Compartir
Compartir en:

Por qué mi gato maúlla mucho

Valoración: 4,5 (100 votos)
7 comentarios
2 veces compartido
 
Por qué mi gato maúlla mucho

Ver fichas de Gatos

El maullido es la forma que tiene nuestro gato de comunicarse con nosotros, de captar nuestra atención e intentar decirnos que necesita algo, ¿pero qué? En este artículo de ExpertoAnimal queremos dar respuesta a esta pregunta y ayudarte a identificar la causa que provoca que tu peludo compañero no pare de maullar.

En la mayoría de ocasiones, escuchar a nuestra mascota e intentar comprenderla puede ser la clave para identificar una dolencia, patología o cuidados inadecuados por nuestra parte. Sigue leyendo y descubre por qué tu gato maúlla mucho para empezar a poner solución y obtener un animal feliz y equilibrado.

También te puede interesar: ¿Por qué mi gato babea mucho?

El cachorro y los maullidos

Cuando separamos a un gatito de su madre y sus hermanos, lo más probable es que maúlle de forma frecuente durante los primeros días en nuestro hogar. No lo hace porque no esté siendo bien atendido, el motivo que da respuesta a este comportamiento es mucho más simple. Desde su nacimiento el cachorro de gato está acostumbrado a maullar cuando se aleja de su madre para que ella pueda encontrarlo rápidamente.

Al adoptarlo, experimenta la misma sensación de separación y, por ende, acude al maullido para llamar a su progenitora. Para que esta separación sea lo menos dura posible y el pequeño se desarrolle correctamente, lo más recomendable siempre es que los gatitos permanezcan con su madre hasta alcanzar los dos meses de vida.

Como ves, que un cachorro maúlle los primeros días que está con nosotros es totalmente normal. En este sentido, lo que debes hacer es intentar que tu pequeño compañero se adapte a su nueva vida lo antes posible, proporcionándole los cuidados básicos que necesita y ofreciéndole todo tu cariño. Eso sí, siempre sin consentirlo o mimarlo en exceso, pues para obtener un felino feliz, sano y equilibrado no es necesario proporcionarle todos los caprichos que pide. Debemos educarlo.

Maullidos por dolor

Que un cachorro maúlle en varios momentos del día cuando lo acabamos de adoptar es completamente normal, pero cuando lo hace un felino adulto es cuando debemos pararnos a escuchar, observar y averiguar por qué maúlla.

Si observamos que nuestro felino ha empezado a maullar mucho de manera repentina, lo primero que debemos hacer es comprobar si lo hace porque siente algún tipo de dolor. Para ello, tendremos que palpar con mucha suavidad todas las zonas de su cuerpo y observar su reacción, si se queja cuando tocamos una determinada parte habremos encontrado la respuesta y deberemos acudir al veterinario de inmediato. Por otro lado, siempre que presenciemos un golpe o caída, aunque a simple vista no se aprecien daños físicos, es posible que sí se produzcan consecuencias internas que pueden ser graves o leves. Por ello, resulta tan importante llevar a nuestra mascota al veterinario nada más producirse el golpe. En la mayoría de casos, los daños internos acostumbran a manifestarse días después del golpe.

Si tras palpar a tu gato no reacciona pero continúa maullando, deberás observar todos sus movimientos y comportamientos para analizar si presenta otros síntomas, como falta de apetito, decaimiento, vómitos, diarrea, pérdida de pelo, etc. En caso de manifestar cualquier otro síntoma, es posible que tu felino sufra alguna enfermedad que solo un especialista puede diagnosticar y tratar.

Por estrés

De la misma forma que los perros emiten distintos tipos de ladridos en función de lo que quieran decir con ellos, los gatos también tienen varios maullidos dependiendo de la causa que los provoque. ¿Has intentado llevar a tu gato al veterinario y ha empezado a retransmitir un maullido grave, fuerte y largo? Esta es la reacción típica de un gato que está sufriendo un cuadro de estrés.

Siempre que identifiques ese tipo de maullido, quiere decir que tu felino está estresado por algún motivo y, por tanto, debes tratarlo de inmediato. Para ello, lo primero que deberás hacer es identificar la causa que le está provocando ese estrés. Una vez identificada, deberás proceder a ponerle solución. Debes tener presente que los gatos son animales que requieren de un espacio o rincón propio al que poder acudir para sentirse protegidos y a salvo cuando se sienten amenazados, tienen miedo o, simplemente, quieren desconectar y relajarse. Si tu peludo compañero no lo tiene, será fundamental que empieces a buscarle uno u observes cuál es el lugar del hogar que más le gusta para establecer ahí su espacio.

¿El gato pasa mucho tiempo solo?

Uno de los síntomas principales de la ansiedad en gatos es el maullido. Si tu felino pasa largas horas solo en casa, el aburrimiento y, en general, la soledad pueden desarrollar en él un estado de ansiedad que debe ser tratado de inmediato. Normalmente, los maullidos excesivos suelen ir acompañados de otros problemas de comportamiento, como arañar muebles o hiperactividad.

Tendemos a creer que los gatos por ser más independientes que los perros no requieren tanto de nuestra atención y cuidados. No es así. Además de agua, comida y un arenero limpio, necesitan que les proporcionemos diversión y ejercicio. Más que por falta de cariño, el felino sufre ansiedad cuando pasa mucho tiempo solo porque está aburrido y requiere entretenimiento. De ahí que pase a tener un mal comportamiento o maúlle mucho.

Mi gato maúlla por ansiedad, ¿qué hago?

Para solucionar esta situación, debemos asegurarnos de que le dejamos suficiente espacio en el hogar para que pueda moverse libremente cuando no estamos en casa. Tendremos que adquirir un rascador y juguetes para que pueda divertirse sin nuestra presencia, dejar que tenga acceso a una ventana por la mirar el exterior y reducir su sensación de estar encerrado y, por supuesto, dedicar un poco más de nuestro tiempo a jugar con él. Te aconsejamos que acudas a un especialista para que pueda examinar a tu gato personalmente y decidir las mejores pautas a seguir para tratar su ansiedad.

Maúlla porque quiere comida

Puede parecer una pregunta simple pero, ¿tu gato come todo lo que necesita? Es posible que tu felino se quede con hambre con las dosis de comida diaria que le proporcionas y maúlle mucho para pedirte más comida. En función de su peso y tamaño, deberás proporcionarle una cantidad de pienso u otra que deberás consultar en el paquete de comida o bien preguntar al veterinario.

Si ya le proporcionas la cantidad que necesita y aún así observas que tu gato maúlla mucho, lo que deberás revisar es el tipo de comida que le das. La alimentación del gato debe basarse en la combinación de pienso seco con húmedo y, en la medida de lo posible, dietas caseras. Para más información, consulta nuestro artículo en el que te contamos todo sobre la alimentación del felino.

Si a tu mascota no le gusta la comida que le das, o está aburrido de recibir siempre el mismo pienso, con total probabilidad dejará de comer y reclamará otro tipo de alimento a través de los maullidos. En estos casos, los felinos acostumbran a maullar cerca del cuenco de comida, frigorífico o lugar donde guardamos los premios y golosinas que le damos.

Se alegra de vernos

La forma que tienen los gatos de saludarnos cuando nos ven es a través de maullidos, caricias y, en algunos casos, lametones. Aunque cueste creerlo, los gatos también pueden llegar a ser muy cariñosos, demostrarnos que son felices con nosotros y les alegra nuestra presencia. Por ello, puede que maúllen tanto cuando llegamos a casa tras haber estado ausentes, como cuando se despierten de una larga siesta o nos crucemos con ellos por el pasillo de casa.

¿Qué hacemos? Devolverle el saludo con una muestra de afecto, que bien puede ser una ligera caricia o un toque cariñoso. No queremos que entienda que maullar mucho está bien y puede hacerlo sin motivo alguno, simplemente queremos que perciba que también nos alegramos de verlo. Por ello, no será necesario una actitud exagerada por nuestra parte.

Quiere captar nuestra atención

Como ves, no todos los motivos que dan respuesta a la pregunta por qué maúlla mucho un gato son negativos. Cuando observamos que nuestro felino no padece ninguna dolencia, le proporcionamos la dieta más adecuada para él, no sufre ansiedad y tampoco maúlla solo cuando nos ve, sino que lo hace en otro tipo de ocasiones, lo más probable es que simplemente quiera captar nuestra atención porque no le dedicamos el tiempo que requiere.

Como comentamos en apartados anteriores, los gatos también necesitan que les prestemos atención y dediquemos tiempo a jugar con ellos para que quemen la energía acumulada durante el día. Además de reducir los maullidos, conseguiremos una mascota feliz, sana, equilibrada y reforzaremos nuestro vínculo con ella.

¿Has adoptado a un gato callejero?

Si acabas de adoptar a un gato callejero y has notado que maúlla mucho cada vez que te acercas, vienen visitas, oye algún ruido extraño, etc., lo más probable es que lo haga porque se siente amenazado y está constantemente a la defensiva. Ten presente que durante mucho tiempo ha estado expuesto a todo tipo de peligros, ha podido tener alguna pelea con otros gatos o, incluso, alguna persona ha podido hacerle daño. En estos casos, los maullidos que emiten los felinos que creen que están peligro suelen ser más similares a un grito fuerte, alto, agudo y largo. Para que sepas cómo actuar, te recomendamos que consultes nuestro artículo sobre consejos para adoptar a gatos callejeros.

¿Gata en celo?

Cuando las gatas están en periodo de celo, emiten maullidos muy largos, agudos y altos para que gatos machos acudan a su llamada y puedan reproducirse. En general, cuando se encuentran en esta etapa suele presentar una actitud más afectuosa de lo normal, restregarse por el suelo para aliviar su instinto e, incluso, llorar.

Para calmarla durante este momento, deberás prestarle más atención, demostrarle más cariño del habitual y jugar mucho con ella. Si no quieres que se aparee, te recomendamos que tomes precauciones y cierres todas las ventas del hogar para evitar que se escape o gatos callejeros entren en tu casa.

Tu gato se hace mayor

Cuando los gatos alcanzan la vejez tienden a maullar sin motivo, emitiendo un sonido grave y largo. Pueden hacerlo en cualquier espacio del hogar y momento de día. No obstante, para asegurar que tu felino se encuentra en perfectas condiciones, desde ExpertoAnimal recomendamos que incrementes las visitas periódicas al veterinario.

Por otro lado, ten presente que un gato anciano no requiere de los mismos cuidados que uno joven. Si no se los estás proporcionando, es probable que los maullidos vayan en aumento y su salud se vea perjudicada. Para ofrecerle la mejor calidad de vida, consulta nuestro artículo sobre cuidados para gatos ancianos.

Si tu gato maúlla mucho, no le ignores

Como ves, son muchas las causas que pueden determinar por qué un gato maúlla mucho. Algunas de ellas hacen referencia a motivos de salud graves que requieren de la ayuda de un veterinario para que pueda diagnosticar la dolencia e iniciar el mejor tratamiento. En cualquiera de los casos, la ignorancia nunca debe ser la solución. Prestar atención a lo que nuestro felino quiere decirnos puede ser la clave para identificar a tiempo una enfermedad, tratar un trastorno mental que solo puede ir a peor, percatarnos de que no le damos la comida adecuada o darnos cuenta de que no le ofrecemos todos los cuidados que necesita.

Asimismo, jamás debemos acudir a la violencia para corregir una conducta. Con este acto lo único que conseguiremos es que nuestro gato nos tenga miedo e incremente la intensidad de los maullidos. Como comentamos a lo largo del artículo, lo más recomendable es encontrar la causa que los provoca y tratarla.

Si deseas leer más artículos parecidos a Por qué mi gato maúlla mucho, te recomendamos que entres en nuestra sección de Curiosidades del mundo animal, o que descargues nuestra app ExpertoAnimal, la aplicación para compartir conocimientos sobre el mundo animal y resolver todas tus dudas.

Comentarios (7)

Escribir comentario sobre Por qué mi gato maúlla mucho

¿Qué te ha parecido el artículo?
7 comentarios
Su valoración:
nelson jurado
Mi gato tiene un maullido que casi no se le escuha y es bien agudo
Angela
Tengo un gatito de unos 10 meses. Es muy cariñoso y a veces se vuelve loquito mientras juega. Está castrado. Mi pregunta es: resulta que quiero traer otro gatito a casa. De unos 2-3 meses. Me preocupa que mi gato de 10 meses no lo acepte y no se lleven bien o que cambie esa actitud cariñosa que tiene. Que me recomiendan? Gracias.
ExpertoAnimal
¡Hola Angela! Como los dos serán cachorros, y además el de 10 meses ya está esterilizado, no debería haber ningún problema. No obstante, deberás tomar en cuenta una serie de recomendaciones antes de introducir al nuevo gatito: https://www.expertoanimal.com/uno-o-dos-gatos-en-casa-22085.html. ¡Un saludo!
juana
mi gato ya es mayor y hay veces en las que maulla . . . . no mas bien grita y lo hace a cualquier hora del dia comunmente en la mañana o en la noche . . . no se que tenga ya lleva mucho tiempo gritando asi . . . hay tros gatos junto con en en el patio
¿que podria ser?
ExpertoAnimal
¡Hola Juana! Al tratarse de un gato mayor puede ser que sienta algún tipo de dolor, por lo que te recomendamos que acudas al veterinario para que lo examine detenidamente. ¡Un saludo!
Su valoración:
isabel cristina muñoz
Mi gato de 4 meses a empezado a maullar constantemente, solo se calma con caricias, pero no dura mucho tampoco esta solución, su maullido es como una queja, pues lo hace frente a mi cara y en ocasiones me lame y muerde mi nariz. Lo examine pero no presenta dolor ni anomalía en su cuerpo, va y viene como angustiado, mira mucho hacia el techo como con tensión, no se que hacer!!
ExpertoAnimal
¡Hola Isabel! Además de los maullidos, ¿has notado algún otro síntoma como vómito, diarrea, pérdida del apetito...? En cualquier caso, te recomendamos acudir al veterinario para que lo examine detenidamente y encuentre la causa exacta. Intenta recaudar toda la información posible para que el especialista pueda obtener un mejor diagnóstico. ¡Un saludo!
Nancy Battaglia
Fabulosa esta pagina! Explica todo de modo sencillo.
Nancy Laura
Hola, tengo un gato macho de un año que no para de maullar. Día y noche. Yo paro en la casa todo el día porque trabajo online, tiene comida en galletas y también húmeda, su caja de arena está suficientemente limpia y de todas maneras maulla un montón. A veces lo sigo y lo único que hace es llevarme a la sala y echarse a mirarme. Dado que mi computadora está en mi cuarto, me la paso casi todo el día ahí y la puerta siempre está abierta y él tiene permitido subirse a la cama o a donde quiera. Lindo cuando duerme, pero apenas se levanta empiezan los maullidos y sus llamados a la sala (a no hacer nada). Será ansiedad? Algún trauma? (nació en mi casa y lo he tenido conmigo desde entonces) No sé qué hacer porque maulla tanto que en la madrugada no me deja dormir.
ExpertoAnimal
¡Hola Nancy! Además de maullar mucho, ¿has notado algún otro comportamiento? Como por ejemplo arañar los muebles, orinar fuera de su caja de arena, comer menos, tener vómitos, perder más pelo del habitual... Como comentas, es posible que sufra estrés o ansiedad, pero también podría ser que padezca algún tipo de dolor o patología. Para determinar la causa, prestar atención a todos los detalles es fundamental, puesto que en función de ellos puede padecer una u otra cosa. En caso de dudas, te recomendamos que acudas al veterinario para que lo examine detenidamente. ¡Un saludo!
Valería Murillo
hola buenas noches, tengo una garita se llama luna es muy cariñosa pero más con migo cada que me ve juraría que me habla, se repega a mi tratando de que la acaricie y ronronea pero aveces pienso que se aburre convive con 2 perritas una de ellas juega con mi gata pero aveces siento que está malita. ojalá que me puedan ayudar
ExpertoAnimal
Hola Valería, ¿por qué crees que tu gata puede estar aburrida o enferma? ¿Has notado algún cambio en su comportamiento? Si sospechas que puede tener algún problema de salud, no dudes en acudir al veterinario para que la examine. ¡Un saludo!

Por qué mi gato maúlla mucho
1 de 8
Por qué mi gato maúlla mucho