y fotos
1 de 11
Lagartijas venenosas - Tipos y fotos

Volver arriba