Compartir

Malta para perros - Usos y dosis

 
Por María Besteiros, Auxiliar técnico veterinario y peluquera canina y felina. 29 enero 2021
Malta para perros - Usos y dosis

Ver fichas de Perros

Es posible que hayas oído hablar de la malta, una pasta que se les da a los gatos, muchas veces poniéndosela directamente en una de sus patas delanteras, para ayudarles a eliminar las bolas de pelo. Pero en este artículo de ExpertoAnimal no vamos a hablar de la malta para los gatos, sino de malta para perros.

Aunque es menos conocido el uso de la malta para perros, estamos ante un producto que también puede ser consumido por los canes. A continuación, explicamos para qué dársela y de qué manera.

También te puede interesar: Malta para conejos - Usos y dosis

¿Qué es la malta?

La malta se define como un suplemento o complemento alimenticio que facilita el tránsito intestinal, mostrando un efecto laxante ligero que va a propiciar la eliminación adecuada de las heces. Su aspecto es el de una pasta de un color marrón más o menos oscuro. Esta coloración se debe al proceso de malteado al que se somete la cebada y que consta de tres pasos, que son la germinación, el secado y, por último, el tueste.

La malta para perros puede darse a ejemplares de todas las edades, razas y tamaños, lógicamente ajustando la dosificación. Es un producto que no necesita receta veterinaria y es posible adquirir en cualquier clínica o establecimiento especializado en animales de compañía, pero sí conviene que se la ofrezcamos al perro siguiendo siempre las recomendaciones del profesional.

¿Para qué sirve la malta para perros?

La malta se asocia con las bolas de pelo. Los gatos pasan buena parte de su tiempo despiertos autoacicalándose, acción en la que ingieren cantidades considerables de pelo. En ocasiones, este pelo se une con los restos de los alimentos y los jugos gástricos y llega a formar bolas que el gato no siempre es capaz de expulsar por sí mismo. Para evitar estas formaciones es habitual darle malta de manera regular, con mayor o menor frecuencia en función de las características de su manto.

Pero es bien conocido que los perros no tienen las mismas costumbres higiénicas que los gatos, es decir, no se van a asear lamiéndose una y otra vez el pelo durante horas y, si lo hacen, es motivo de consulta veterinaria. Por lo tanto, a ellos no se les pautan raciones de malta como costumbre, lo que no quiere decir que no la puedan necesitar alguna vez.

Así, en esta especie la malta se empleará puntualmente para el tratamiento y la prevención de algunos trastornos digestivos. Un ejemplo de uso de malta en perros es un trastorno tan sencillo como el estreñimiento, siempre que este sea ligero y tengamos claro que ese es el problema. De lo contrario, no solo no lo resolvería, sino que, además, retrasaría su diagnóstico y su solución, pudiendo acabar causando complicaciones.

Por lo tanto, si nuestro perro padece de estreñimiento confirmado por el veterinario, darle malta de vez en cuando actuará como preventivo para ayudarle a evacuar, es decir, como un remedio casero contra el estreñimiento en perros, lo mismo que otras medidas como aumentar su hidratación, su actividad física o incrementar la fibra de su dieta. Es decir, actuaremos antes de que vuelva a sufrir un episodio de estreñimiento. Igualmente puede servirle la malta si un día notamos que le cuesta defecar. En cambio, la malta no puede solucionar un estreñimiento grave o prolongado.

Malta para perros - Usos y dosis - ¿Para qué sirve la malta para perros?

¿Cómo escoger una malta para perros?

En primer lugar, tenemos que escoger una malta para perros. Es sencillo y, de hecho, hay malta de gatos para perros, es decir, sirve la misma para ambas especies. Busca que sea natural. La encontrarás compuesta solo por extracto de malta, que sería lo más recomendable, pero otras marcas contendrán diferentes ingredientes, como:

  • Levadura de cerveza.
  • Lecitina de soja.
  • Vitaminas.
  • Antioxidantes.
  • Prebióticos.

En cualquier caso, rechaza la presencia de azúcares, colorantes y conservantes. Sin embargo, en caso de estreñimiento también puedes optar por buscar laxantes para perros.

Dosis de malta para perros

En cuanto a su administración, cada fabricante indicará unas instrucciones de uso que nos dirán qué cantidad hay que darle al perro y cada cuánto.

Pero siempre hay que contrastar esta información con el veterinario, ya que es este profesional quien tiene la última palabra a la hora de darle cualquier producto al perro, aunque se trate de un complemento que no requiere receta. Ten en cuenta que un exceso de malta podría provocar descomposición o diarrea.

¿Cómo dar malta a un perro?

Suele ser muy sencillo administrar la malta para perros. Tanto o más que en los gatos. Normalmente basta con que le acerques a tu perro la cantidad suficiente para que, sin más, se la coma. También se le puede poner la dosis sobre su comida, si por alguna circunstancia no quiere ingerirla sola. En este caso, es posible que la acepte mejor mezclada con comida húmeda o casera en vez de añadida al pienso.

Por último, ten en cuenta que la malta cuenta como un premio, por lo que habrá que ajustar la ración de comida para que el perro no exceda las calorías recomendadas por día. Este aspecto es especialmente importante en perros con problemas de sobrepeso.

Malta para perros - Usos y dosis - ¿Cómo dar malta a un perro?

Este artículo es meramente informativo, en ExpertoAnimal.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Malta para perros - Usos y dosis, te recomendamos que entres en nuestra sección de Problemas intestinales.

Bibliografía
  • Carlson y Giffin. 2002. Manual práctico de veterinaria canina. Madrid. Editorial el Drac.

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?

Malta para perros - Usos y dosis
1 de 3
Malta para perros - Usos y dosis

Volver arriba