Compartir

Mi perro tiene sangre en el ojo - Causas y tratamiento

 
Por María Besteiros, Auxiliar técnico veterinario y peluquera canina y felina. 29 octubre 2018
Mi perro tiene sangre en el ojo - Causas y tratamiento

Ver fichas de Perros

En este artículo de ExpertoAnimal vamos a hablar de una situación que puede constituir una emergencia y que, por lo tanto, va a requerir una inmediata atención veterinaria. Explicaremos, a continuación, qué hacer si nuestro perro tiene sangre en el ojo. Un sangrado en un órgano tan sensible siempre es motivo de alarma, por ello vamos a ver qué lo puede causar, para tratar de evitarlo, y cuál es el tratamiento más adecuado. Veremos, también, cómo distinguir entre una lesión leve y otra grave, que va a necesitar la intervención de un veterinario.

¿Por qué mi perro tiene sangre en el ojo?

Los ojos son órganos susceptibles de padecer traumatismos por diferentes causas, como pueden ser las siguientes:

  • Golpes en la cabeza que pueden producirse jugando, saltando o por un atropello.
  • Contacto con matorrales o cualquier vegetal u objeto punzante capaz de provocar perforaciones al impactar o permanecer alojado en el interior del ojo.
  • Arañazos o lesiones similares que se pueden originar durante el juego con congéneres o en interacciones con otros animales. Es frecuente el arañazo de un gato.
  • Un perro con alguna afección ocular o un cuerpo extraño en el ojo puede llegar a causarse lesiones si se rasca o frota contra objetos.
  • Si los ojos entran en contacto con sustancias irritantes también van a aparecer lesiones de distinta consideración.

Estas heridas pueden explicar por qué nuestro perro tiene sangre en el ojo. Los perros más jóvenes tienen más propensión a estos accidentes al ser más juguetones, controlar menos el entorno o tener menos experiencia en la relación con otros animales.

La gravedad de las lesiones oculares en perros

Si observamos que nuestro perro tiene sangre en el ojo lo primero que debemos hacer es mantener la calma e intentar examinarlo. Para ello, debemos sujetar su cabeza con firmeza pero con suavidad y, rodeando el ojo dañado con nuestras manos, utilizaremos ambos pulgares para separar los párpados y, así, poder examinar el ojo por dentro y por fuera. Si el perro tiene el ojo ensangrentado podemos lavarlo antes con suero fisiológico o agua, que aplicaremos a chorro, directamente. Para más detalles, consulta el siguiente artículo: "Cómo curar una herida en el ojo de mi perro".

Si el perro está muy nervioso debemos procurar ayuda, ya que los movimientos bruscos podrían agravar la lesión. Si apreciamos algún cuerpo extraño podemos intentar extraerlo con ayuda de una gasa, siempre que no esté clavado, caso en el que tendremos que acudir al veterinario. Si somos capaces de ver alguna herida y esta está en los párpados sin afectar a la integridad del globo ocular, podemos limpiarla con suero y observar. Si el perro se daña al intentar rascarse con las patas podemos utilizar un collar isabelino para impedírselo. Si apreciamos un empeoramiento debemos consultar con nuestro veterinario por si fuese necesario tratar con algún fármaco.

Debido a la cercanía del ojo no podemos utilizar los mismos productos que para el resto del cuerpo, ya que podrían producir irritaciones. Las lesiones graves, en las que podremos observar un derrame ocular, es decir, una hemorragia en el interior del ojo del perro, o una alteración de su morfología habitual constituyen una emergencia que debe ser tratada de inmediato por nuestro veterinario.

Mi perro tiene sangre en el ojo - Causas y tratamiento - La gravedad de las lesiones oculares en perros

Luxación del globo ocular en perros

En los casos más graves, que el perro tenga sangre en el ojo oculta la luxación o protrusión del globo ocular, lo que quiere decir que el ojo está fuera de su órbita. Este problema es más frecuente en perros con ojos saltones como los pug o los bulldog francés. Golpes y mordiscos suelen ser los responsables. Se trata de una urgencia veterinaria.

Para el traslado hasta la clínica es muy importante que mantengamos al perro muy tranquilo porque los forcejeos pueden hacer que el ojo se protruya todavía más y lleguen a cerrarse los párpados por detrás. Cuanto más se tarde en procurar asistencia, más difícil será volver el ojo a su posición correcta, de ahí la importancia de que esta atención sea inmediata. Podemos empapar un paño o una gasa en suero fisiológico o agua para cubrir el ojo y evitar que el perro se toque durante el traslado.

Tratamiento y prevención de las lesiones oculares en perros

Como hemos visto, si nuestro perro tiene sangre en el ojo, el tratamiento va a depender de la gravedad de la lesión. Como medidas generales podemos resaltar las siguientes:

  • Limpiar, examinar y acudir al veterinario si la herida se encuentra en el interior del ojo, se ha modificado su morfología o el sangrado es profuso.
  • Evitar que el perro se toque, incluso utilizando un collar isabelino.
  • Aplicar las medicaciones que nos prescriba el veterinario.
  • Mantener al perro en un entorno seguro, alejado de sustancias irritantes.
  • Controlarlo en las interacciones con otros animales.
  • Pasearlo con la correa para evitar atropellos o que se introduzca en zonas de vegetación densa.
Mi perro tiene sangre en el ojo - Causas y tratamiento - Tratamiento y prevención de las lesiones oculares en perros

Este artículo es meramente informativo, en ExpertoAnimal.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Mi perro tiene sangre en el ojo - Causas y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra sección de Problemas oculares.

Escribir comentario sobre Mi perro tiene sangre en el ojo - Causas y tratamiento

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?

Mi perro tiene sangre en el ojo - Causas y tratamiento
1 de 3
Mi perro tiene sangre en el ojo - Causas y tratamiento

Volver arriba