menu
Compartir

Mi perro anciano no para de dar vueltas por casa - Causas

 
Por Lucia Scimone, Educadora y adiestradora canina. 13 septiembre 2023
Mi perro anciano no para de dar vueltas por casa - Causas

Ver fichas de Perros

Los perros son compañeros leales y afectuosos y, a medida que envejecen, pueden presentar algunos cambios en su comportamiento. Uno de los comportamientos observados en los perros mayores es caminar o deambular continuamente por la casa o el patio sin detenerse. Este comportamiento inusual puede preocupar a los tutores, pero comprender las causas y tomar las medidas adecuadas puede ayudar a mejorar la calidad de vida de su perro anciano y mantenerlo lo más cómodo posible.

En este artículo de ExpertoAnimal exploraremos las posibles razones que explican por qué tu perro anciano no para de dar vueltas por casa y qué hacer para afrontar esta situación.

Ansiedad o agitación

La ansiedad o la agitación pueden hacer que un perro mayor camine constantemente para controlar sus sentimientos o como mecanismo para afrontarlos. De hecho, es posible que el perro camine continuamente para sentirse mejor.

Los perros pueden experimentar ansiedad y estrés, especialmente a medida que envejecen. Estos sentimientos pueden surgir de cambios en el entorno familiar, pérdida de personas o compañeros animales, o simplemente de ver sus capacidades sensoriales reducidas. Caminar continuamente puede ser una forma de aliviar la ansiedad y el malestar que siente.

Descubre los Síntomas de estrés en perros en este otro artículo.

Insomnio

El insomnio es común entre los perros mayores y puede provocar alteraciones del sueño o despertares frecuentes durante la noche. Como resultado, pueden intentar aliviar el insomnio caminando por la noche. Si notas que tu perro tiende a estar agitado por las noches, debes intentar consultar a tu veterinario y averiguar cuál es el problema. Además, en este otro post contamos las causas más habituales: "¿Por qué mi perro anciano no duerme de noche?".

Síndrome de piernas inquietas (RLS)

El síndrome de piernas inquietas una afección que ocurre en humanos que también puede suceder en perros. Se manifiesta con sensaciones desagradables en las patas, como ardor u hormigueo, que inducen al perro a seguir moviéndose para aliviar el malestar. Es habitual en perros ancianos que ya sufren problemas relacionados con los huesos o las articulaciones, o que padecen obesidad. En este post te contamos los Síntomas de dolor articular en perros.

Este comportamiento suele ocurrir por la noche o mientras el perro descansa. Al tratarse de un tema de salud, lo mejor es consultar a tu veterinario lo antes posible.

Mi perro anciano no para de dar vueltas por casa - Causas - Síndrome de piernas inquietas (RLS)

Dolor y malestar

Los perros mayores pueden sufrir artritis, artrosis y otras afecciones articulares y óseas relacionadas con el envejecimiento y que producen dolor. El dolor constante puede empujar a tu perro a caminar como una forma de distraer su mente del malestar o buscar posiciones más cómodas.

Desorientación y deterioro cognitivo

A medida que envejecen, algunos perros pueden desarrollar problemas cognitivos similares a la demencia en los humanos. Este deterioro cognitivo puede provocar confusión, desorientación y ganas de caminar sin rumbo. Por tanto, es normal en estos casos observar que el perro anciano no para de dar vueltas por casa sin mucho sentido.

Recomendamos consultar este post para más detalles: "Disfunción cognitiva en perros - Síntomas y tratamiento".

Mi perro anciano no para de dar vueltas por casa - Causas - Desorientación y deterioro cognitivo

Problemas sensoriales

A medida que los perros envejecen, su visión y audición pueden deteriorarse. La pérdida de agudeza sensorial puede hacer que se sientan inseguros en su entorno, impulsándolos a caminar incesantemente para buscar familiaridad o compensar la falta de estimulación sensorial.

En general, muestran otros indicios de esta pérdida de uno o varios sentidos. Por ejemplo, si ha perdido visión, es posible que se golpee con objetos o paredes; si ha perdido audición, puede que no responda a tu llamada; etc.

Falta de ejercicio físico

Si un perro mayor no hace suficiente ejercicio durante el día, puede estar demasiado enérgico o inquieto por la noche. Caminar puede ser una forma de liberar la energía acumulada. Aunque sea mayor, es importante jugar con tu perro y dejar que realice actividad física a diario para evitar estas situaciones.

Por supuesto, tanto los juegos en casa como las actividades en el exterior deben adaptarse a su edad y condición física. Por tanto, si tu perro anciano no está en condiciones de correr, no trates de lanzarle la pelota, pero sí realiza paseos que le permitan caminar para ejercitarse sin hacerse daño. Tu veterinario puede asesorarte e indicarte los mejores ejercicios para tu perro, puesto que es posible que la natación o caminar por la playa sean beneficiosos para él.

Mi perro anciano no para de dar vueltas por casa - Causas - Falta de ejercicio físico

Cambios en el ciclo sueño-vigilia

Algunos perros mayores pueden desarrollar cambios en su ciclo de sueño-vigilia, lo que les hace permanecer despiertos por la noche y caminar sin rumbo fijo, y dormir más durante el día. Esto es completamente normal debido a la edad, de manera que no lo castigues ni regañes.

Qué hacer si mi perro anciano camina mucho por casa

Ya has visto que las causas que explican por qué tu perro viejo da vueltas en círculos por casa o camina mucho sin un rumbo aparente son muy variadas. A continuación, compartimos nuestras recomendaciones para saber qué hacer si te encuentras en esta situación:

  • Consulta a un veterinario: la primera y más importante acción a tomar es llevar a tu perro anciano a un veterinario experimentado. Sólo un profesional puede examinar a tu perro, identificar posibles causas médicas y proporcionar un diagnóstico preciso. Un veterinario también puede descartar dolores o afecciones ocultas y prescribir los tratamientos adecuados.
  • Trata las afecciones subyacentes: si su veterinario identifica una causa específica del comportamiento, como el síndrome de piernas inquietas o el insomnio, sigue el tratamiento prescrito para controlar o aliviar los síntomas.
  • Proporciona un ambiente seguro y cómodo: asegúrate de que el ambiente en el que vive tu perro es seguro y cómodo. Eliminar obstáculos, hacer accesibles los lugares de descanso y colocar alfombras antideslizantes puede ayudar a que tu perro anciano se sienta más seguro y estable mientras está en movimiento.
  • Ofrece un entorno estimulante: para los perros mayores que sufren problemas sensoriales o deterioro cognitivo, un entorno estimulante puede ayudar a reducir la agitación y la ansiedad. Los juguetes interactivos, los rompecabezas para perros y las actividades que involucren su olfato o su mente pueden ser útiles para mantener su mente activa y comprometida.
  • Practica actividad física adecuada: proporcionar a tu perro una actividad física adecuada durante el día puede ayudar a reducir el exceso de energía y la inquietud durante la tarde-noche. Sin embargo, conviene evitar el ejercicio excesivamente intenso o prolongado, ya que podría aumentar el riesgo de lesiones o fatiga.
  • Administra suplementos y medicamentos: si el veterinario identifica dolor en las articulaciones u otras dolencias físicas, puede recetarle medicamentos o suplementos para aliviar el dolor y mejorar la movilidad de tu perro mayor. Sigue sus recomendaciones y nunca automediques a tu perro.
  • Valora la terapia conductual: si la caminata constante es causada por ansiedad o estrés, la terapia conductual puede ser útil. Un educador o adiestrador de perros puede ayudar a identificar las causas de la ansiedad y desarrollar estrategias para afrontarla.
  • Garantiza una nutrición de calidad: una dieta adecuada para perros mayores puede contribuir a su bienestar general. Pregúntale a tu veterinario qué dieta se adapta mejor a las necesidades específicas de tu perro.
  • Asegura un descanso adecuado: asegúrate de que tu perro mayor tenga un lugar tranquilo y cómodo para descansar durante el día y la noche. Descansar lo suficiente puede ayudar a reducir la actividad nocturna excesiva.
  • Monitorea el comportamiento: llevar un diario del comportamiento de tu perro puede ser útil para detectar patrones o cambios a lo largo del tiempo. Esta información puedes compartirla con el veterinario para una evaluación más completa de su estado de salud.
  • Evita cambios repentinos: los perros mayores pueden ser sensibles a los cambios de entorno o de rutina. Trata de mantener una rutina constante y predecible para reducir el estrés de tu perro.
  • Brinda amor y ten paciencia: los perros mayores pueden necesitar más afecto y apoyo. Mostrar amor, paciencia y bondad puede ayudar a mejorar su bienestar emocional y conductual. A pesar de todo, es posible que tu perro anciano no pare de dar vueltas por casa porque, como hemos visto, en muchas ocasiones se trata de un comportamiento totalmente normal en esta etapa final de su vida.

En conclusión, que tu perro anciano no pare de dar vueltas por casa puede deberse a varias causas, entre ellas problemas médicos, ansiedad, deterioro cognitivo o simplemente falta de actividad física adecuada durante el día. Es fundamental consultar a un veterinario para obtener un diagnóstico certero y seguir sus consejos para mejorar la salud y el bienestar de tu perro. Con un entorno seguro, ejercicio y cuidados adecuados, los tutores pueden ayudar a sus compañeros caninos mayores a vivir una vida cómoda y feliz a pesar del envejecimiento.

Mi perro anciano no para de dar vueltas por casa - Causas - Qué hacer si mi perro anciano camina mucho por casa

Si deseas leer más artículos parecidos a Mi perro anciano no para de dar vueltas por casa - Causas, te recomendamos que entres en nuestra sección de Geriatría.

¿Tienes contratado el Seguro de Responsabilidad Civil obligatorio para perros? Consiguelo al mejor precio rellenando el formulario con tus datos y los de tu mascota haciendo clic en este botón:

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
Mi perro anciano no para de dar vueltas por casa - Causas
1 de 5
Mi perro anciano no para de dar vueltas por casa - Causas

Volver arriba