Compartir

Otohematoma en perros - Causas, tratamiento y remedios

Por María Besteiros, Auxiliar técnico veterinario y peluquera canina y felina. 29 abril 2019
Otohematoma en perros - Causas, tratamiento y remedios

Ver fichas de Perros

El otohematoma en perros es un problema muy común y no es extraño que los perros lo presenten en algún momento de su vida. El otohematoma, como su propio nombre indica, consiste en un acúmulo de sangre en la oreja que puede deberse a diferentes causas. Es muy importante que tengamos en cuenta que este trastorno va a necesitar tratamiento veterinario siempre.

En este artículo de ExpertoAnimal hablaremos del otohematoma en perros, las causas más comunes que lo provocan, el tratamiento que requiere y muchas otras curiosidades de este problema de salud. Cabe señalar que Un otohematoma que se deje sin tratar acabará deformando la oreja de manera permanente.

Mi perro tiene una oreja hinchada

Las causas más habituales que pueden explicar que a nuestro perro se le inflame una oreja son los abscesos y los otohematomas. En este artículo nos centraremos en los otohematomas en perros. Si queremos saber qué hacer cuando se inflama una oreja de un perro, la respuesta pasa siempre por acudir al veterinario. Este profesional es quien va a distinguir si la acumulación que causa la hinchazón se debe a una acumulación de pus o sangre. Del diagnóstico va a depender el tratamiento.

¿Qué es el otohematoma en perros?

Un hematoma consiste en la acumulación de sangre bajo la piel, en este caso de la oreja. Es habitual que su origen sean sacudidas fuertes de la cabeza o rascados insistentes de los pabellones auditivos. Ambos signos suelen indicar la presencia de alguna afección de oído que le está causando picor al perro. Para solucionar el otohematoma es básico que el veterinario descubra esta causa subyacente y la trate.

Los síntomas del otohematoma son muy evidentes. Veremos que el animal se rasca la oreja afectada y sacude la cabeza. Además, esa oreja estará inflamada y caliente. No debemos retrasar la visita al veterinario porque, de lo contrario, el cuadro empeorará y un otohematoma sin tratar podría dejar la oreja deformada de manera permanente.

Otohematoma en perros - Causas, tratamiento y remedios - ¿Qué es el otohematoma en perros?
Imagen: de AICARDO ARISTIZABAL en YouTube

Causas de otohematoma en perros

Como hemos dicho, detrás de un otohematoma suele haber algún trastorno en el oído que le produce al perro un picor considerable. Los ácaros en las orejas del perro, cuerpos extraños o infecciones pueden actuar como desencadenantes del otohematoma. Si el perro golpea repetidas veces el pabellón auditivo con fuerza, la acción de su pata o los golpes de la oreja contra su cabeza o cualquier objeto pueden causar una herida en su interior. Esto provoca un sangrado que se acumula, formando el otohematoma.

Así, además de resolverlo, el veterinario tendrá que examinar el oído con el otoscopio en busca del origen del picor. Descubierta la causa podrá pautar el tratamiento adecuado. Un cuerpo extraño se extraerá, las infestaciones por ácaros requieren de acaricidas, mientras que las infecciones bacterianas necesitarán antibióticos. También pueden prescribirse antiinflamatorios y, siempre, se va a necesitar una buena higiene de las orejas del perro.

Tratamiento para otohematomas en perros

Si nuestro perro está sufriendo un otohematoma es imprescindible que lo tratemos. No solo por las molestias que le está causando sino porque, de lo contrario, la oreja podría quedar deformada irreversiblemente.

Para saber cómo curar un otohematoma en perros lo primero que tenemos que tener en cuenta es que, en estos casos, no nos van a servir los remedios caseros. Y esto es así porque, además de emplear fármacos en función de la causa subyacente, el otohematoma requiere siempre una intervención veterinaria, ya que es imprescindible extraer la sangre. Lo explicaremos con más detalle en el apartado siguiente.

Si dejamos el otohematoma sin tratar puede que la sangre se reabsorba sola pero, al hacerlo, afectará a la conformación de la oreja. Externamente la veremos como si hubiese encogido. No es solo un problema estético ya que la posición y los movimientos de las orejas forman parte de la comunicación entre los perros.

Debemos recordar a los cuidadores que no deben administrar antibióticos para otohematoma en perros, salvo recomendación expresa del veterinario. Los antibióticos no siempre son imprescindibles en estos casos, no van a disolver el otohematoma y nos arriesgamos a complicar el cuadro y a crear resistencias.

Otohematoma en perros - Causas, tratamiento y remedios - Tratamiento para otohematomas en perros

Cirugía de otohematoma en perros

Ante un otohematoma el veterinario puede optar por vaciar la sangre acumulada con jeringa y aguja. Lo que pasa es que este procedimiento no resulta curativo por sí solo en un número significativo de casos. Por eso es posible que tengamos que decidirnos por una cirugía. El veterinario, en función del caso, decidirá la técnica más adecuada. Lo básico es permitir el drenaje de la sangre y mantener la piel estirada, todo ello con el objetivo de evitar nuevas acumulaciones.

A veces se hace una incisión para drenar y se retira un fragmento de piel para dejarla abierta y que pueda drenar. Así cerrará por segunda intención. También se pueden dar puntos para mantener la piel bien pegada y que no se repitan los acumulos. En ocasiones se colocan unas esponjas que absorben los líquidos. Es importante utilizar un collar isabelino para evitar que el perro se pueda rascar la oreja y, por supuesto, seguir el tratamiento que nos haya pautado el veterinario hasta su conclusión.

Prevención de otohematomas en perros

Para prevenir que en la oreja de nuestro perro llegue a formarse un otohematoma es conveniente que, con regularidad, examinemos sus oídos y mantengamos una higiene correcta. Está contraindicado arrancar los pelos que se encuentran en el interior del oído ya que, al contrario de lo que se cree, estaríamos favoreciendo la aparición de infecciones.

Por supuesto, ante el primer síntoma de problemas en las orejas debemos acudir al veterinario para que diagnostique y trate. Si permitimos que el perro sienta picor, se rascará y sacudirá, de forma que es más probable que se produzca el traumatismo que va a causar el otohematoma.

Otohematoma en perros - Causas, tratamiento y remedios - Prevención de otohematomas en perros

Este artículo es meramente informativo, en ExpertoAnimal.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Otohematoma en perros - Causas, tratamiento y remedios, te recomendamos que entres en nuestra sección de Otros problemas de salud.

Escribir comentario sobre Otohematoma en perros - Causas, tratamiento y remedios

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
Ana
Quiero saber que es el sunn en los perros no se como se escribe esta palabra
María Besteiros
Hola, si te refieres al shunt hepático en este artículo tienes información: https://www.expertoanimal.com/insuficiencia-hepatica-en-perros-sintomas-y-tratamiento-23756.html
Un saludo.
Ana
En verdad se lo que es, yo tengo ese problema con mi perro lo tiene me dicen que lo opere pero no me Dan segurida se puede morir con la anestésia también se me pone en un precio que no puedo pagar mi perro tiene 4 años y dice es de nacimiento unos me dice que no opere por favor podrían decirme algo mi perro es mi vida muero por el gracias
María Besteiros
Tanto operar como decidir no hacerlo tienen sus ventajas y sus inconvenientes. El veterinario que trata al perro y conoce sus circunstancias y su historia clínica es quien mejor puede valorar y decidir. Además, está capacitado para resolver cualquier duda.

Otohematoma en perros - Causas, tratamiento y remedios
Imagen: de AICARDO ARISTIZABAL en YouTube
1 de 4
Otohematoma en perros - Causas, tratamiento y remedios

Volver arriba