Compartir

Consejos para un perro adoptado miedoso

Por Mercè Garcia, Editora de ExpertoAnimal. Actualizado: 30 abril 2018
Consejos para un perro adoptado miedoso

Ver fichas de Perros

Adoptar un perro miedoso es una experiencia que muy pocos eligen, pero que llena el corazón cada día que pasa. Los refugios de todo el mundo están saturados de perros con estas características y es importante que un futuro adoptante las conozca para tomar las precauciones necesarias y empezar de la mejor forma posible.

Es bastante recomendable empezar a trabajar la educación de un perro adoptado después de tratar sus posibles problemas de miedo e inseguridad, aunque en los casos más leves se pueden combinar, siempre que no suponga un problema de estrés o de bienestar. Es importante resaltar que puede tratarse de un proceso largo en algunos casos y que la paciencia, el afecto y la tolerancia del tutor serán fundamentales. Descubre en ExpertoAnimal algunos consejos para un perro adoptado miedoso.

También te puede interesar: Cuidados de la anaconda verde

¿Cómo se comporta un perro adoptado los primeros días?

El comportamiento de un perro recién adoptado dependerá directamente de las experiencias vividas, el hogar de llegada, los niveles de estrés o la sintomatología que provoque una enfermedad, por ejemplo, por ello es tan recomendable realizar una primera visita veterinaria antes de llevar al perro a casa.

Descartado cualquier problema de salud, los perros podrán comportarse de forma totalmente inhibida (es decir, aquellos que no revelan su propio "carácter", el cual se mostrará pasadas semanas o meses hasta la adaptación) o por el contrario mostrarse de forma exagerada, por el viaje, los cambios en su entorno, la pérdida de su figura de referencia, etc.

¿Cómo podemos saber si un perro adoptado no se adapta?

La adaptación de un perro cachorro es bastante rápida en comparación con la de un perro adulto, ya que éstos ya han pasado su proceso de socialización, el cual finaliza con la llegada de los miedos. Es precisamente por este motivo, por haber terminado la etapa de socialización, que algunos perros no saben relacionarse con otros o bien padecen miedos exagerados a salir a la calle. En otros casos podemos hablar de traumas o malas experiencias vividas, las cuales influyen directamente en su comportamiento.

El período de adaptación suele durar entre 1 y 6 meses, siempre dependiendo del caso en concreto. En los casos más graves, algunos perros necesitarán hacer uso de farmacología temporal (preferiblemente recetada por un veterinario con formación en etología) para favorecer su adaptación y disminuir los niveles de ansiedad. Algunos pueden presentar también problemas de conducta adicionales.

Además, cuando el perro ha mostrado señales evidentes de miedo sin obtener respuesta, puede llegar a marcar o morder. Ante un perro adoptado agresivo recomendamos acudir de inmediato a un adiestrador o educador canino especializado en modificación de conducta. Eso sí, con el objetivo de prevenir, te explicaremos cómo reconocer perros miedosos e inseguros.

El comportamiento de un perro miedoso

Existen dos posturas corporales que todo el mundo conoce acerca de los perros con miedo: cola baja y orejas hacia atrás. No obstante, existen muchísimas más, así que para saber cómo tratar a un perro adoptado correctamente deberás conocerlas casi todas. ¿Por qué?

Reconocer correctamente las emociones de tu perro te ayudará a comprender sus límites, a ser más empático con su comportamiento y a aprender a relacionarte mejor con él, todo eso fortalecerá vuestro vínculo y hará que te considere una auténtica figura de referencia.

Señales que nos indican que un perro está asustado:

  • Cola baja
  • Cola entre las piernas
  • Movimiento de cola exagerado
  • Orejas hacia atrás
  • Orejas pegadas a la cabeza
  • Cuerpo encogido
  • Intención de esconderse
  • Busca un "refugio"
  • Posturas de sumisión
  • Se relame
  • Tiembla
  • Bosteza continuamente
  • Gira la cabeza
  • Da la espalda
  • Entrecierra los ojos
  • Se agacha
  • Inmovilidad
  • Intentos de huida

Es importante señalar que algunos perros pueden ser más dóciles durante la época de adaptación, ya que su conducta se verá inhibida por los cambios. Por el contrario algunos pueden gruñir a modo de advertencia y llegar a morder si no se respetan sus límites.

¿Cómo tratar a un perro adoptado?

Es imprescindible que seamos confiables y predecibles en todo momento. Buscaremos métodos de educación en positivo que utilizaremos a la hora de relacionarnos con el perro, como es el refuerzo positivo. Es importante señalar que el adiestramiento tradicional, que puede incluir el castigo u otros métodos más hostiles, puede hacer que el perro genere rechazo hacia nosotros y que tarde aún más tiempo en adaptarse.

Es muy importante entender que algunos problemas relacionados con el miedo pueden llegar a persistir toda la vida del perro, no obstante, la mayoría pueden solucionarse con paciencia y cariño. Cumplir con las cinco libertades del bienestar animal será básico para empezar a trabajar.

Te recomendamos iniciar una rutina marcada de paseos (por ejemplo 3 al día) así como de comida (divida en dos tomas, para evitar la sensación de hambre). También puede ser interesante incluir de forma progresiva algunas actividades estimulantes, como visitar la montaña, o practicar algunos juegos de olfato en casa. En cualquier caso, será importante que seamos pacientes y actuemos conforme el perro nos vaya permitiendo más acercamientos. Interpretando su lenguaje corporal y tratando de ofrecerle unas buenas condiciones de vida probablemente notaremos una mejoría evidente, aunque necesitemos un período de tiempo más largo para apreciarlo.

Consejos para un perro adoptado miedoso - ¿Cómo tratar a un perro adoptado?

¿Por qué mi perro tiene miedo?

Si no conoces la historia del perro que has adoptado te llevará un tiempo identificar a qué le tiene miedo: a otros perros, personas, objetos e incluso a la misma calle. Debemos ser pacientes y prestar mucha atención a los detalles en esta etapa para intentar entenderle.

  • Miedo a las personas: el miedo hacia las personas puede deberse a múltiples causas, no únicamente al maltrato. La socialización, un trauma o una mala experiencia pueden causar miedos. Pero si sospechas que tu perro pueda haber padecido algún tipo de abuso, descubre las 5 señales de perros maltratados más evidentes. Especialmente en este caso, debemos ser muy pacientes intentando ganarnos su confianza mediante snacks, caricias y palabras afectuosas. No le fuerces nunca a interactuar con quien no le apetezca, deja que él mismo empiece a superar su miedo de forma progresiva. En lugar de intentar forzar una situación puedes animar a tus amigos y familiares a reunirse con él para ofrecerle pequeños trozos de frankfurt para que empiece a confiar en las personas. Por el contrario, forzarle a ser manipulado puede agravar sus miedos.
  • Miedo a otros perros: al miedo hacia otros perros puede deberse a una mala socialización en su etapa de cachorro o a una mala experiencia en el pasado. Descubre en por qué mi perro tiene miedo a otros perros cómo tratarlo y solucionarlo de forma efectiva y gradual.
  • Miedo a objetos varios: ya sea por desconocimiento o por falta de socialización, tu perro puede tener miedo a ciertos objetos en los que incluimos también a los vehículos: bicicletas, coches, motos, cubos de basura...
  • Otros: existen muchísimos otros tipos de miedo en el perro, como miedo al exterior, miedo a determinados entornos, miedo a otras mascotas o a particularidades concretas, como pudiera ser un paraguas.

¿Es posible quitar el miedo a un perro?

Es muy probable que pasado un tiempo, empieces a preguntarte si algún día tu perro dejará de ser miedoso y empezará a relacionarse como cualquier otro perro. No existe una respuesta única, ya que cada caso es extremadamente particular y concreto.

Algunos perros sí llegan a superar sus miedos junto a sus tutores, otros necesitarán además ejercicios propuestos por un educador o adiestrador canino. En los casos más graves la visita de un etólogo es quien mejor podrá orientarnos, pero el consejo general es que ante cualquier problema del comportamiento acudamos a un profesional y no intentemos tratarlo nosotros mismos.

Algunos ejercicios que podemos encontrar en Internet, perfectamente válidos para un caso concreto, pueden generar rechazo y hasta empeorar el nuestro. Además un especialista detectará detalles y actitudes que ni tú sospechabas que ocurrían y te recomendará ejercicios específicos para tu perro que mejorarán notablemente su adaptación.

Consejos para un perro adoptado miedoso - ¿Es posible quitar el miedo a un perro?

Si deseas leer más artículos parecidos a Consejos para un perro adoptado miedoso, te recomendamos que entres en nuestra sección de Problemas del comportamiento.

Consejos
  • No dejes a tu perro miedoso desatado por la calle, podría escapar.
  • No le obligues nunca a hacer algo que no quiera.
  • Sé paciente y utiliza las golosinas para ganar su confianza.

Escribir comentario sobre Consejos para un perro adoptado miedoso

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
35 comentarios
Su valoración:
Aldo Eugenio
Buenos días, tardes o noches yo tengo una duda hace poco se adoptó una perrita de la calle, no sabemos la raza en concreto pero tiene un ligero parecido a un Crestado Rodesiano pero eso es lo de menos, su actitud parece ser de miedo, la mayoría de veces siempre tiene la cola entre las patas, cada que ve alguno de la familia va a su casa, la mirada siempre es al suelo, quisiera saber si hay alguna manera de reforzar la confianza del cachorro o solo con el tiempo, gracias de antemano y un saludo desde México esperando una pronta respuesta.
Mercè Garcia (Editor/a de ExpertoAnimal)
Hola Aldo, puedes reforzar todas aquellas conductas que consideres positivas, ya sea con caricias, palabras amables o premios de comida. Es una forma excelente de lograr que siga manifestándolas y que sepa que te agradan.

No sé si he resuelto tu duda, ¡un saludo!
Ra
Buenas tardes,
Hace dos mes adoptamos a una podenco cuya edad oscila entre año y medio. o dos años aproximadamente. La perrita tiene mucho miedo a todo aunque poco a poco se va adaptando a mi marido y a mi el problema es que tenemos un niño de 13 años y no se puede acercar a ella, se poner nerviosa y se esconde. Hemos intentado todo para un acercamiento pero no hay manera en vez de ir a mejor va a peor. Nuestro hijo se siente mal ya que la mayor ilusión de su vida era tener un perro. Ya no sabemos que hacer.
Mercè Garcia (Editor/a de ExpertoAnimal)
Hola Ra, este comportamiento puede deberse a distintas causas: una experiencia negativa con un niño, falta de socialización con niños... En cualquier caso, entiendo perfectamente la frustración del pequeño y considero que sería muy conveniente acudir a un profesional, como un educador canino u etólogo.

Si la perra ha mostrado alguna mejoría, aunque sea con vosotros, es bastante probable que con un buen trabajo pueda llegar a relacionarse también con él de forma positiva.

Hasta que acudas al profesional te recomiendo evitar forzar cualquier situación e intentar que la perra asocie de forma positiva a tu hijo mediante palabras amables, comida MUY sabrosa, paseos, juegos... Todas aquellas actividades que puedan realizar juntos y que sean positivas para la perra ayudarán a que se produzca esta asociación.

De todas formas os animo a seguir trabajando en ello, pues considero que será una experiencia muy enriquecedora para vuestro hijo, que aprenderá la importancia de la adopción y la constancia que requiere el trabajo con un perro adoptado.

Muchísima suerte
Rebeca
Hola adoptamos una Golden de 5 años tiene dos meses con nosotros venía súper miedosa se adaptó en unas horas es muy cariñosa su única dueña murió estuvo abandonada por lo que venía flaca sucia
No está castrada entró en celó una semana después de adoptada y lo pasamos súper bien
Intentamos bañarla y parece tiene pánico gruño mordió se puso agresiva no la molestamos más pero no lo logramos

en todo lo demás es tranquila cariñosa no sabemos cómo manejarlo
Mercè Garcia (Editor/a de ExpertoAnimal)
Hola Rebeca, es posible que, debido a una experiencia negativa en el pasado, muestre este comportamiento. Sería muy aconsejable trabajar junto a un educador canino o adiestrador este problema, pues con sesiones de modificación de conducta puedes lograr que se deje manipular y bañar.
Su valoración:
Rolando Gonzalez
Hola, adopte un perrito de siete meses, la semana pasada lo castraron, estaba en un refugio y ayer me trajeron, el problema que se ha metido debajo de auto viejo y no quiere salir, le he puesto agua, comida en una perrera que hay en la casa pero no quiere moverse del auto, parece que esta comiendo, sale de noche. ¿Cómo lo trato? no se que hacer me ayudan. Gracias.
Mercè Garcia (Editor/a de ExpertoAnimal)
Hola Rolando, en casos tan graves puede ser necesario recurrir a un especialista, como un educador canino. De momento te sugiero seguir intentándolo con nuevos tipos de comida (premios, carne, comida húmeda...) a la vez que utilizas la voz para calmarle y proporcionarle seguridad y confianza. En ocasiones los traumas de los perros son tan fuertes que les lleva semanas e incluso meses avanzar y confiar en las personas.

Cuéntanos cómo va el caso y si tienes más dudas.
Paula
Hola, nosotros adoptamos un chihuahua que también ha crecido en un ambiente de campo con 10 o 12 cachorros más, pero este al ser el mayor y ser tan tranquilo todos le mordian asique decidimos adoptarlo. Lleva en casa desde el 15 de diciembre, el caso es que es muy miedoso, huye de las personas y no responde por su nombre. Al principio salir a pasear era todo un reto, pero poco a poco se ha acostumbrado y ya sale a pasear normal. El problema es que no te puedes acercar a él porque se va corriendo y ponerle la correa para pasear conlleva alrededor de unos 45 minutos. Siempre intentamos pasar tiempo con el acariciarlo pero es muy costoso. La única manera de que se acerque es con comida al decirle toma, pero en cuanto siente un mínimo movimiento, se va corriendo y se mete debajo de cualquier cosa donde no puedas acercarte. Y tiene TODOS los aspectos citados en el artículo como perro miedoso. Pero lo cierto es que si consigues cogerlo y acariciarlo se pone a chuparte y en seguida se relaja y se queda durniendo. Además tiene problemas de respiración. Se que conlleva tiempo que se adapte, pero me gustaría saber algún comportamiento más que podríamos adoptar en mi familia para que se sienta seguro. Le hemos comprado golosinas y lo premiamos cuando hace cosas bien.
Gracias de antemano, un saludo.
Mercè Garcia (Editor/a de ExpertoAnimal)
Hola Paula, considero que de momento lo estás haciendo muy bien, pero como tu misma has comentado, es algo va a llevar tiempo. Personalmente te aconsejaría empezar a trabajar el tema de la correa, que es lo que ahora mismo más dificulta vuestra rutina.

¿Cómo hacerlo? Haz varias sesiones al día, sentándote en el suelo, con actitud relajada, sin mirar directamente al perro y con varios premios en una mano (pequeños, desmenuzados si hace falta) y la correa en la otra. Puedes empezar lanzándole algún premio con suavidad, lejos de ti, para que se vaya moviendo de un lado a otro de la habitación con libertad y sepa que va a recibir golosinas.

Cada vez que vayas a lanzar un premio mueve un poco la correa, con mucha suavidad, para que asocie el movimiento de la correa con los premios. Sigue lanzando premios, unos más lejos y otros cerca, hasta que de forma natural vaya acercándose a ti. Este procedimiento debe ser muy progresivo y debes evitar a toda costa que el perro se asuste.

Cuando ya se acerque lo suficiente podrás empezar a hacer gestos como si fueras a colocarle la correa, pero muy lentamente, y sin llegar a ponérsela. Si observas síntomas de nerviosismo (relamerse, esconderse, bostezar, etc.) es que estás yendo demasiado rápido.

Sería importante practicar este ejercicio de forma distinta a cuando le pones realmente la correa para salir a pasear, para que distinga cuándo estáis trabajando de cuándo realmente no. Así que puedes usar cualquier señal que el perro pueda identificar, como una mantita en el suelo o algo parecido.

Haz este ejercicio varios días durante una o dos semanas y verás cómo evoluciona. Si no es así, entonces te aconsejo muchísimo visitar un educador canino para que te asesore y te ayude con las sesiones de modificación de conducta.
Jimena
Buenos días,
Adopte el martes a una perrita mestiza de unos 4 años, yo creo que menos porque parece mas cachorra, bueno el caso es que se hace pis y caca en la cocina que es donde se esta quedando, me comentan que en la casa de acogida donde estaba antes no lo hacia. No se si empezar de cero con empapadores con ella o que hacer, soy adiestradora canina pero no he ejercido mucho asi que ando un poco perdida, si pudieras echarme una mano, te lo agradecería.
Mercè Garcia (Editor/a de ExpertoAnimal)
Hola Jimena, si antes no lo hacía es probable que la aparición de la eliminación inadecuada se deba al cambio de hogar, por todo el estrés que ello conlleva, y no a un problema de aprendizaje.

Si quieres coméntame un poco más el caso para que pueda orientarte, pero yo personalmente te aconsejaría empezar de cero con los empapadores si no hace nada en la calle. Si por el contrario sí que orina y defeca fuera de casa sigue con el refuerzo en la calle y aumenta el número de paseos para minimizar el riesgo de error.

No olvides limpiar adecuadamente la zona con productos enzimáticos.

¡Muchísimo ánimo y felicidades por la adopción!
Roberto
Hola, hace dos semanas tuvimos que "dejar" marcharse a nuestro pequeño Schnauzer tras más de 13 años de aventuras...el caso es q el dolor fue tanto que no duramos ni 3 días en empezar a buscar a un nuevo bigotes para nuestro hogar.

En esta búsqueda nos decidimos por adoptar a un criador deportivo (10-12 perros de manada) un cachorro con 1 año y 3 meses. El peque siempre ha estado en un entorno de campo, alejado de ruidos y rodeado de compañeros.

Llevamos ya varios días con él, y aunque sabemos que habrá un tiempo para que se adapte, si nos gustaría saber si podemos hacer alguna cosa más. Detallo sus comportamientos:
- Salir a la calle es salir a paso rápido, aunque eso sí, no se aleja mucho de mi (siempre atado) y me va esperando. Si salimos por la noche, como no hay mucha gente ni tránsito, sale más o menos bien, cola a media altura y enrollada lateral, paso ligero y siempre vigilante, si localiza una persona se detiene a observar y oler y ahí empieza a desconfiar, carreritas cortas y vuelta a mirar....etc. Si sale por la mañana, entre coches, niños al cole, gente, etc...esta mañana cola entre las piernas, temblando, en un par de ocasiones se acurrucó en dos puertas de garaje y no quería salir (tuve q levantarle porq no salía)... el momento Ascensor es superestresante para él, quiere buscar la salida lo antes posible...
- En casa, le está costando comer sobre todo, beber va bebiendo , pero como una metralleta, nunca vi cosa igual bebiendo... para comer tengo que poner la comida en la mano y hacer q la coma un poquito e ir bajando la mano hasta ponerla a nivel del plato y engañarle para que se anime a seguir en el platillo. No se separa de nosotros y es lo único q me da algo de confianza, aunque no sé... a ratos conseguimos que juegue un poquitín...aunq juega más con el espejo del armario,e incluso buscó sitio para acostarse al lado del espejo (como si buscara compañero), se acerca a nosotros, se sube con tiento, nos da unas lamidas en la mano y se deja acariciar...y duerme plácidamente a nuestros pies...
Pero es decir q vamos fuera y...
Y como tampoco tiene mucho apego a la comida el tema premios con chuches pues tb está difícil.
En fin, Que se agradecen consejillos.
Muchas gracias por adelantado y enhorabuena por la web.
Saludos
Mercè Garcia (Editor/a de ExpertoAnimal)
Hola Roberto, primero felicitarte por la adopción y por todos los cuidados que le estáis ofreciendo... 😊

Los casos de miedo pueden ser largos y complejos a la hora de trabajar, pero si sois pacientes estoy segura de que conseguiréis muy buenos resultados. Debes saber que existen muchas formas de reforzar a un perro: comida, voz, caricias, juguetes... Así que si tu perro no muestra interés por la comida refuérzalo con la voz siempre que puedas.

Algunos consejos que creo que te irían bien pueden ser:
- Utilizar siempre las mismas palabras a la hora de reforzarle o comunicaros con él para que lo asocie rápidamente y no se confunda con otras palabras. Coméntalo con tu pareja.
- Practica obediencia para estimular su mente, mejorar vuestra comunicación y lograr que durante los paseos pueda hacerte caso cuando esté abrumado, el ven aquí y el quieto, por ejemplo, pueden ser muy útiles.
- No te excedas con la estimulación (juguetes, ejercicios...) intenta que durante las primeras semanas todo sea tranquilo y tenga una rutina MUY marcada de paseos, comida, juego... Debe ser predecible para él.
- Intenta pasear durante las horas más tranquilas del día y mantén una actitud relajada para que él también actúe de este modo.
- Evita que otras personas/perros se acerquen si él no parece predispuesto a socializar. Es preferible que no socialice estos primeros días a que tenga una experiencia negativa.
- Refuerzale muchísimo en el ascensor para que asocie el ascensor con caricias, palabras amables y momentos agradables.
- Sigue con el "engaño" del bol de comida, cada vez intentando interactuar menos en este momento.

Y si tienes muchas más dudas, observas que el caso empeora, etc. entonces podría ser interesante pedir una visita a un educador canino, ya que podrá ofrecerte pautas personalizadas según vea el caso.

¡Muchísima suerte!
Hector Castillo
Hola! Hace unos dias adopte a un doberman de 6 meses, al parecer nunca ha recibido maltrato de ningun tipo, pero es muy miedoso nisiquiera quiere caminar conmigo, en casa tengo un pastor aleman con un caracter muy templado, pero al intertar interactuar el otro perro se muestra agresivo, algun consejo para poder incluirlo de una mejor manera ? :(
Mercè Garcia (Editor/a de ExpertoAnimal)
Hola Hector, las conductas asociadas con el miedo no solo aparecen en casos de maltrato, sino que también pueden aparecer cuando no se ha socializado al perro en sus primeras etapas o bien ante una experiencia traumática.

Dado que la agresividad es un problema del comportamiento grave, te aconsejo acudir cuanto antes a un especialista, como puede ser un veterinario especializado en etología, un educador canino o un adiestrador. No lo dejes pasar, podría ir a más.
Isabel
Buenos días:
El lunes adoptamos una perrita de aprox. 5 kg de la perrera, mi hija y mi marido fueron una semana antes a verla, el de la perrera les dijo, quieren sacar a la que muerde? al operario, le costó horrores ponerle la correa pero con mi hija de 13 años tuvo feeling desde el primer instante y corrían jugaron por la dependencias del centro canino. 6 días después volvimos mi hija, mi marido, y yo. La paseé, unos 10 min. y fui a tocarla y me mordió aunque ya la había acariciado un poco antes, no se lo tuve en cuenta y continuamos paseando para que perdiera ese estrés de estar metida en la jaula, practicamos en un recinto cerrado el ponerle y quitarle la correa, porque el operario tuvo muchos problemas de nuevo, y estuvimos a ratos con ella por separado, nos dimos cuenta que cuando uno de nosotros se alejaba lloraba y daba un pequeño grito. Consideramos que quizá era la que más nos necesitaba y a los dos días la adoptamos. Yo no pude, pero una amiga acompañó a mi marido y mi hija a buscarla y presentamos a la perrita que ya está en casa en un lugar neutral con la nueva, se dieron unos buenos paseos, ella un poco ansiosa, luego la subimos a casa, primero entró la nuestra, la nueva entró de la correa y mi marido le dio un tour por la casa. desde hace dos días está en casa, y lo que ocurre es lo siguiente:
- Siempre que le acercas la mano te saca los dientes (a nosotros y a cualquier persona) parece que con mi hija menos y la ha tomado como referente.
- Tiene un modo de actuar para nosotros curioso: la llamas, viene, se te sienta al lado, gruñe un poquito, luego se deja tocar y mientras la estás tocando, lentamente se gira o incluso se pone panza arriba y se deja tocar pero a veces mientras la acaricias hace una especie de gruñido/lloro y a veces continua sacando los dientes y girando la cabeza muy despacio y no ataca. Es como que me gusta lo que haces pero no me fio.
- El paseo ayer fue horroroso, el día anterior no fue tan desastroso, pero ayer iba chillado como una loca por la calle y saltando, yo no sabía que hacer. La dejé con mi hija y entre a comprar el pan el día anterior y se puso a chillar , lo mismo hizo ayer la dejan conmigo y se va mi marido o mi hija por ejemplo. A veces ve gente, o bicis o pelotas y se pone a chillar (es un chillido similar a cuando le pisas una patita sin querer pero continuo continuo continuo), luego se cansó y lo hacía menos pero saltaba mucho también. Salimos a pasear siempre con la otra perrita, que es muy tranquila para ver si aprende.
- A mi hija la tiene como referente, duerme con ella, pero creo que se protege demasiado con ella, y eso que cuando nos acercamos y todavía nos gruñe mi hija dice en tono fuerte ¡No! pero le cuesta mucho.
- No interactua ni con la otra perra, la nuestra tampoco la molesta, no juega ni con juguetes, solo va con mi hija, yo la llamo y empieza a venir se deja acariciar, pero con la cabeza agachada, mi marido también, lo que con él cuando llega a casa como que le hace un poco de fiesta. No sabe cual es su cama, como que no encuentra su sitio.
- Come poquito, pero bebe bastante agua.

Yo estoy empezando a desanimarme, sé que es muy pronto, que solo lleva dos días en casa, pero no me había encontrado en una situación así jamás y estoy perdidisima. No sé como actuar.
Mercè Garcia (Editor/a de ExpertoAnimal)
Hola Isabel,
Primero de todo quiero felicitarte por la adopción, sin lugar a dudas esta perra presenta varios problemas de conducta y necesitaba pronto una familia que la acogiera... ❤

Es importante señalar que la adaptación es un proceso largo, que puede llevar semanas e incluso meses, así que deberás ser paciente con ella y proporcionarle todos los cuidados que necesita. Personalmente te aconsejo visitar un etólogo, educador canino o adiestrador que trabaje en positivo cuanto antes, ya que solo un especialista puede darte un diagnóstico certero, ofrecerte pautas y trabajar contigo sesiones de modificación de conducta que ayuden a mejorar este comportamiento.

Por lo que nos comentas en el mensaje, puede que tu perra no esté bien socializada con las personas, con otros perros y con un entorno urbano, que además tenga intolerancia a la manipulación (quizás por falta de ella o por una experiencia traumática), ansiedad, estrés y una fuerte necesidad de tener un apego emocional con alguien. Además, el hecho de no querer jugar con sus accesorios, indica que quizás nunca antes ha tenido juguetes y que no sabe qué hacer con ellos o bien que su bienestar emocional está por los suelos... Todo esto es lo que me sugiere tu mensaje, en ningún caso es un diagnóstico diferencial.

Por todo ello, voy a darte algunos consejos, pero sigo aconsejándote que visites un profesional cuanto antes:
- Infórmate sobre lenguaje canino para saber cuándo se siente estresada, cómoda, con miedo... Aquí te dejo una guía básica con fotos: https://www.expertoanimal.com/el-lenguaje-de-los-perros-y-las-senales-de-calma-guia-completa-22590.html
- Evita la manipulación siempre que te gruña o te saque los dientes, es fundamental evitar que muestre señales de estrés o ansiedad. Acaríciala únicamente cuando se muestre receptiva y no lleve a cabo conductas negativas (exceptuando cuando sea totalmente necesario, como en el momento de poner el arnés).
- No debes castigar nunca el gruñido, sea cual sea el contexto, ya que es una parte fundamental de su lenguaje que indica incomodidad. Es preferible que se exprese, ya que si cohíbes esta conducta puede empezar a mostrar otras que sean peores, como el marcaje.
- Si bien es importante que más adelante trabajes enriquecimiento y estimulación mental, ahora mismo debes dejarle espacio, y evitar abrumarla con muchos estímulos y cosas distintas. Procura que tenga una rutina muy clara y marcada para que se adapte bien (paseos, comida, ejercicio...)
- Utiliza el refuerzo positivo (palabras amables, caricias si puedes, premios sabrosos...) para indicarle las cosas que está haciendo bien y, en la medida de lo posible, ignora las que está haciendo mal.

De momento esto es todo, yo no te aconsejaría nada más sin ver el caso.
Espero haberte ayudado, muchísima suerte.
Su valoración:
LUIS ROJO GONZÁLEZ
Hola! Tengo una caniche de dos años y medio y lleva con nosotros desde los 3 meses y tiene miedo a todo, ruidos, personas, otros perros, al agua..... También padece de ansiedad por separación y cuando no estamos en casa destroza todo lo que tiene a su alcance, siendo su comportamiento cuando estamos en casa con ella es de lo más normal. No suele pasar mucho tiempo sola (máximo 2-3 horas seguidas, cuando más). Se que debemos tratarla con algún especialista en comportamiento, pero entre tanto, ¿me puedes sugerir algún consejo? Gracias.
Mercè Garcia (Editor/a de ExpertoAnimal)
Hola Luis, mientras esperas la visita de un especialista puedes hacer algunas cosas, como por ejemplo:

- Intenta bajar los niveles de estrés y ansiedad con ejercicios de relajación: https://www.expertoanimal.com/3-ejercicios-de-relajacion-para-perros-22839.html
- Estimula su mente y olfato para que esté mentalmente más activa, lo que te ayudará después a trabajar mejor cualquier problema, te propongo un sembrado: https://www.expertoanimal.com/searching-o-sembrado-en-perros-21045.html
- Cuando te marches de casa, deja a su alcance juguetes y accesorios para que pueda distraerse, uno de los que más recomiendo es el kong classic: https://www.expertoanimal.com/el-kong-para-tratar-la-ansiedad-por-separacion-20296.html
- Compra o fabrica tú mismo un nido para que cuando haya truenos o petardos pueda refugiarse, te explico más aquí: https://www.expertoanimal.com/que-hacer-si-mi-perro-tiene-miedo-a-los-cohetes-21793.html

Intenta no estimularla demasiado, simplemente realizar un par de actividades al día de corta duración, después ya podrás ir ampliando los tiempos a medida que mejore su bienestar.

Igualmente creo que se trata de un caso bastante complejo, por todos los miedos y problemas que presenta, por lo que estoy segura que con la visita de un especialista mejorará bastante.

¡Mucha suerte!

Consejos para un perro adoptado miedoso
1 de 3
Consejos para un perro adoptado miedoso

Volver arriba