menu
Compartir

¿Los perros pueden comer gelatina?

 
Por Cristina Pascual, Veterinaria. 30 diciembre 2022
¿Los perros pueden comer gelatina?

Ver fichas de Perros

La gelatina es un alimento ampliamente utilizado en la industria alimentaria debido a sus propiedades gelificantes. En el mercado, encontramos multitud de productos que incluyen la gelatina en su lista de ingredientes pero, ¿se trata de un alimento apto para los perros? Si quieres descubrirlo, no dudes en acompañarnos en el siguiente artículo de ExpertoAnimal, en el que hablaremos sobre si los perros pueden comer gelatina o no.

También te puede interesar: ¿Los perros pueden comer higos?

¿La gelatina es buena para los perros?

La gelatina es un producto proteico obtenido mediante la hidrólisis parcial del colágeno (una proteína que se extrae de los huesos, pieles, tendones y nervios de los animales). El colágeno en sí es insoluble, sin embargo, cuando se somete a un tratamiento de hidrólisis, se convierte en gelatina, un producto soluble, gelificante o no, que se utiliza en la industria alimentaria debido a su gran versatilidad funcional.

La gelatina entendida como “gelatina neutra” (aquella que se comercializa habitualmente en láminas o en polvo) es un producto apto para los perros, puesto que no contiene ninguna sustancia que resulte tóxica para su organismo. Pero, ¿todas las gelatinas son adecuadas para los perros? ¿Es cierto que los perros pueden comer gelatina de humanos o que los perros pueden comer gelatina de uva, de limón o de sabor? Vamos a descubrirlo.

¿Todas las gelatinas son aptas para perros?

En los supermercados es habitual encontrar postres gelificados de sabores, que además de gelatina, contienen otros ingredientes como azúcares, edulcorantes, aromas, colorantes y otros muchos aditivos. Al contrario que la gelatina neutra, este tipo de gelatinas de sabores no son aptas para el consumo animal, puesto que contienen diversos ingredientes que pueden resultar perjudiciales para la salud de las mascotas.

Y, ¿qué hay las gelatinas de sabores “sin azúcar”? ¿Los perros pueden comer gelatina sin azúcar? Lo cierto es que tampoco. Este tipo de productos suelen sustituir el azúcar por edulcorantes, los cuales tampoco son recomendables para nuestros canes. De hecho, algunos como el xilitol resultan altamente tóxicos para su organismo.

En definitiva, podemos concluir que los perros pueden comer gelatina neutra sin sabor, pero por el contrario, todos los preparados gelificados, contengan azúcar o no, no son adecuados para ellos.

Beneficios de la gelatina para los perros

En este apartado vamos a hablar sobre los beneficios que ofrece la gelatina para los perros, entendiendo como tal a la gelatina neutra.

  • La gelatina es un alimento con alto contenido en proteína, de hecho, se encuentra en la lista de los alimentos más proteicos, pues cuenta con 84 gramos proteínas por cada 100 gramos de producto. Sin embargo, es importante señalar que la proteína de la gelatina tiene un valor biológico bajo, puesto que no contiene una gran proporción de aminoácidos esenciales (aquellos aminoácidos que el organismo no puede sintetizar por sí mismo, y que tienen que ser consumidos a través de la dieta). Es decir, el aporte de gelatina por sí solo no logra cubrir las necesidades proteicas de los animales, sino que para cubrir estos requerimientos y garantizar el aporte de todos los aminoácidos esenciales, es necesario combinar este alimento con otras proteínas de mayor valor biológico (como la carne, el pescado, el huevo, etc.).
  • Su elevado contenido en colágeno ayuda a mantener la elasticidad de la piel, fortalece el pelaje y las uñas, y mantiene en buen estado las articulaciones de los perros. Si te interesa esto último, en este otro post hablamos de la Alimentación para perros con problemas articulares.
  • No contiene grasas ni carbohidratos, lo que hace que su contenido calórico sea muy bajo. Esto permite incluir la gelatina en la dieta de los perros sin que suponga un incremento del valor calórico de su ración, lo cual resulta especialmente interesante en perros obesos o con tendencia al sobrepeso
  • Cuando la gelatina coagula, se forma una estructura tridimensional denominada gel, que retiene en su interior una gran cantidad de líquido (agua o cualquier otro líquido con el que se hidrate la gelatina). Por ello, el aporte de gelatina contribuye a mantener el nivel de hidratación del organismo. Esta característica puede resultar especialmente útil para mantener correctamente hidratados a los perros que tienden a beber poca agua, o para garantizar la hidratación en épocas de calor.
  • Además, la gelatina aporta una pequeña cantidad de sales minerales, como calcio, zinc, potasio y magnesio.

¿Cómo dar gelatina a mi perro?

Como hemos visto en este artículo, la única gelatina que los perros pueden consumir es la gelatina neutra. Para aportar este tipo de gelatina, la mejor opción es que prepares de forma casera tus propias gelatinas para perros.

Si habitualmente alimentas a tu perro con una dieta casera, ocasionalmente puedes optar por ofrecer la ración en forma de gelatina. Para ello, cocina los ingredientes como lo hagas habitualmente y trocéalos. Paralelamente, mezcla la gelatina neutra con caldo de carne, de pollo o de verduras (siempre sin sal). La cantidad de líquido que debes añadir vendrá especificada en el envase de la gelatina. A continuación, combina los ingredientes con la mezcla de caldo y gelatina, coloca la mezcla en un molde del tamaño de una ración e introdúcelo en el frigorífico hasta que la mezcla coagule. De esta manera, podrás ofrecerle a tu perro su ración habitual (con el mismo valor nutricional y el mismo valor calórico), pero de forma fría y con una textura diferente. Esta opción puede ser especialmente útil en verano, puesto que nos permite refrigerar a nuestros canes y aportar un extra de hidratación con el propio alimento.

Otra opción es preparar gelatina de perros en forma de premios. Para ello, debes hidratar la gelatina con caldo de carne, de pollo o de verduras (sin sal), siguiendo las instrucciones del fabricante. Una vez hidratada, coloca la mezcla en una cubitera o en moldes pequeños y deja que coagule en el frigorífico. Si lo prefieres, puedes añadir a la mezcla otros ingredientes que sean del agrado de tu perro (como pollo desmenuzado o trocitos de carne), para hacer los premios más atractivos.

En este vídeo mostramos las mejores frutas para perros que podrás emplear para la elaboración de premios:

Dosis de gelatina para perros

Como hemos visto, la gelatina es un alimento que aporta proteínas, algunos minerales, y ayuda a mantener el nivel de hidratación del organismo. Sin embargo, por sí misma no tiene un gran valor nutricional, puesto que apenas aporta calorías y el valor biológico de sus proteínas es bajo. Por ello, aunque la gelatina sea un alimento apto para los perros, no necesariamente debe formar parte de su dieta habitual.

Se puede usar ocasionalmente para ofrecer los premios o la ración diaria con una textura y una temperatura diferente, pero no con el objetivo de enriquecer nutricionalmente la ración. Recuerda que el uso de la gelatina puede ser especialmente útil en los días calurosos, ya que aportar el alimento o los premios en forma de gelatina ayuda a refrigerar a nuestros canes y, además, contribuye a mantener su hidratación.

¿Los perros pueden comer gelatina? - Dosis de gelatina para perros

Efectos secundarios de la gelatina para perros

En principio, el aporte de gelatina neutra en la forma que hemos descrito en este artículo no tiene por qué resultar perjudicial para el organismo de los perros.

Sin embargo, el consumo de gelatinas de sabores y otro tipo de productos gelificados, destinados al consumo humano, sí que puede resultar negativo para nuestros perros. Estos productos suelen contener elevados niveles de azúcar, que en los perros favorecen la aparición de alteraciones gastrointestinales, obesidad, diabetes, etc. También es habitual que estos productos contengan edulcorantes, aromas, colorantes y otros aditivos que, en general, son poco recomendables para la dieta de los perros. De hecho, edulcorantes como el xilitol resultan altamente tóxicos para los perros, pudiendo ocasionar en ellos cuadros de intoxicación graves, con vómitos, hipoglucemia, pérdida de consciencia, convulsiones, etc.

 

Contraindicaciones de la gelatina para perros

Aunque la gelatina sea un alimento apto para los perros, existen ciertas situaciones en las su administración puede resultar contraproducente:

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Los perros pueden comer gelatina?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Dietas caseras.

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
¿Los perros pueden comer gelatina?
1 de 2
¿Los perros pueden comer gelatina?

Volver arriba