Compartir
Compartir en:

Bañar un gato persa paso a paso

Bañar un gato persa paso a paso

Ficha del animal: Persa

Los gatos persas son felinos muy apacibles que siendo tan hogareños difícilmente tienden a ensuciar su largo y sedoso manto. Quiero dejar patente que el primer baño de nuestro gato persa, en mi opinión, debe realizarlo un profesional, a la vez que recorta y pule su espléndido manto. Nuestra función diaria desde cachorros será peinarlos y cepillarles cada día y mantener la correcta higiene de sus preciosos ojos, orejas y dientes.

De todos modos, pudiera suceder que adoptases a un gato persa que proviniera de alguna protectora, en vez de haberlo recogido en algún comercio de mascotas. En cuyo caso sería algo chocante que pudiendo pagar su elevado precio, luego "racaneases" con sus cuidados.

Pero bueno, tanto si es un gato procedente de una protectora, o bien adoptado mediante la especie de rescate que son sus precios de venta, intentaremos, si prosigues leyendo ExpertoAnimal, aconsejarte la mejor manera de bañar un gato persa paso a paso.

También te puede interesar: Bañar a un gato de pelo largo paso a paso
Instrucciones:
1

Tanto si es cachorro como si se trata de un gato persa ya del todo adulto, el primer paso será acostumbrarlo al agua tibia (37º a 38º). Si es cachorro se acostumbrará más fácilmente al remojón. Porque precisamente en remojarlos, no bañarlos, consistirán los diversos pasos previos para bañar a nuestro gato persa.

Los gatos persas suelen detestar el agua y el principal problema será mantenerlos en remojo y serenos sin que huyan despavoridos al contacto con el líquido elemento, siempre tibio.

Una palangana grande de plástico con un dedito de agua templada, aprovechando un día caluroso y sin peligrosas corrientes de aire, será el recipiente idóneo para iniciar los remojones de nuestro gato persa hasta que no intente huir y se muestre sereno y confiado.

2

Una vez que el gato se haya convencido y comprobado que no deseamos librarnos de él, ni mediante zapatos de cemento ni en un escuálido caudal de agua, será el instante de aplicarle un suave masaje y enjabonarlo con una pequeña cantidad de champú específico para gatos persa.

Luego aclararemos el champú vertiendo poco a poco agua templada y limpia desde una jarra sin que ni el agua ni el champú vayan a parar a su rostro.

3

Para los casos de extrema suciedad procederemos a un segundo enjabonado. Recuerda tomar mucha precaución para evitar que el shampoo acabe en los ojos o en la boca del felino. Si fuera así probablemente el pobre gato no tendría más remedio que huir despavorido.

Puedes también hacerte con un acondicionador para gatos para alisar y evitar la formación de nudos y enredos. No obstante, si en este paso descubres que tu gato tiene un importante nudo en su manto, no dudes en visitar nuestro artículo para saber cómo quitar los nudos a un gato persa.

4

Tanto en los remojones como en los baños subsiguientes, será imperativo secar muy bien a nuestra mascota. Usaremos dos toallas, la primera para absorber la principal cantidad de agua acumulada en el pelo del gato persa.

La segunda toalla servirá para masajearlo profusamente hasta su secado total, aprovechando la circunstancia para peinarlo y cepillarlo meticulosamente. En este punto te aconsejamos visitar nuestro artículo sobre los cuidados del pelo del gato persa donde te indicamos los cepillos más apropiados y el material idóneo para tu felino.

También puede secarse mediante un secador de mano, vigilando la temperatura y que el ruido no asuste al gato. Existen secadores para mascotas ultra-silenciosos.

5

Si la primera ocasión en la cual bañas a tu gato persa es mediante un profesional, cosa que recomiendo encarecidamente, fijaros muy atentamente en las pautas seguidas por el profesional peluquero de mascotas. Allí veréis la respuesta de vuestro minino ante los expertos cuidados profesionales.

Fijaros atentamente qué tipo de champú y acondicionador utiliza el profesional, así como los peines, cardas o cepillos empleados.

Obviamente, si dejáis al gato y os vais de compras o al cine para recoger luego a vuestro gato guaperas, os perderéis una lección magistral de cómo bañar al gato persa paso a paso. Él es sin duda quien mejor os puede guiar en este proceso.

6

Los gatos persas, insisto, son muy limpios. El único lugar que tienden a acumular un cierto grado de suciedad es el el mentón y el bajo cuello. Esto se debe a que cuando comen se les quedan algunos residuos de alimentos adheridos en aquella zona. Mediante el cepillado diario lograréis mantener la zona impoluta.

Si ha ingerido algún alimento grasiento: atún o salmón (crudos, en lata, o hervidos), ricos en aceites de Omega 3 y Omega 6, muy beneficiosos para su denso pelaje; podréis acicalar la zona mediante una toallita húmeda para bebés.

No es conveniente bañar excesivamente al gato persa, para ello mejor utiliza trucos para limpiar a tu gato sin agua. Una vez cada dos o tres meses será suficiente. No olvidéis durante el periodo estival bañar al gato persa con champús antiparásitos.

7

Accidentalmente puede que vuestro gato se ensucie, y haga poco que lo hayáis bañado; o bien suceda que lo hayan vacunado recientemente (menos de 15 días). Es estos casos es recomendable limpiarlos con polvos detergentes o espuma seca.

La forma de aplicar dichos productos será similar a cuando procedáis a enjabonar con champú al gato; con mucho cuidado de no aplicar dichos productos ni en la cara ni en los genitales.

Tras dejar actuar los mencionados productos un par de minutos; el polvo detergente (parece polvos talco) y se elimina mediante un meticuloso cepillado que arrastre la suciedad y el propio polvo.

La espuma seca se eliminará primero con un paño limpio y luego procederemos al cepillado profundo que arrastre cualquier sombra de espuma y suciedad.

Si deseas leer más artículos parecidos a Bañar un gato persa paso a paso, te recomendamos que entres en nuestra sección de Consejos de belleza.

Comentarios (0)

Escribir comentario sobre Bañar un gato persa paso a paso

¿Qué te ha parecido el artículo?

Bañar un gato persa paso a paso
1 de 8
Bañar un gato persa paso a paso