Compartir

Evitar que mi gato se rasque una herida

Por Irene Juste, Ayudante técnico veterinario. 11 julio 2016
Evitar que mi gato se rasque una herida

Ver fichas de Gatos

Quién tiene un gato sabrá que, debido a su carácter curioso y explorador, es muy fácil que se hagan alguna herida o rasguño. Debemos evitar las peleas de gatos, pues siempre sale alguno herido, aunque eso no es tarea fácil. También debemos informarnos bien de cómo curar heridas a nuestro gato.

Observarás que cuando tu gato tiene una herida, muchas veces se lame y se rasca en esa zona. No te preocupes, es un comportamiento normal ya que los felinos son animales muy limpios, pero esto puede traer complicaciones en la cura y la cicatrización de la herida. Por ello, si quieres saber cómo evitar que mi gato se rasque una herida, sigue leyendo este nuevo artículo de ExpertoAnimal, dónde te daremos algunos consejos al respecto.

Pasos a seguir:
1

Puede que tu gato vuelva de explorar o de jugar con otros y es probable que se haya hecho algún rasguño o alguna herida jugando o peleándose. En cuanto le detectes una herida a tu gato, deberás desinfectarla y, según la gravedad observada, deberás acudir al veterinario.

Por lo tanto, lo principal cuando vemos que nuestro amigo peludo tiene una herida es asegurarnos de que la herida está lo más limpia y desinfectada posible. También deberemos hacer curas o limpiezas a menudo tal y cómo nos indique el veterinario.

Pero, si queremos que la herida cicatrice cuanto antes y lo haga bien, es muy importante entonces que evitemos que nuestro gato pueda llegar a tocarse la herida. Pues de lo contrario se hará más daño y la contaminará, aunque su intención sea cuidarse. También es posible que acaben de operar a nuestro compañero y por ello debamos evitar que se rasque, lama, mordisquee o frote la herida de alguna forma para que pueda curarse bien.

Evitar que mi gato se rasque una herida - Paso 1
2

Evitar que un gato llegue a alguna parte de su cuerpo es una tarea casi imposible, puesto que son muy elásticos. Pero sí que hay algunas formas de hacerlo o, al menos de evitar el contacto directo.

Por ejemplo, una de las formas más comunes para evitar que un felino se rasque una herida en la cabeza o para evitar que llegue a mordisquearse una herida en cualquier otra parte del cuerpo, es el collar isabelino. Hay que medir muy bien cuál es el tamaño de collar necesario para cada gato y habrá que ir revisándolo y ajustándolo cada poco tiempo, pues seguramente se lo intentará quitar más de una vez.

Es muy importante que ayudemos a nuestro felino a acostumbrarse al collar con refuerzo positivo. Pero si realmente vemos que conforme pasan los días, el collar le produce problemas y estrés, en vez de ayudar como habíamos pensado, deberemos retirárselo y buscar otra forma de evitar el contacto con la herida.

Evitar que mi gato se rasque una herida - Paso 2
3

Podemos consultar con nuestro veterinario el uso de alguna pomada cicatrizante para ayudar a acelerar el proceso de cura de una herida. Así el gato sufrirá las molestias durante menos tiempo.

Pero esto es una ayuda para acelerar el proceso de curación y no evitará que el curioso felino husmee en su herida. Por lo que es bueno que la pomada cicatrizante se utilice a la vez que un collar isabelino u otra solución. Deberás limpiar la herida y volver a poner la pomada tantas veces al día como te indique el veterinario.

Evitar que mi gato se rasque una herida - Paso 3
4

Otra opción muy buena es hacer un vendaje en la zona de la herida. Habrá que limpiar bien la herida o el rasguño, colocar una gasa encima de la herida y entonces realizar el vendaje. Siempre es mejor que lo haga primero el veterinario y nos enseñe a hacerlo nosotros para poderlo cambiar en casa las veces que haga falta.

El problema con esta solución es que, seguramente, el gato acabe por arrancarse los vendajes si le molestan. Por lo tanto, es bueno que siempre lo vigilemos. Así, si eso pasase, tendremos que limpiar la herida de nuevo y volver a realizar el vendaje cuanto antes. Como siempre, es bueno que ayudemos a nuestro gato a sentirse mejor con la nueva situación, ya sea el collar isabelino o un vendaje, a base de refuerzo positivo.

En vez de utilizar un vendaje, una vez esté la herida cubierta con una gasa, se puede poner ropa al gato, un jersey o pijama especial para gatos o perros pequeños.

Evitar que mi gato se rasque una herida - Paso 4
5

Hay lociones y pomadas que sirven para aliviar el picor de las heridas en los felinos. Mayormente son productos antihistamínicos o con cortisona para bajar la inflamación y reducir el picor y el dolor.

Deberemos consultar con nuestro veterinario si en el caso de nuestro gato, hay alguna loción o pomada que le pueda ayudar a reducir este malestar. Así conseguiremos que se rasque mucho menos o evitaremos que se rasque del todo si ya no le molesta la herida.

Evitar que mi gato se rasque una herida - Paso 5
6

Además de todo lo anterior, es bueno que procuremos que nuestro compañero tenga las uñas limpias y cuidadas. Así, aunque se rasque se hará menos daño. Si igualmente se abre la herida, habrá menos suciedad y menos problemas podrán darse.

Deberemos cortárselas lo justo con unas tijeras especiales y asegurarnos de que quedan romas y limpias. Aunque esto seguramente no sea de su agrado, deberemos intentar que aguante con las uñas así hasta que se le haya cicatrizado la herida. Entonces podrá volver al rascador a afilárselas bien de nuevo.

Evitar que mi gato se rasque una herida - Paso 6
7

Lo más importante es que tengamos una rutina de revisión y cuidados mientras dure la cicatrización de la herida. Así deberemos limpiar la herida cuánto y cómo nos indique el veterinario y volveremos a cubrirla o a colocar el collar isabelino tras hacerlo. También podremos aplicar pomadas que alivien el picor y el dolor y también cremas cicatrizantes que nos recomiende nuestro veterinario. Deberemos vigilar que nuestro gato no esté constantemente intentando quitarse los vendajes o el collar, o bien intentando rascarse la herida, y para ello será bueno el refuerzo positivo.

Con estos cuidados y paciencia, en poco tiempo nuestro compañero gatuno estará curado y podrá volver a sus actividades normales sin ningún collar o vendaje que le moleste.

Evitar que mi gato se rasque una herida - Paso 7

Este artículo es meramente informativo, en ExpertoAnimal.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Evitar que mi gato se rasque una herida, te recomendamos que entres en nuestra sección de Otros problemas de salud.

Escribir comentario sobre Evitar que mi gato se rasque una herida

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?

Evitar que mi gato se rasque una herida
1 de 8
Evitar que mi gato se rasque una herida

Volver arriba