menu
Compartir

Clasificación de los animales invertebrados

 
Por Nick A. Romero H., Biólogo y educador ambiental. 2 diciembre 2020
Clasificación de los animales invertebrados

Los animales invertebrados son aquellos que, como rasgo común, comparten la ausencia de una columna vertebral y de un esqueleto interno articulado. En este grupo se encuentra la mayoría de animales del mundo, representando un 95 % de las especies existentes. Al ser el grupo más diverso dentro de este reino, su categorización se ha hecho muy difícil, por lo tanto no hay clasificaciones definitivas, ya que la comunidad científica logra hacer nuevas identificaciones de manera regular, las cuales se van incluyendo en las listas respectivas.

En el siguiente artículo de ExpertoAnimal, te traemos información sobre la clasificación de los animales invertebrados que, como podrás evidenciar, es un vasto grupo dentro del fascinante mundo de seres vivos.

Sobre el uso del término invertebrado

El término invertebrado no corresponde a una categoría formal en los sistemas de clasificación científica, ya que es un término genérico que alude a la ausencia de un rasgo común (columna vertebral), mas no a la presencia de un rasgo compartido por los grupos, como en el caso de los vertebrados.

Lo antes expresado no quiere decir que se invalide el uso de la palabra invertebrado, por el contrario, es comúnmente utilizada para hacer mención a estos animales, solo que se aplica para expresar un significado más general.

¿Cómo se clasifican los animales invertebrados?

Al igual que con otros animales, en la clasificación de los invertebrados no hay resultados absolutos, sin embargo, hay cierto consenso en que los principales grupos de invertebrados pueden ser clasificados en los siguientes filos:

  • Artrópodos.
  • Moluscos.
  • Anélidos.
  • Platelmintos.
  • Nematodos.
  • Equinodermos.
  • Cnidarios.
  • Poríferos.

Clasificación de los artrópodos

Son animales con un sistema de órganos bien desarrollados, caracterizados por la presencia de un exoesqueleto formado por quitina. Además, poseen apéndices diferenciados y especializados para diversas funciones según el grupo.

El filo artrópodo corresponde al grupo más extenso en el reino animal y se clasifica en cuatro subfilos: Trilobites (todos extintos), quelicerados, crustáceos y unirrámeos. Conozcamos cómo se dividen los filos que existen en la actualidad.

Quelicerados

En estos, los dos primeros apéndices se han modificado para formar los quelíceros. Además, cuentan con pedipalpos, cuatro pares de patas y no tienen antenas. Están conformados por las clases:

  • Merostomados: tienen ausencia de pedipalpos, pero presencia de cinco pares de patas, como por ejemplo el cangrejo cacerola (Limulus polyphemus).
  • Picnogónidos: animales marinos con cinco pares de patas que comúnmente se conocen como arañas de mar.
  • Arácnidos: cuentan con dos regiones o tagmas, quelíceros, pedipalpos no siempre bien desarrollados y cuatro pares de patas. Se incluyen a las arañas, los escorpiones, las garrapatas y los ácaros.

Crustáceos

Generalmente acuáticos y con presencia de branquias, antenas y mandíbulas. Están conformados por cinco clases representativas, entre las que se encuentran:

  • Remipedios: son ciegos y viven en cuevas profunda del mar, como la especie Speleonectes tanumekes.
  • Cefalocáridos: son marinos, de tamaño pequeño y anatomía simple.
  • Branquiópodos: de tamaño pequeño a mediano, habitan principalmente aguas dulces, aunque también saladas. Cuentan con unos apéndices posteriores. A su vez, están conformados por cuatro órdenes: anostráceos (en donde podemos ubicar a los camarones duende como el Streptocephalus mackini), notostráceos (llamados camarones renacuajo, como el Artemia franciscana), cladóceros (que son pulgas de agua) y concostráceos (los camarones almejas, como el Lynceus brachyurus).
  • Maxilópodos: generalmente de pequeño tamaño y con unos reducidos abdomen y apéndices. Están subdivididos en ostrácodos, mistacocáridos, copépodos, tantulocáridos, branquiurus y cirrípedos.
  • Malacostráceos: se ubican los crustáceos más conocidos por los humanos, poseen un exoesqueleto articulado que es relativamente más blando y están conformados por cuatro órdenes, entre los que se encuentran los isópodos (Ej. Armadillium granulatum), los anfípodos (Ej. Alicella gigantea), los eufausiáceos, que de manera general se conocen como krill (Ej. Meganyctiphanes norvegica) y los decápodos, entre los cuales encontramos a los cangrejos, camarones y langostas.

Unirrámeos

Se caracterizan porque todos los apéndices que poseen son de una sola rama o eje y disponen de antenas, mandíbulas y maxilas. Este subfilo está conformado por cinco clases:

  • Diplópodos: caracterizados por poseer generalmente dos pares de patas en cada uno de los segmentos que forman el cuerpo. En este grupo encontramos a los milpiés, como la especie Oxidus gracilis.
  • Quilópodos: poseen veintiún segmentos, en los que se encuentran un par de patas en cada uno. A este grupo comúnmente se les llama ciempiés (Lithobius forficatus, entre otras).
  • Paurópodos: de pequeño tamaño, cuerpos blandos y hasta con once pares de patas.
  • Sínfilos: de color blanquecino, pequeños y frágiles.
  • Clase insecta: presentan un par de antenas, tres pares de patas y generalmente alas. Es una abundante clase de animales que agrupa a casi treinta órdenes diferentes.
Clasificación de los animales invertebrados - Clasificación de los artrópodos

Clasificación de los moluscos

Este filo se caracteriza por tener un sistema digestivo completo, con la presencia de un órgano denominado rádula, que se localiza en la boca y tiene función raspadora. Poseen una estructura denominada pie que puede ser usada para locomoción o fijación. Su sistema circulatorio es en casi todos abierto, el intercambio gaseoso lo realizan a través de branquias, pulmones o la superficie del cuerpo y el sistema nervioso varía según el grupo. Están divididos en ocho clases:

  • Caudofoveados: animales marinos que cavan el suelo blando. Carecen de concha pero poseen espículas calcáreas, como por ejemplo el Falcidens crossotus.
  • Solenogastros: al igual que la clase anterior, son marinos, excavadores y con estructuras calcáreas, sin embargo, carecen de rádula y branquias, (ej. Neomenia carinata).
  • Monoplacóforos: son pequeños, con concha redondeada y capacidad de reptación gracias al pie, (ej. Neopilina rebainsi).
  • Poliplacóforos: con cuerpos alargados, aplanados y presencia de concha. Conforma a los quitones, como la especie Acanthochiton garnoti.
  • Escafópodos: su cuerpo está encerrado en una concha tubular con apertura en ambos extremos. También son denominados dentalios o concha de colmillos. Un ejemplo es la especie Antalis vulgaris.
  • Gasterópodos: con formas asimétricas y presencia de concha, la cual ha sufrido efectos de la torsión, pero que puede estar ausente en algunas especies. La clase está integrada por caracoles y babosas, como la especie de caracol Cepaea nemoralis.
  • Bivalvos: el cuerpo se encuentra dentro de una concha con dos valvas que pueden tener diversos tamaños. Un ejemplo es la especie Venus verrucosa.
  • Cefalópodos: su concha está bastante reducida o ausente, con cabeza y ojos definidos y presencia de tentáculos o brazos. En esta clase encontramos a los pulpos y calamares.
Clasificación de los animales invertebrados - Clasificación de los moluscos

Clasificación de los anélidos

Son gusanos metaméricos, es decir, con segmentación del cuerpo, con cutícula húmeda externa, sistema circulatorio cerrado y aparato digestivo completo, el intercambio gaseoso es a través de branquias o la piel y pueden ser hermafroditas o con sexos separados.

La clasificación superior de los anélidos está conformada por tres clases:

  • Poliquetos: principalmente marinos, con cabeza bien diferenciada, presencia de ojos y tentáculos. La mayoría de los segmentos presentan apéndices laterales. Podemos mencionar como ejemplo las especies Nereis succinea y Phyllodoce lineata.
  • Oligoquetos: se caracterizan por presentar segmentos variables y sin cabeza definida. Tenemos por ejemplo a la lombriz de tierra (Lumbricus terrestris).
  • Hirudíneos: como ejemplo de hirudíneos encontramos a las sanguijuelas (ej. Hirudo medicinalis), con número de segmentos fijos, presencia de muchos anillos y ventosas.
Clasificación de los animales invertebrados - Clasificación de los anélidos

Clasificación de platelmintos

Son animales aplanados dorsoventralmente, con abertura oral y genital y sistema nervioso y sensorial primitivo o sencillo. Además, carecen de sistema respiratorio y circulatorio.

Se dividen en cuatro clases:

  • Turbelarios: con forma de vida libre, pudiendo llegar a medir hasta 50 cm, con epidermis formada por cilios y con capacidad de reptar. Son conocidos comúnmente como planarias (ej. Temnocephala digitata).
  • Monogeneos: son principalmente formas parasitarias de los peces y algunas de ranas o tortuga. Se caracterizan por tener un ciclo biológico directo, con un solo hospedador (ej. Haliotrema sp.).
  • Trematodos: su cuerpo tiene forma de hoja, caracterizándose por ser formas parasitarias. De hecho, la mayoría son endoparásitos de vertebrados (Ej. Fasciola hepatica).
  • Cestodos: con características que difieren de las clases anteriores, poseen cuerpos largos y planos, carentes de cilios en la forma adulta y de tubo digestivo. Sin embargo, está cubierto de micro vellosidades que engrosan el tegumento o cobertura del animal (ej. Taenia solium).
Clasificación de los animales invertebrados - Clasificación de platelmintos

Clasificación de los nematodos

Pequeños parásitos que ocupan ecosistemas marinos, de agua dulce y el suelo, tanto en regiones polares como tropicales, pudiendo parasitar a otros animales y plantas. Existen miles de especies identificadas y poseen una forma cilíndrica característica, con cutícula flexible y ausencia de cilios o flagelos.

La siguiente es una clasificación basada en las características morfológicas del grupo y corresponde a dos clases:

  • Adenophorea: sus órganos sensoriales tienen forma circular, espiral o de poro. Dentro de esta clase podemos encontrar a la forma parásita Trichuris trichiura.
  • secernentea: con órganos sensoriales dorso laterales y cutícula formada por varias capas. En este grupo ubicamos a la especie parásita Ascaris lumbricoides.
Clasificación de los animales invertebrados - Clasificación de los nematodos

Clasificación de equinodermos

Son animales marinos que no presentan segmentación. Su cuerpo tiene forma redondeada, cilíndrica o de estrella, sin cabeza y con sistema sensorial variado. Presentan espículas calcáreas, con locomoción por diferentes vías.

Este filo está dividido en dos subfilos: Pelmatozoos (con forma de copa o cáliz) y eleuterozoos (cuerpo estrellado, discoidal, globular o con forma de pepino).

Pelmatozoos

Este grupo está conformado por la clase crinoideos, en donde encontramos a los comúnmente conocidos como lirios de mar, y entre los cuales se puede mencionar a las especies Antedon mediterranea, Davidaster rubiginosus y Himerometra robustipinna, entre otras.

Eleuterozoos

En el segundo subfilo se encuentran cinco clases:

  • Concentricicloideos: conocidos como margaritas de mar (ej. Xyloplax janetae).
  • Asteroideos: o estrellas de mar (ej. Pisaster ochraceus).
  • Ofiuroideos: que incluye a los ofiuras (ej. Ophiocrossota multispina).
  • Equinoideos: comúnmente conocidos como erizos de mar (ej. Strongylocentrotus franciscanus y Strongylocentrotus purpuratus).
  • Holoturoideos: también llamados pepinos de mar (ej. Holothuria cinerascens y Stichopus chloronotus).

Clasificación de los animales invertebrados - Clasificación de equinodermos

Clasificación de los cnidarios

Se caracterizan por ser principalmente marinos y existen pocas especies de agua dulce. Hay dos tipos de formas en estos individuos: pólipos y medusas. Poseen un exoesqueleto o endoesqueleto quitinoso, calcáreo o proteico, con reproducción asexual o sexual y carecen de sistema respiratorio y excretor. Un rasgo propio del grupo es la presencia de células urticantes que utilizan para defensa o ataque de las presas.

El filo ha sido dividido en cuatro clases:

  • Hidrozoos: que poseen un ciclo de vida asexual en la fase de pólipo y sexual en la fase medusa, sin embargo, algunas especies pueden carecer de una de las fases. Los pólipos forman colonias fijas y las medusas pueden moverse libremente (ej. Hydra vulgaris).
  • Escifozoos: esta clase incluye generalmente a las grandes medusas, con cuerpos de forma variada y distintos grosores, el cual está formado por una capa gelatinosa. Su fase de pólipo es muy reducida (ej. Chrysaora quinquecirrha).
  • Cubozoos: con forma predominante de medusa, algunas alcanzan grandes alturas. Son muy buenas nadadoras y cazadoras, y ciertas especies pueden ser letales para el ser humano, mientras que algunas poseen venenos leves (ej. Carybdea marsupialis).
  • Antozoos: son pólipos con forma de flor, sin fase medusa. Todas son marinas, pudiendo vivir de manera superficial o profunda y en aguas polares o tropicales. Se divide en tres subclases, que son aoantarios (las anémonas), ceriantipatarios y alcionarios.
Clasificación de los animales invertebrados - Clasificación de los cnidarios

Clasificación de los poríferos

A este grupo pertenecen las esponjas, cuya principal característica es que sus cuerpos poseen gran cantidad de poros y un sistema de canales internos que filtran el alimento. Son sésiles y dependen en gran medida de que el agua circule a través de ellos para obtener alimento y oxígeno. Carecen de verdadero tejido y por tanto de órganos. Son exclusivamente acuáticos, principalmente marinos, aunque existen algunas especies que habitan aguas dulces. Otro rasgo fundamental es que están formados de carbonato de calcio o de sílice y colágeno.

Se dividen en las siguientes clases:

  • Calcáreas: en las que sus espículas o unidades que forman el esqueleto son de origen calcáreo, es decir, de carbonato de calcio (ej. Sycon raphanus).
  • Hexactinélidas: también llamadas vítreas, las cuales poseen como característica particular que su esqueleto es rígido y está formado por espículas de sílice de seis radios (ej. Euplectella aspergillum).
  • Demosponjas: clase en la cual se ubica casi el 100% de las especies de esponjas y las de mayor tamaño, presentando colores muy llamativos. Las espículas que las forman son de sílice, pero no de seis radios (ej. Xestospongia testudinaria).
Clasificación de los animales invertebrados - Clasificación de los poríferos

Otros invertebrados

Como hemos mencionado, este grupo es muy abundante y existen otros filos que se incluyen dentro de la clasificación de los animales invertebrados. Algunos de estos son:

  • Placozoos.
  • Ctenóforos.
  • Chaetognatha.
  • Nemertinos.
  • Gnatostomúlidos.
  • Rotíferos.
  • Gastrotricos.
  • Kinorrincos.
  • Loricíferos.
  • Priapúlidos.
  • Nematomorfos.
  • Endoproctos.
  • Onicóforos.
  • Tardígrados.
  • Ectoproctos.
  • Braquiópodos.

Como pudimos apreciar, la clasificación de los animales invertebrados es altamente abundante, y con el paso del tiempo, con seguridad, seguirá creciendo el número de especies que lo conforman, lo que nos demuestra una vez más lo maravilloso que es el mundo animal.

Si deseas leer más artículos parecidos a Clasificación de los animales invertebrados, te recomendamos que entres en nuestra sección de Curiosidades del mundo animal.

Bibliografía
  • Curtis, H., Barnes, N., Schnek, A., Massarini, A. (2008). Biología. Editorial Médica Panamericana. Madrid.
  • Hickman, C., Roberts, L., Parson A. (2000). Principios integrales de zoología. McGraw Hill Interamericana: España.
  • Vielma, H. (2013). El mundo de la biología. Fundación Polar. Venezuela. Disponible en: https://bibliofep.fundacionempresaspolar.org/media/16994/libro_mundo_biologia_lw_14.pdf

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?

Clasificación de los animales invertebrados
1 de 9
Clasificación de los animales invertebrados

Volver arriba