menu
Compartir

¿Por qué mi perro me acompaña al baño?

Por Ricardo Luis Bruno, Veterinario y etólogo. 4 diciembre 2020
¿Por qué mi perro me acompaña al baño?

Ver fichas de Perros

Muchas personas, aunque les agrada la situación, se preguntan por qué su perro los acompaña al baño. El apego de un perro hacia su compañero humano es un hecho natural y que denota una buena relación entre ambos. Sin embargo, esta situación siempre suscita ciertas dudas y, por ello, es totalmente normal realizarse esta pregunta.

Cuando un perro acompaña a su tutor al baño seguramente también debe acompañarlo a muchos otros lugares de la casa a donde se dirija, pero lo que es casi imperceptible para el tutor en esos casos se torna evidente cuando va al baño. Esto se debe a la connotación que representa para las personas ir a ese lugar de privacidad absoluta. Por este motivo, en este artículo de ExpertoAnimal explicaremos por qué tu perro te acompaña al baño.

También te puede interesar: ¿Por qué mi gato me acompaña al baño?

Características comportamentales caninas

Los perros pertenecen a una especie gregaria. Esto quiere decir que están evolutivamente adaptados a vivir dentro de un grupo social. En los inicios, esta era una condición indispensable para la supervivencia del individuo en cuestión y es por eso que los perros tienen tan arraigada en su cerebro la tendencia a estar cerca de otro individuo de su grupo social con el que, obviamente, tienen un buen vínculo afectivo. Hay estudios estadísticos de observación conductual en comunidades de perros que mostraron que un perro puede pasar más de la mitad del día a menos de 10 metros de algún otro miembro de su grupo social. Algo similar se ha observado también en grupos de lobos.

Es fácil de entender, conociendo estos conceptos anteriores, la respuesta a la pregunta que se plantean muchos tutores de perros que dicen “mi perro no se separa de mí” o “mi perro me sigue a todas partes”.

¿Por qué mi perro me sigue al baño?

Todo lo anteriormente dicho, por sí mismo, no explicaría el por qué los perros te acompañan al baño, puesto que hay muchísimos perros que tienen una excelente relación y un muy buen vínculo afectivo con su compañero humano y no están pendientes de él en todo momento ni siguiéndolo a donde él vaya dentro de la casa que habitan ambos. El comportamiento de la especie nos ayuda a comprender que nuestros perros quieran permanecer a nuestro lado en todos los espacios del hogar porque son animales acostumbrados a vivir en grupo y muy protectores. De esta forma, puede acompañarte al baño para protegerte, igual que él se siente protegido por ti. Por esto, también, es habitual que tu perro te mire cuando hace caca. En este momento los perros son vulnerables y buscan el apoyo de su grupo social. Aunque cabe destacar que esta no es la única causa de este comportamiento, consulta las demás aquí: "¿Por qué mi perro me mira cuando hace caca?".

Entonces, tu perro puede seguirte al baño por el motivo anterior, de la misma forma que te sigue a otras estancias de tu casa, o por las causas que mostramos a continuación:

Comportamiento adquirido desde cachorro

Como decimos, lo que la explicación anterior permite es comenzar a comprender la base genética que origina y mantiene la conducta del animal. Entonces, ¿por qué, si hay cantidades de perros que se llevan bien con sus cuidadores humanos, no todos los siguen hasta al baño? En las primeras etapas de la vida de un perro, es decir, cuando es cachorrito, el animal está en una etapa de su desarrollo conductual que es y será fundamental en su actual vida y, principalmente, en su vida futura como perro adulto. Es una etapa donde todas las experiencias vividas marcarán profundamente la conducta del animal, son las llamadas "experiencias tempranas", que tienen un gran impacto en la conducta del individuo que las experimenta. Estas experiencias pueden ser tanto negativas como positivas para el animal. No será igual la conducta de un cachorro que experimentó una experiencia temprana traumática que aquella de un perro que vivió experiencias tempranas agradables y positivas.

Si desde pequeño se ha acostumbrado a seguirte y acompañarte mientras estás en el baño, es totalmente normal que siga llevando a cabo esta conducta durante la etapa adulta. Ha adquirido ese comportamiento y para él lo extraño es no ir contigo. Ahora bien, también puede ser totalmente normal que no haya adquirido este comportamiento y, por ende, no te siga o haya aprendido que no se le permite entrar en esa estancia.

Hiperapego

El perro no tiene la conciencia de saber que el baño es un lugar muy privado para los humanos, para él es un espacio más del hogar. Si ha adquirido ese comportamiento desde pequeño, pero la relación establecida con nosotros es totalmente sana, el perro no debería incomodarse si no lo dejamos entrar y cerramos la puerta. Probablemente nos seguirá y volverá a su lugar de descanso al ver que no puede pasar. Ahora bien, existe otra situación en la que el perro puede quedarse tras la puerta llorando, rascando o ladrando para que le dejemos pasar. En este caso, el perro muestra síntomas de estrés y ansiedad por no tener libre acceso al baño. ¿Por qué sucede esto?

El motivo por el cual lo hace tiene que ver con un excesivo apego generado con su compañero humano. A partir de la tendencia heredada de los perros de generar vínculos y apegos con los miembros de su grupo social y con algunos de ellos más que con otros, lo que generalmente ocurre es que su tutor ha sido muy afectuoso o al menos le ha brindado mucha atención y tal vez mucho contacto físico cuando el perro era cachorro. Esto genera en el perro un fuerte vínculo con su compañero humano, algo que es totalmente correcto, pero que en algunos caninos domésticos más predispuestos lleva al hiperapego. Una cosa es que el animal tenga un apego con su tutor y otra es que genere un excesivo apego, pues esto hace que en los momentos en que no está con su tenedor responsable, el perro entre en un estado de ansiedad excesiva que lo lleva a exhibir conductas indeseadas.

En definitiva, que un perro genere un buen apego y vínculo afectivo con su tutor es algo plausible, beneficioso y agradable para ambos, pero se debe tener cuidado de que ese apego no vaya más allá para que no se generen posibles conductas por parte del animal que hagan desagradable la vida en común entre ellos. Como siempre, lo ideal no es ni poco ni mucho, sino lo justo.

¿Cómo manejar esta conducta de mi perro?

Si tu perro te sigue hasta el baño y no muestra signos de ansiedad en caso de no permitirle entrar, no es necesario intervenir porque el animal ya comprende que no puede pasar y no pasa nada por ello. Ahora bien, si tu perro te acompaña al baño porque es muy dependiente, es decir, ha desarrollado hiperapego, es fundamental tratarlo para devolver al animal su estabilidad emocional. Los canes que lo desarrollan, generalmente, muestran otro síntomas como llorar o ladrar cuando se quedan solos, destruir objetos o muebles, orinar dentro de casa e incluso vomitar, llorar si no pueden dormir en la habitación de su tutor, etc. Son signos propios, también, de la ansiedad por separación.

Una vez generada e instaurada esta conducta de hiperapego de un perro con alguno de sus cuidadores, la única forma de lograr disminuirla es a través de lo que técnicamente se conoce como retiro de atención social, es decir, generar un desapego con el animal no estando excesivamente pendiente de él. Manejar correctamente a un perro es una cuestión de actitud de su tutor. Dejar que el perro pase tiempo solo con algún juguete al que se le puede poner alimento dentro es una excelente idea porque permite que se entretenga. Así mismo, llevarlo a un parque y dejar que interactúe con otros perros e incluso permitir que otras personas de la casa saquen a pasear al perro y pasen tiempo con él son magníficas opciones. De todas formas, en muchas ocasiones la dependencia es tal, que sin los conocimientos es prácticamente imposible tratar de corregir la situación, por lo que se aconseja acudir a un educador o etólogo canino.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Por qué mi perro me acompaña al baño?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Curiosidades del mundo animal.

Bibliografía
  • Landsberg, Hunthausen, Ackerman. Manual de Problemas de conducta del perro y gato. Ed.: Acribia
  • B.Beaver. Ed. Saunders. Canine Behavior: A guide for Veterinarians.

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Su valoración:
Evelyn
Hola una pregunta mi perro que es de raza Golden retriever me lo regalaron y no sé cuántos meses tiene ya está grande y se le caen las lágrimas y bábea mucho . Cómo arto pero no sé porque bábea
Ana Maria G.F. (Editor/a de ExpertoAnimal)
Hola Evelyn,

Te recomendamos que visites este artículo: https://www.expertoanimal.com/por-que-mi-perro-babea-mucho-22201.html

¡Saludos!

¿Por qué mi perro me acompaña al baño?
¿Por qué mi perro me acompaña al baño?

Volver arriba