Cuidados básicos

¿Cómo saber si tu rata te quiere?

 
Marta Sarasúa
Por Marta Sarasúa, ATV y etóloga especializada en modificación de conducta. 29 diciembre 2021
¿Cómo saber si tu rata te quiere?
Ratas

Ver fichas de Ratas

Las ratas domésticas son unos maravillosos animales de compañía, son pequeñas, cariñosas, juguetonas e inteligentísimas, por lo que no es de extrañar que cada vez sea más frecuenta encontrarlas en hogares de todo el mundo, a veces incluso conviviendo pacíficamente con animales de otras especies muy diferentes. No obstante, la población en general no estamos tan acostumbrados a interpretar el comportamiento de las ratas como sí lo hacemos con el de los perros o los gatos, por lo que nos pueden surgir dudas acerca de si nuestra rata doméstica siente o no afecto por nosotros.

En este artículo de ExpertoAnimal te contamos algunas de las señales que indican que tu rata te quiere y te explicamos qué cosas puedes hacer para que vuestra relación mejore. Si ya compartes tu vida con una rata o te estás planteando incorporar una a tu familia, ¡no dejes de leer!

También te puede interesar: ¿Cómo saber si tu perro te odia?
Índice
  1. Tiene una buena calidad de vida
  2. Busca interactuar contigo y se muestra proactiva
  3. Emite señales de alegría cuando está junto a ti
  4. Es capaz de relajarse a tu lado
  5. Permite que la manipules y se muestra cómoda en tus manos

1. Tiene una buena calidad de vida

Para que tu rata te quiera y establezca contigo una relación de apego saludable es imprescindible que dediques tiempo y esfuerzo en cubrir correctamente todas sus necesidades físicas y psicológicas. Las ratas son animales sociales, gregarios y extremadamente inteligentes, por lo que tendrás que pasar tiempo con ellas y proporcionarles suficiente estimulación ambiental para prevenir que se aburran o se estresen.

Estos son algunos aspectos que debes tener en cuenta a la hora de cuidar a tu rata y que ayudarán a hacerla feliz y a mejorar vuestra relación:

  • Es un animal altamente social y no le gusta la soledad, por lo que es recomendable tener, al menos, dos ratas. Una crianza conjunta o una buena presentación son las claves para que puedan convivir en paz y disfruten de la compañía.
  • No puedes darle cualquier cosa de comer, pues pondrías su salud en riesgo. Las ratas necesitan llevar una dieta omnívora, bien balanceada y de alta calidad y tener agua fresca siempre a disposición. Descubre Qué comen las ratas en este otro artículo.
  • Debes alojarla en una jaula amplia, limpia y con acceso a varias guaridas o sitios donde cobijarse. Cada día tendrás que permitirle salir de la jaula para explorar el exterior, ¡incluso puedes habituarla a salir a pasear contigo!
  • La rata es un mamífero muy inteligente, por lo que tendrás que proporcionarle estimulación mental a diario en forma de juguetes interactivos o entrenando con ella.

Garantizar que tu rata goce de buena salud y de un estado de bienestar tanto físico como emocional siempre será el primer paso para lograr un buen vínculo entre vosotros/as. De esta forma, si te preguntas cómo hacer que tu rata te quiera, aquí tienes la respuesta.

¿Cómo saber si tu rata te quiere? - 1. Tiene una buena calidad de vida

2. Busca interactuar contigo y se muestra proactiva

Si tu rata se muestra interesada en mantener un contacto físico contigo, te sigue por la casa, busca tu atención alzándose a dos patas sobre ti o te invita a jugar con ella, ¡buena señal!, significa que le gusta pasar tiempo a tu lado.

Las ratas son muy atentas, aprenden rapidísimo y responden perfectamente ante el entrenamiento con refuerzo positivo, por lo que entrenar con tu rata y enseñarle nuevos trucos y habilidades puede ser una actividad estupenda para mantenerla estimulada y afianzar el vínculo entre vosotros. Si realizas sesiones de entrenamiento cortas y amenas, le enseñas los comandos de forma paciente y progresiva y rechazas por completo el uso de aversivos como gritos, golpes, castigos e intimidaciones, tu rata se mostrará mucho más predispuesta a aprender, vivirá experiencias positivas junto a ti y disfrutará mucho de estos momentos.

Por otra parte, si ves que tu rata te rehúye constantemente, se esconde cuando te acercas a ella o chilla y se revuelve cuando quieres cogerla o acariciarla, debes descartar cualquier dolencia y analizar los posibles errores que pudieras estar cometiendo. Para ello, siempre puedes contar con la ayuda de tu veterinario y/o de un etólogo especialista en la conducta de estos pequeños roedores.

3. Emite señales de alegría cuando está junto a ti

Cuando adoptamos un animal de compañía, independientemente de la especie que sea, debemos informarnos previamente sobre su forma natural de comportarse y comunicarse para, de esta forma, poder entendernos mejor con él o ella y ser capaces de reconocer qué necesita en cada momento.

El lenguaje de las ratas es muy amplio. Estos pequeños animales emiten cada día muchísimas señales corporales y auditivas para expresarse ante sus congéneres y también ante sus tutores humanos. A través de este lenguaje no verbal nos indican si están asustadas, juguetonas, enfadadas o alegres, nos hacen saber cuándo algo les incomoda, cuándo no se encuentran bien o cuándo se sienten seguras y confiadas, entre muchas otras cosas.

Como tutor/a y responsable del bienestar de tu rata, debes aprender a interpretar estas señales y jamás molestarla o forzarla a hacer algo si observas cualquier indicio de que no se siente cómoda o de que tiene miedo. Igualmente, no debes regañarla si en alguna ocasión te muestra los dientes o emite cualquier otro tipo de señal amenazante, pues esta es la única forma que tiene de pedirte que te alejes de ella sin necesidad de agredirte. Si respetas sus mensajes le demostrarás al animal que comprendes lo que te quiere transmitir y que puede confiar plenamente en ti.

Por otro lado, si tu rata muestra señales de alegría en tu presencia, es un buen indicativo de que te aprecia y quiere estar contigo. Algunas de estas señales pueden ser:

  • Corre hacia ti cuando te ve.
  • Rechina suavemente los dientes y abre mucho los ojos.
  • Te invita a jugar corriendo, saltando o dándote pequeños mordisquitos.
  • Mueve la cola de forma suave.
  • Mantiene sus orejas orientadas hacia adelante.

4. Es capaz de relajarse a tu lado

Las ratas son animales cautos por naturaleza. Debido a su tamaño y estilo de vida, son presas frecuentes para otros animales como los gatos, por lo que es completamente normal que también se muestren algo desconfiadas y vulnerables ante la presencia humana.

Su instinto hace que en muchas ocasiones las ratas permanezcan en estado de alerta cuando estamos a su alrededor, observando atentamente todos nuestros movimientos. No obstante, si tu rata se acuesta a descansar o incluso se duerme sobre ti, degusta tranquilamente su comida a tu lado o es capaz de centrarse en otras actividades estando contigo, significa que no le supones una amenaza y que puede mostrarse vulnerable ante ti, pues te tiene total confianza y sabe que no le harás daño.

Para ello, debemos ser consistentes y pacientes con su proceso de socialización y tratarlas siempre desde el respeto.

5. Permite que la manipules y se muestra cómoda en tus manos

Como ocurre con cualquier otro animal, para que tu rata se encuentre a gusto siendo acariciada o llevada en brazos debes ir habituándola poco a poco a la manipulación, preferiblemente desde que el animal todavía es joven. Crear entornos y experiencias positivas a la hora de manipular a tu rata y asociar las caricias con reforzadores hará que tu peluda se sienta cada vez más cómoda ante este tipo de interacciones y empiece a buscar activamente el contacto físico contigo.

Con paciencia, le puedes enseñar a permanecer sobre tu hombro o a saltar a tus manos, le puedes acostumbrar a ser cepillada o incluso a recibir un baño de vez en cuando. Eso sí, debes respetar sus límites y manipularla siempre con suavidad, pues es un animal muy pequeño al que podemos dañar sin querer si, por ejemplo, le agarramos de la cola o de una de sus patas.

Cuéntanos, ¿has descubierto que tu rata te quiere? SI no es así, ten presente que estás a tiempo de ganarte su confianza y reforzar vuestro vínculo poniendo en práctica todos nuestros consejos.

¿Cómo saber si tu rata te quiere? - 5. Permite que la manipules y se muestra cómoda en tus manos

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Cómo saber si tu rata te quiere?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Cuidados básicos.

Escribir comentario
Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 3
¿Cómo saber si tu rata te quiere?