Compartir

¿El dragón de Komodo es peligroso para el ser humano?

 
Por Elena Torrens, Educadora Canina y ATV. 19 abril 2018
¿El dragón de Komodo es peligroso para el ser humano?

El dragón de Komodo (Varanus komodoensis) posee afilados dientes para despedazar a sus presas, las cuáles ingiere por completo, incluyendo su propio veneno. Pero, ¿realmente el dragón de Komodo mata usando veneno? La mayoría de personas creen que las potentes bacterias tóxicas que posee en su boca son la razón de que sus víctimas mueran, no obstante, esta teoría ha sido desacreditada por completo.

La comunidad científica fijó entonces especial atención a esta especie, nativa de Indonesia. El veneno del dragón de Komodo actúa directamente bajando la presión arterial y favoreciendo la pérdida de sangre, hasta que la víctima padece un shock y la imposibilita para defenderse o huir. Esta técnica no es exclusiva del dragón de Komodo, otras especies de lagartos e iguanas también comparten este método de incapacitación. Sin embargo, existen dudas de que los dragones de Komodo utilicen únicamente su veneno matar.

¿El dragón de Komodo es peligroso para el ser humano? ¿Qué pasa si te muerde un dragón de Komodo?¡Descúbrelo todo en este artículo de ExpertoAnimal!

Información del dragón de Komodo

El dragón de Komodo es pertenece a la familia de los varánidos y es considerada la especie de lagarto más grande del planeta tierra, pudiendo alcanzar los tres metros de largo y hasta 90 kilogramos de peso. Su olfato es especialmente agudo, mientras que su visión y su oído son algo más limitados. Se encuentra en la parte superior de la cadena alimentaria y son los predadores por excelencia de su ecosistema.

La historia del dragón de Komodo

Se estima que la historia evolutiva del dragón de Komodo empieza en Asia, concretamente en un eslabón perdido de varánidos gigantes que habitaban la tierra hace más de 40 millones de años. Los fósiles más antiguos encontrados en Australia datan los 3,8 millones de años y destacan por ser individuos del mismo tamaño y especie que el actual.

¿Donde vive el dragón de Komodo?

Podemos encontrar al dragón de Komodo en cinco islas volcánicas del sudeste de Indonesia: Flores, Gili Motang, Komodo, Padar y Rinca. Está perfectamente adaptado a un territorio inhóspito, resistente, lleno de pastizales y de zonas boscosas. Es más activo durante el día, aunque también aprovecha la noche para cazar, pudiendo realizar carreras de hasta 20 km/h o sumergiéndose hasta 4,5 metros de profundidad.

Se trata de animales carnívoros y se alimentan principalmente de grandes presas como venados, búfalos de agua o cabras. Destacan por ser cazadores muy sigilosos, que capturan a sus presas desprevenidas. Una vez despedazadas, las ingieren por completo, lo que favorece que no deban alimentarse durante días, de hecho, ingieren alimento únicamente unas 15 veces al año.

La reproducción del dragón de Komodo

La reproducción de estos largaros gigantes no es en absoluto sencilla. Su fertilidad se inicia de forma tardía, alrededor de los nueve o diez años, momento en el que están listos para procrar. Los machos realizan graves combates para lograr fertilizar a las hembras, las cuales se muestran reacias a ser cortejadas. Por ese motivo, los machos suelen tener que inmovilizarlas. El tiempo de incubación de los huevos se sitúa entre los 7 y 8 meses y, una vez nacen, las crías empiezan a sobrevivir por su cuenta.

¿El dragón de Komodo es peligroso para el ser humano? - Información del dragón de Komodo

¿El dragón de Komodo es venenoso?

Los dragones de Komodo, al igual que otros lagartos, secretan proteínas venenosas a través de su boca. Esta característica hace que su saliva sea potencialmente venenosa, pero es importante resaltar que es distinta a la de otros animales, como las cobras, que pueden matar en cuestión de horas.

La saliva de estos varánidos se combina con bacterias, que son las causantes de debilitar a su presa, favoreciendo además la pérdida de sangre. Un detalle sorprendente es que los dragones de Komodo salvajes poseen hasta 53 cepas de bacterias distintas, muy por debajo de las que pueda tener uno en cautividad.


En 2005 investigadores de la Universidad de Melbourne observaron inflamación localizada, enrojecimiento, moretones y afección tras la mordida de un dragón de Komodo, pero también presión arterial baja, parálisis muscular o hipotermia. Existen dudas razonables de que esta sustancia posea otras funciones biológicas más allá del debilitamiento de la presa, pero sin duda se trata de un animal venenoso.

¿El dragón de Komodo ataca al ser humano?

Los ataques de dragones de Komodo pueden ocurrir, pero no son especialmente frecuentes. La peligrosidad de este animal reside en su gran tamaño y fuerza, no en su veneno. Estos varánidos pueden detectar a su presta hasta a 4 kilómetros de distancia, acercándose rápidamente para morderlas y esperar a que el veneno actúe y les facilite el trabajo, evitando así un posible enfrentamiento físico.

¿Qué pasa si te muerde un dragón de Komodo?

La mordedura de un dragón de Komodo en cautiverio no es especialmente peligrosa, pero en cualquier caso, tanto si nos muerde un ejemplar cautivo o salvaje, será imprescindible acudir a un centro de salud para recibir tratamiento a base de antibióticos. Tras la mordida de este animal, un humano experimentaría pérdida de sangre o infecciones, hasta que el individiuo se encontrara completamente indefenso. En ese momento se produciría el ataque, cuando el dragón de Komodo utilizaría sus dientes y garras para despedazar y alimentarse.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿El dragón de Komodo es peligroso para el ser humano?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Curiosidades del mundo animal.

Escribir comentario sobre ¿El dragón de Komodo es peligroso para el ser humano?

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?

¿El dragón de Komodo es peligroso para el ser humano?
1 de 2
¿El dragón de Komodo es peligroso para el ser humano?

Volver arriba