Compartir
Compartir en:

Por qué mi perro come heces

Valoración: 4,9 (55 votos)
1 comentario
1 vez compartido
 
Por qué mi perro come heces

Ver fichas de Perros

Si tu perro come heces está expuesto a diversos problemas de salud que pueden fomentar la aparición de bacterias o parásitos en el intestino, entre muchos otros problemas. No se trata solamente de un problema que nos desagrada, también puede traer consecuencias graves para su salud.

La coprofagia o la ingestión de heces es común tanto en los perros como en otras especies animales y aunque es habitual, suele crear rechazo entre el dueño y el perro al observar este comportamiento.

Si lo que deseas es solucionar definitivamente este problema sigue leyendo este artículo de ExpertoAnimal para saber por qué tu perro come heces.

La conducta animal y el consumo de heces

Probablemente cuando decidiste adoptar a un perro nadie te explicó que esto podía suceder y desde luego tampoco pensaste en ello. La coprofagia o ingestión de heces es algo más común de lo que pensamos y aunque debe evitarse es importante saber algunas cosas:

Se trata de un comportamiento que en la naturaleza tiene su importancia ya que muchos animales recurren a ella si pasan hambre o necesitan un aporte nutricional extra. Mediante las heces expulsamos las sobras del alimento que ya no le interesan a nuestro cuerpo, aún así, quedan restos de comida no digerida que aún pueden servir.

Hablamos por lo tanto de que las heces contienen restos de alimento que aún conservan sustento que en estado salvaje y cuando se pasa hambre se convierte en algo imprescindible. En esta práctica no solo entran los perros sino que hablamos también de conejos, roedores, équidos, bovinos, entre otros. ¡El perro no es el único que come heces!

Causas que propician que tu perro coma heces

Una vez sabemos los motivos de la coprofagia en la naturaleza queda determinar cuál es el motivo que incita a nuestra mascota.

¿Sospechas que tu perro come heces pero no sabes con exactitud cuándo lo hace? Si estás verdaderamente preocupado por este asunto te recomendamos ubicar una o dos cámaras que cubran el perímetro del jardín. Observa qué hace tu perro y cómo se comporta cuando tú no estás.

A continuación te ofrecemos una lista de posibles causas que hacen que tu perro coma heces:

  • El perro quiere llamar tu atención en el parque comiendo heces. Aunque luego lo regañemos, quizás nuestra mascota sencillamente quiere que le dediquemos tiempo durante su estancia en el pipi can. Pregúntate si le prestas suficiente atención y si juegas suficiente con él en ese momento.
  • Tu perro tiene problemas digestivos. ¿Observas que hace diarrea? ¿Tiene problemas para digerir el alimento? ¿Se trata de un cachorro? En ocasiones las dificultades que sufren para alimentarse correctamente hacen que prefieran comer alimento "blando", en este caso heces. Cámbiale durante unos días su pienso por alimento blando auténtico en lata o patés, si no observas cambios acude a tu veterinario.
  • Tu mascota se ve afectada por la soledad. Si tu perro pasa muchas horas solo es probable que por aburrimiento y soledad decida comer sus propias heces. Pregúntate si estás suficiente tiempo con él y de no ser así toma medidas al respecto.
  • Tienes un perro muy limpio. Si observas un comportamiento habitualmente de limpieza en tu mascota (se limpia, no bebe cuando el cuenco está sucio etc.) puede ser que decida comer heces a fin de evitar que su hábitat esté sucio. Dedica tiempo a la limpieza de la casa y jardín de forma regular. No puedes permitir que tu perro viva rodeado de suciedad.
  • Está hambriento. Quizás el alimento que le aportas no le nutre lo suficiente. La carencia de vitaminas y minerales o pasar hambre en exceso es un problema grave. Deberás remediarlo aportándole más alimento o pienso de mejor calidad.
  • Tu perra acaba de tener cachorros. Si te encuentras en esta situación es probable que tu perra se las coma para evitar el olor y con ello la presencia de posibles depredadores. Limpia las heces constantemente y utiliza productos de droguería para que ella no tenga que realizar esta tarea.
  • Tienes un perro muy curioso: Especialmente los cachorros por curiosidad pueden explorar y comerse una hez de otra mascota o la suya propia. Pueden encontrar en ellas un sabor apetecible y por ese motivo se las comen. No permitas que esto suceda, deberás reñirle y mantenerlo bien alimentado para que no se repita.
  • Conductas negativas: Si utilizamos el castigo regularmente con nuestro perro cuando defeca en el hogar o le acercamos el hocico a las heces riñéndole el perro puede llegar a comérselas para evitar nuestro enfado. Evitemos las conductas negativas y avancemos utilizando siempre el refuerzo positivo.
  • Otros problemas: Si observas que las causas son graves, pueden derivarse de una enfermedad o sencillamente no eres capaz de identificar las causas acude a tu veterinario de confianza para que te ayude a solucionar el problema.

Trucos y consejos para evitar que tu perro coma heces

A continuación te ofrecemos un pequeño listado con información útil que puede remediar este comportamiento:

  • Mantén la zona de tu perro limpia. Obviamente la higiene no solo ayudará a resolver este problema sino que además harás que sea menos propenso a sufrir algún tipo de enfermedad o infección. La higiene en su espacio, en el comedero y bebedero o en su cama es esencial para la vida digna de cualquier mascota. Forma parte de las 5 libertades del bienestar animal.
  • Decirle que "No" en el momento en el que lo haga. Obviamente no debes permitir en tu presencia que tu mascota coma heces. Dile que "No" debe hacerlo en el preciso instante que veas que vaya a hacerlo o lo esté haciendo, para ello es importante que tu mascota entienda el "No". También debes premiarle con felicitaciones comer la comida habitual, de esta forma reforzamos la conducta deseada. Eso sí, jamás le hagas daño o le riñas de forma excesiva, eso puede agravar el problema ya que por ansiedad y preocupación puede seguir comiendo heces para intentar hacerlas "desaparecer".
  • Añade trozos de piña a su dieta habitual. Hablamos de trozos muy pequeños de esta fruta que harán que altere el sabor de los heces. En muchos casos los perros a los que se les aplica este truco dejan de hacerlo.
  • Evita comprar alimentos demasiado procesados. Te recomendamos evitar alimento que contenga en exceso hidratos de carbono, grasas etc. Descubre qué tipos de alimento para perros existen y ofrécele lo mejor que puedas permitirte.
  • Terapia de choque; haz que tu perro deteste las heces. Espolvorea por encima de una hez en el jardín ablandador para carne, limón o vinagre. Lo que harás será crear un sabor muy desagradable para ellos (puede funcionar o no).

Recuerda que ingerir heces tanto suyas como de otras mascotas o animales es una practica peligrosa, insalubre y que conlleva riesgo para la salud de tu perro. Este comportamiento puede ser causa de una enfermedad o trastorno del propio animal. Evita a toda costa este comportamiento dedicándole tiempo a tu can y acudiendo al veterinario o al especialista canino si no encuentras una solución.

Si deseas leer más artículos parecidos a Por qué mi perro come heces, te recomendamos que entres en nuestra sección de Problemas del comportamiento.

Comentarios (1)

Escribir comentario sobre Por qué mi perro come heces

Muy útil
1 comentario
Carlos Alberto Jiménez López
Mi Jack Rusell no se come sus heces, pero tenemos tres gatos y se mete a los areneros y son las que se come. Voy a tratar con el riego de limón. Gracias.
ExpertoAnimal
Hola Carlos, es muy habitual esta práctica, ya nos contarás si te funciona.

Descubre vídeos interesantes
Razas de perros
Razas de gatos
Manualidades para mascotas
Consejos y cuidados de los gatos
Por qué mi perro come heces
1 de 4
Por qué mi perro come heces