Compartir

Cuidados de la tortuga acuática de orejas rojas

Por Eduarda Piamore, Técnica en psicología, educación y adiestramiento canino y felino. Actualizado: 23 febrero 2018
Cuidados de la tortuga acuática de orejas rojas

Ver fichas de Tortugas de agua

La tortuga acuática de orejas rojas (Trachemys scripta elegans) es una de las especies de reptiles que más se popularizó como mascota exótica en los últimos años. Sea por la practicidad de su mantenimiento, su apariencia exótica o la tranquilidad de su carácter, la "jicotea elegante" (como también es conocida) se tornó el animal de compañía preferido por muchos niños y adultos.

Aunque suelan ser muy resistentes y sencillas de mantener, también necesitan de cuidados específicos para preservar su buena salud. Si estás buscando una mascota compacta y curiosa, el Experto Animal te invita a conocer los cuidados de la tortuga acuática de orejas rojas.

También te puede interesar: Cuidados de una tortuga de orejas amarillas

Tortugas acuáticas de orejas rojas: taxonomía

Las tortugas de orejas rojas soncaracterizadas como tortugas de agua, pero conservan hábitos semiacuáticos. Pertenecen al orden de los Testidunes, que se caracterizan por el resistente caparazón que recubre sus órganos internos y de donde salen sus extremidades. Su género, Trachemys scripta, engloba más de 250 especies de tortugas pertenecientes a la familia Emydidae.

Su nombre científico es Trachemys scripta elegans, pero popularmente es conocida por múltiples denominaciones. Además de "tortuga de orejas rojas" y "jicotea elegante", también son llamadas "galápagos de Florida", por ser originaria de la región al sureste de Estados Unidos y al noreste de México. Y en algunos países, es conocida como "tortugas japonesas", gracias a la pequeña raya y las coloraciones laterales que delinean sus ojos.

Como demuestran alto potencial colonizador, llegando a ser una grave amenaza a las especies autóctonas y al equilibrio del ecosistema local, entraron en el Catalogo Español de Especies Exóticas Invasoras, aprobado por el Real Decreto 630/2013, con fecha de 2 de agosto.

Características anatómicas de la Trachemys scripta elegans

El caparazón de una tortuga de orejas rojas puede llegar a medir 30cm, pero el promedio es de 12 a 20cm, lo que genera un peso corporal alrededor de 250 gramos. Del caparazón, salen extremidades semipalmeadas que permiten a la tortuga nadar más fácilmente, y protegerse al retraerlas rápidamente para su interior.

Su estructura se divide en 2 secciones principales: la superior o dorsal; y la inferior o ventral. La sección dorsal es la principal y está conformada por diversas placas óseas. En ella, encontramos un escudo vertebral central, que suele mostrarse más levantado; los escudos costales en ambos lados del escudo central; y también un escudo marginal, que rodea integralmente el escudo costal. La sección dorsal, también llamada de plastrón, recubre la parte inferior (o baja) de la tortuga.

Se pueden observar diferentes colores y tonalidades en el caparazón de las tortugas japonesas, con rayas y manchas esparcidas por todo el escudo, que les permite camuflarse en la naturaleza. Cuando son jóvenes, suele predominar una tonalidad de "verde hoja", y al envejecer, el caparazón va oscureciendo hasta lograr tonalidades de oliva o marrón. Ya el plastrón se muestra siempre de color amarillo bien claro.

Una curiosidad sobre su anatomía, es que las tortugas de orejas rojas no poseen orejas (o cavidades timpánicas), y sí membranas muy pequeñas que les permiten tener buena audición. Su nombre deriva de las manchas de color rojizo que se localizan en los laterales de su cabeza, y se asemejan a pequeñas orejas rojas.

Cuidados de la tortuga acuática de orejas rojas - Características anatómicas de la Trachemys scripta elegans

Dimorfismo sexual y esperanza de vida de la tortuga de orejas rojas

Las tortugas de orejas rojas poseen un notable dimorfismo sexual, que se revela apenas en la edad adulta. Los machos son menores que las hembras, poseen uñas más largas en sus patas delanteras, y su plastrón tiene una forma cóncava. Además, el delineamiento de sus ojos tiene una coloración más intensa y llamativa que en las hembras.

La expectativa de vida de ambos sexos es calculada entre 25 y 40 años, pero puede ser reducida al vivir en cautiverio o al no tener una adecuada medicina preventiva.

Terrario para tortuga de orejas rojas

Las tortugas japonesas son una de las especies "de sangre fría", o sea, que necesitan utilizar factores del ambiente, externos a su organismo, para regular su temperatura corporal. Este mecanismo de termorregulación es llamado de poiquilotermia, y es practicado por la mayoría de los reptiles.

Gracias a esta característica orgánica, las tortugas japonesas llevan una vida "semiacuática". Pasan largos ratos en el agua, donde se alimentan e hidratan, pero también necesitan el contacto con la tierra y su calidez para mantener estable su temperatura corporal.

Por ello, al acondicionar el espacio ideal para nuestra tortuga, deberemos pensar en un estanque acuático de buen tamaño, de 120 x 60 x 45 cm como mínimo (según la Royal Society for the Prevention of Cruelty to Animals), para permitirle nadar, ejercitarse y fortalecer su organismo. Puedes encontrar diversos modelos en las tiendas de mascotas o hacer tú mismo un excelente acuaterrario casero para tu nueva mascota. Necesitaremos reservarle también un ambiente seco, de preferencia un jardín o patio con tierra y vegetación, donde nuestra mascota pueda recibir luz solar. O puedes optar por dividir su acuaterrario en dos partes: una húmeda (como una amplia piscina), y una seca (donde haya incidencia de luz artificial proveniente de una lampara).

Como son animales autóctonos de climas cálidos, tropicales y subtropicales, es importante poner mucha atención en la climatización de su ambiente. La temperatura ideal para el agua de su estanque deberá conservarse entre los 25º y 30ºC. Para lograr esta temperatura durante todo el año, puedes optar por los sistemas de calefacción que son muy utilizados en peceras. Además, será necesario controlar la temperatura ambiental de nuestro hogar durante los días más fríos del año, para evitar que descienda a menos de 24ºC.

Cuidados de la tortuga acuática de orejas rojas - Terrario para tortuga de orejas rojas

Alimentación de una tortuga de orejas rojas

En su hábitat natural, los galápagos de Florida mantienen una alimentación esencialmente omnívora, con algunas variaciones según las diferentes etapas de su desarrollo. Durante sus primeros 3 años de vida, experimentan el período de "primer maduración", donde el crecimiento es más intenso. Su dieta debe ser rica en proteínas animales, para favorecer el fortalecimiento de sus músculos y estructuras óseas. Sus principales fuentes proteicas son los pequeños crustáceos y pescados, además de lombrices y grillos. Cuando termina esta primera etapa, las tortugas disminuyen gradualmente la ingestión proteica, y se vuelven mayormente herbívoras por toda su vida adulta.

Si decidimos tener una tortuga de orejas rojas como mascota deberemos prestar mucha atención a sus necesidades nutricionales, y respetar este cambio alimentario característico de su desarrollo saludable. Puedes encontrar alimentos prefabricados en las tiendas para mascotas que trabajen con estas tortugas. Se trata de una mezcla balanceada que contiene verduras, proteínas (generalmente de pequeños pescados e insectos), vitaminas y minerales, como el calcio que es esencial para el mantenimiento de su caparazón. Esta es la mejor opción para garantizar las proporciones nutricionales adecuadas para conservar la salud de tu mascota. Pero también es importante incluir alimentos frescos en su alimentación.

En una dieta casera, podemos privilegiar la carne de pescado como su principal fuente proteica, ya que suele ser más fácil de encontrar y conservar. Pero también recomendamos ofrecerle pequeñas lombrices, que suelen ser comercializadas como carnada en tiendas de artículos para pesca. Un dato fundamental es que jamás debemos dar carne cocinada o condimentada a nuestra tortuga; su organismo está preparado para digerir la proteína cruda, en estado natural. La comida humana industrializada, salada y condimentada puede ocasionar serios trastornos en su tracto digestivo.

Ya como fuentes vegetales, debemos preferir ofrecerle algas marinas comestibles, que pueden ser encontradas en las tiendas de mascotas especializadas en tortugas marinas, y también en comercios que trabajen con ingredientes para comida japonesa (aquellas clásicas algas que utilizamos para hacer sushi). Si compramos las algas secas, tendremos que hidratarlas con agua antes de ofrecerlas a nuestra tortuga.

También podemos darle lechuga y hojas verdes (excepto espinaca), pero con moderación para evitar un efecto excesivamente laxante. Ya las frutas pueden representar apenas un 10% de la alimentación de una tortuga de orejas rojas, y debemos evitar ofrecerle frutas cítricas.

Alimentos prohibidos para la Trachemys scripta elegans

A continuación te mostramos algunos alimentos que es preferible evitar:

  • Frutas: evitar plátanos y cítricos; preferir peras, manzanas, sandia y melones.
  • Verduras: evitar espinaca, habas, champiñones, pimientos, batatas, calabaza, espárragos y remolacha.
  • Carnes: evitar carnes rojas y blancas con alto contenido de grasas.
Cuidados de la tortuga acuática de orejas rojas - Alimentos prohibidos para la Trachemys scripta elegans

¿Cómo alimentar correctamente una tortuga de orejas rojas?

Es fundamental conocer algunos hábitos alimentarios de las tortugas japonesas, para que su vida hogareña no represente un riesgo para su salud. A seguir te ofrecemos algunos consejos para alimentar correctamente a tu mascota:

  • Las tortugas japonesas solo deben ser alimentadas en el agua, ya que no producen naturalmente saliva. Al tragar el alimento, absorben también sorbos de agua que les ayuda a deglutir su comida.
  • La frecuencia alimentaria varía de acuerdo con las etapas de desarrollo que mencionamos anteriormente. Mientras están madurando, entre su nacimiento y sus primeros 3 años, deben ser alimentadas 3 veces al día. Pero cuando alcanzan su edad adulta, la frecuencia debe ser reducida a apenas 1 vez al día. Es importante reducir progresivamente la ingestión de alimentos de nuestra tortuga; para ello, podemos ofrecerle 2 refecciones diarias por 2 semanas, cuando alcance sus 3 años de vida, y entonces reducir a 1 refección apenas.
  • Es preferible ofrecerle su alimento en un estanque distinto al que habita, ya que las tortugas suelen generar muchos restos mientras comen. Así, logramos disminuir la frecuencia con que necesitamos cambiar el agua de su acuaterrario, y evitamos contaminaciones.

Medicina preventiva de una tortuga acuática de orejas rojas

La principal causa de enfermedades en las tortugas de orejas rojas es la higiene deficiente de sus estanques acuáticos. Los restos de alimentos, sumados a los excrementos de las tortugas, favorecen la proliferación de bacterias, hongos y diferentes microorganismos en el hábitat artificial de nuestra mascota. Por ello, el primer cuidado preventivo para conservar la buena salud de tu tortuga es cambiar semanalmente el agua de su hábitat y realizar una limpieza reforzada de todo el estanque, por lo menos, 1 vez a cada 2 meses. Puedes utilizar agua tibia y jabón neutro para higienizar, evitando los productos químicos corrosivos. No olvides que la exposición al sol es también muy importante.

La alimentación desequilibrada también figura entre las principales causas patológicas en las tortugas. La falta de nutrientes debilita su sistema inmunológico, dejándolas expuestas a diversas enfermedades. Además, la ingestión de alimentos tóxicos o contraindicados puede provocar graves trastornos digestivos y envenenamiento. Entonces, nuevamente reforzamos la necesidad de cuidar de la dieta diaria de tu mascota.

Si observas que el caparazón de tu tortuga presenta manchas emblanquecidas, fisuras o parece desgastado (como si perdiera color), no dudes en consultar rápidamente un veterinario especializado. Muy probablemente, tu mascota sufre de deficiencia de calcio o de vitamina A, lo que perjudica su estructura ósea y la pigmentación de su caparazón, y también puede debilitar su salud.

Las tortugas también pueden desarrollar problemas oftalmológicos, respiratorios y digestivos de forma asintomática. Por ello, los cuidados de una tortuga de orejas rojas deben incluir necesariamente visitas periódicas a un veterinario especializado en dichos animales. Al igual que un perro o un gato, tu tortuga también requiere una adecuada medicina preventiva para conservar su buena salud.

Cuidados de la tortuga acuática de orejas rojas - Medicina preventiva de una tortuga acuática de orejas rojas

Si deseas leer más artículos parecidos a Cuidados de la tortuga acuática de orejas rojas, te recomendamos que entres en nuestra sección de Cuidados básicos.

Escribir comentario sobre Cuidados de la tortuga acuática de orejas rojas

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
4 comentarios
Su valoración:
Juan José
muy buena informacion y completo gracias
sofiaa
holaaa muchas gracias por la info tengo una de estas es muy regalona jajaj.
chella521
también quería comentar si tiene que ver que el agua este fria
chella521
yo tengo una de estas tortugas quisiera saber si en invierno ellas dejan de comer? la mía comía reptomin ella media como 5pulgadas me la regalaron hace como tres años después ya no quiso esa comida,y le compré unas bolitas después también ya no quiso,y traté gusanitos ahora noviembre 2017y le volví a $ a $reptomin los palitos más grandecitos, medió los comió pero no quiere,pues le acabo de $ fluker's Medley treat viene mix pero creo los que le gustan son los camaroncitos que también trae ella ya debe comer camaroncitos?
Eduarda Piamore
Hola, Chella. Muchas gracias por tu comentario. Vamos a dividir en 2 tu pregunta. Primero, sobre la falta de apetito o preferencia alimentaria de tu tortuga. Y luego, respecto a dejar de comer con la llegada del frío.
1- Sobre la falta de apetito: las tortugas suelen tener un apetito naturalmente muy bien desarrollado y les agrada una dieta variada. Las tortugas de orejas rojas pueden comer gusanos, lombrices, pescados y camarones pequeños, pero siempre deben ser alimentadas en el agua. Si nuestra tortuga demuestra falta de apetito o rechaza algún alimento, lo más importante (e inmediato) es consultar un veterinario especialista en tortugas (o en reptiles en general). Tu tortuga puede estar sufriendo de estreñimiento u otro disturbio digestivo que ocasionar la perdida de apetito o de interés por su comida. O puede ser que haga falta un equilibrio en su dieta, incluyendo alimentos frescos para mejorar su apetito. Mi recomendación más sincera es que lleves tu mascota a una clínica veterinaria especializada rápidamente. El veterinario podrá revisar el estado de salud de tu tortuga y indicarte una alimentación de acuerdo a sus necesidades especificas.
2- Sobre dejar de comer en el frío: ciertas especies de tortugas pueden hibernar con la llegada del invierno. En estos casos, además de dejar de comer, podrás observar que tu tortuga deja de moverse para gastar lo mínimo de energía posible y mantener su organismo estable durante los días más fríos. Si quieres saber más sobre la hibernación, te recomiendo leer nuestro artículo "Qué es la hibernación y que animales hibernan": https://www.expertoanimal.com/que-es-la-hibernacion-y-que-animales-hibernan-23113.html
En realidad, la hibernación es un mecanismo natural que algunas especies desarrollaron para sobrevivir a los cambios climáticos y ambientales que suceden durante en invierno. Si queremos evitar que nuestras tortugas hibernen, debemos mantener el agua de su estanque y nuestro hogar con temperaturas entre 24ºC y 26ºC. Para conservar el agua del estanque siempre en la temperatura adecuada, lo ideal es preferir un buen sistema de calefacción, que suelen ser muy utilizados en los acuarios. Puedes encontrarlos en las tiendas de mascotas que trabajan con peces, tortugas y otros animales marinos.

Espero haberte ayudado, Chella. Cualquier otra duda o comentario, estaré contenta en contestarte.
Saludos!

Cuidados de la tortuga acuática de orejas rojas
1 de 5
Cuidados de la tortuga acuática de orejas rojas

Volver arriba