Mi perro no duerme por las noches

Mi perro no duerme por las noches

Un problema muy común son los perros que no dejan dormir a sus dueños. Bien porque tienen insomnio o porque lloran, especialmente cuando son cachorros.

Para poder solucionar los problemas que tiene tu mascota para conciliar el sueño primero hay que identificar de donde viene el conflicto. Hay que averiguar que quita el sueño a nuestro perro.

No obstante, no te preocupes. No solo te vamos a explicar por qué tu perro no duerme por las noches, si no que desde ExpertoAnimal también te vamos a dar las claves para solucionarlo. ¡Sigue leyendo!

Por qué tu perro no duerme

Aunque son muchos los factores que pueden afectar al insomnio de tu perro, en este apartado vamos a hacer un resumen de los más comunes:

  • Ruidos: al igual que te ocurriría a ti. Un exceso de ruidos, petardos o una tormenta de rayos puede desvelar a tu perro.
  • Problemas de salud: tu perro no puede hablar y decirte si le duele algo. Si ves que tu mascota pierde el sueño de manera repentina puede ser que algo le moleste o le duela. Acude al veterinario para descartar que el insomnio se deba a una enfermedad.
  • Frío o calor: cualquier exceso puede afectar a tu perro para que no duerma. Por ello, piensa bien dónde vas a ubicar la cama de tu mascota. Por supuesto, la humedad también influye. Descubre algunos consejos para ayudar a mi perro a refrescarse.
  • Exceso de comida: Una cena excesiva o a deshora puede provocar una digestión pesada a tu mascota. Intenta siempre dar la cena al menos una hora antes de que toque irse a dormir. Un buen consejo sería repartir la comida diaria del perro en dos o tres tomas, de esta forma le ayudaremos a estar saciado más tiempo y a no tener digestiones pesadas.
  • Falta de ejercicio: Un punto muy importante para conseguir la felicidad de un perro es el ejercicio. Si tu mascota no sale lo suficiente, estará nervioso, inquieto e intranquilo. Malos adjetivos para estar hablando de conciliar el sueño. Si crees que este puede ser el problema principal no dudes en visitar cuántas veces hay que pasear a un perro o ejercicio para perros adultos.

Cómo puedes ayudar a dormir a un cachorro

Es muy habitual que un cachorro tenga problemas para dormir. Intenta ponerte por un segundo en su situación. Acaban de separarle de su madre, está en un entorno que no conoce y con personas extrañas, ¿tú cómo te sentirías? Especial importancia tiene este punto si han separado al perro demasiado pronto. Nunca se debe separar a un cachorro de su madre antes de los 2 meses. Su salud física y psíquica se pueden ver afectadas.

La primera regla importante para conseguir que tu cachorro duerma profundamente es mantener una rutina. Establece un horario de paseos, juegos y comidas y respétalo a rajatabla. Una vida ordenada genera mucha tranquilidad en el perro.

El cachorro debe tener su espacio, su zona. Lo ideal sería que fuese un refugio, es decir, una pequeña casita. En cualquier tienda especializada puedes encontrar casetas con suelos acolchados. No obstante, también puedes preparar tú mismo una buena cama.

Un cachorro es todo energía. Asegúrate que hace el ejercicio necesario y agota toda esa energía que tiene dentro. La primera semana pon cerca de su guarida un reloj del que se escuche el tic tac. El sonido tranquilizará a tu cachorro ya que le recordará a los latidos del corazón de su madre.

Calienta con un secador la cama antes de que el perro se eche. También puedes poner una bolsa de agua caliente. Ese calorcito relajará al perro y le ayudará a conciliar el sueño.

  • Ojo: hay personas que colocan una manta eléctrica bajo la cama. Es una buena idea siempre que tomemos precauciones. Debes garantizar 100% que el perro no puede acceder al cable así como tampoco tendrá un contacto directo con la propia manta eléctrica. Mejor aísla la manta con una toalla.

En los primeros días es normal que el cachorro llore. Aunque te cueste, no acudas a buscarle constantemente. El cachorro relacionará que llorando consigue tu atención. Recuerda que esta etapa es algo complicada pues debemos enseñar al cachorro cómo comportarse y será fundamental que las pautas que sigamos sean las mismas de todos los miembros de la familia.

Cómo hacer que mi perro se duerma

Un perro duerme unas 13 horas diarias, unas 8 ó 9 por la noche. El resto de horas son siestas que se echa durante el día. Si has descartado que tu perro tiene un problema de salud y no concilia el sueño, revisa los siguientes puntos:

  • Sitio: ¿El lugar dónde duerme el perro es adecuado? Si duerme en una cama, prueba a construirle un refugio. Al igual que en el caso del cachorro, una guarida le proporcionará tranquilidad. Seguro que así concilia el sueño antes.
  • Ejercicio: Es fundamental. Si tu perro no ha sacado toda la energía que tiene dentro es imposible que duerma. De hecho, el problema no es solo que no duerma. Una mascota que no realiza el ejercicio necesario es una mascota infeliz e insana que puede sufrir mucho estrés.
  • La cena: Recuerda dar la última comida del día bastante antes de que llegue la hora de irse a dormir. Una mala digestión quita el sueño a cualquiera.
  • Rutinas: ¿Sacas tu perro siempre a las mismas horas? No hay nada peor para un perro que una falta de rutina. Cualquier cambio en la vida de tu mascota debe hacerse muy poco a poco.
  • Ruidos: ¿Te has parado a pensar si donde duerme el perro hay ruido? A lo mejor no lo has percibido, pero la zona escogida no es adecuada porque llegan ruidos de la calle o algo que hace que tu perro se ponga nervioso.

Al igual que explicábamos con el cachorro, un buen truco es calentar la cama del perro antes de que se vaya a acostar. Si ves que con todos estos cambios, tu perro sigue sin dormir, visita a un especialista en comportamiento animal.

Si deseas leer más artículos parecidos a Mi perro no duerme por las noches, te recomendamos que entres en nuestra sección de Cuidados extra.