Compartir

Grasas buenas para los perros

Por Miriam Arana, Auxiliar técnico veterinario especializada en homeopatía. 21 abril 2017
Grasas buenas para los perros

Ver fichas de Perros

Mucho se habla en la actualidad de grasas buenas, grasas malas y sus efectos sobre el organismo, no obstante, esto nos lleva a cometer un error nefasto: extrapolar las bases de la alimentación humana a la alimentación de nuestro perro.

Ni la alimentación debe ser la misma, ni los requerimientos nutricionales son iguales ni las grasas afectan del mismo modo al organismo de un can que al organismo humano. En este artículo de ExpertoAnimal te hablamos de las grasas buenas para los perros y de aquellos alimentos a través de los cuales pueden ser aportadas.

También te puede interesar: ¿El romero es bueno para los perros?

Los perros requieren grasas saturadas

El proceso de domesticación del perro ha cambiado su fisiología digestiva, esto lo vemos claramente si comparamos al lobo u a otros cánidos con el perro. Mientras que ellos no están preparados para digerir almidón (proveniente de los alimentos ricos en hidratos de carbono), los perros sí pueden tomar pequeñas cantidades de alimentos farináceos.

No obstante, los principios de la alimentación natural del perro permanecen estables a pesar del proceso de domesticación, ¿Esto qué quiere decir? Pues que principalmente la dieta del perro debe estar formada por proteínas provenientes de la carne.

Los perros necesitan altas cantidades de proteínas, aunque en un alimento natural estas no vienen solas, por ejemplo, la carne no aporta únicamente proteínas, sino también grasas saturadas, pero las mismas son necesarias para nuestra mascota.

Las grasas saturadas que consume el perro deben ser aportadas principalmente a través de carne, aunque puede incluirse también el huevo o el pescado, lo que sí sería un error es que las grasas saturadas que ingiere nuestro perro estuvieran contenidas en un alimento procesado y elaborado para el consumo humano. Cuando un perro sigue una buena dieta y obtiene grasas saturadas de la carne, las mismas juegan importantes funciones en su organismo:

  • Son necesarias para la distribución y absorción de las vitaminas liposolubles, A, D, E y K.
  • Actúan como principal fuente de energía del organismo de nuestra mascota.
  • Las grasas contenidas en los alimentos proteicos, siempre que estos sean de buena calidad, son altamente digeribles y no causan problemas algunos de asimilación.

El organismo del perro está preparado para comer estas grasas, de hecho, se trata de un nutriente esencial, una prueba de ello es que un perro rara vez muestra unos niveles elevados de colesterol, a diferencia de lo que sí sucede con el ser humano.

Grasas buenas para los perros - Los perros requieren grasas saturadas

Los ácidos grasos esenciales para perros, más que un complemento

En este apartado hablamos de lo que se conoce como "grasas saludables", al menos en términos de nutrición humana, ya que como hemos visto, cuando hablamos de nutrición canina, las grasas saturadas también son beneficiosas y necesarias para nuestra mascota.

No obstante, para un adecuado aporte de grasas también es importante que nuestro perro consuma ácidos grasos Omega-3 y Omega-6, ya que los mismos presentan propiedades algo distintas, por ejemplo, poseen acción antiinflamatoria, ayudan a mantener el pelaje en óptimo estado y han demostrado tener efectos positivos sobre algunas afecciones dermatológicas. Debemos señalar que a diferencai del Omega-3, el Omega-6 es un nutriente esencial, por lo que no puede faltar nunca en su alimentación.

Si nuestro perro se alimenta a partir de dietas caseras, estas grasas las aportaremos a través de alimentos que actúen como suplementos naturales para perros, como por ejemplo el pescado azul (obviamente previa eliminación de todas las raspas) y el aceite de maíz, que puede ser añadido en multitud de preparaciones.

Las grasas no engordan si la alimentación y el ejercicio son adecuados

La base de la alimentación de un perro deben ser las proteínas, y como ya hemos visto en las mismas las grasas se encuentran presentes de forma natural, esto significa que únicamente deberían ser adicionados los ácidos grasos esenciales Omega-6 y solo en aquellos casos en los que al perro no se le aporte ningún tipo de pescado azul.

Si aportamos las grasas principalmente a través de alimentos proteicos de buena calidad, nuestro perro no engordará, si nuestro perro experimenta un aumento de peso se deberá principalmente a uno de estos dos factores:

  • La dieta del perro tiene como principal protagonista a las grasas y no a las proteínas.
  • El perro no realiza el suficiente ejercicio físico.

Por lo tanto debemos desterrar la idea de que un adecuado aporte de grasas engordará a nuestra mascota, todo lo contrario, estas grasas son necesarias y deben estar presentes diariamente en su dieta. Del mismo modo es necesario el ejercicio físico, que también debe estar presente día a día.

Grasas buenas para los perros - Las grasas no engordan si la alimentación y el ejercicio son adecuados

Si deseas leer más artículos parecidos a Grasas buenas para los perros, te recomendamos que entres en nuestra sección de Dietas caseras.

Escribir comentario sobre Grasas buenas para los perros

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
2 comentarios
maruchiza
igual, muy bueno el post n.n
maruchiza
mi perrita le damos de comer bien y es una cosita gorda q no le gusta caminar porque esta viejita 7-7

Grasas buenas para los perros
1 de 3
Grasas buenas para los perros

Volver arriba